La pegatina arenal sound 2015 luis crown

ARENAL SOUND 2015: CRÓNICA JUEVES

Tenía pensada una introducción a esta primera jornada del Arenal Sound 2015 en forma de sencillo perfil sociológico del público que acude a este festival, de sus costumbres y del éxito de este formato, pero a tenor de lo ocurrido durante este jueves, mejor lo dejo para otro día menos accidentado.

Durante toda la semana se había anunciado que hoy (hoy por ayer) comenzaría un temporal de lluvias en la zona de Levante y que duraría hasta el sábado, por lo que él que no haya acudido preparado para estas circunstancias, o es una persona despreocupada (muchos), o quizá simplemente inexperta (muchos más).

Las dos jornadas de bienvenida, cada vez con una programación más potente –este año contaba con grupos como Is Tropical, Monarchy, La M.O.D.A., Arizona Baby, Joe la Reina o Mujeres- posiblemente con motivo de aprovechar y atraer al recinto a los miles de jóvenes “sounders” que se desplazan a Burriana para pasar la semana completa, habían sido satisfactorias y sin incidentes destacables, pero de la primera jornada “propiamente dicha” del Arenal Sound 2015 no se puede decir lo mismo.

Nada más comenzar el primer concierto en el Ron Negrita Stage, el de Jero Romero, las nubes negras hicieron acto de presencia. El excantante de The Sunday Divers y su eficiente banda, actuaron ajenos a estas circunstancias ante un público escaso –hora de piscina + hora de botellón -, enrocándose en el centro del escenario, en un corro que les daba fuerza e impulso; garra que transmitían claramente. La suya fue una actuación de rock académico de exquisito gusto y factura, que no pudo completarse porque poco antes de finalizar cayó la primera tromba de agua y los espectadores corrieron a esconderse bajo los toldos de las barras. Cuando al cuarto de hora escampó, y salió el arco iris, no tuvieron la oportunidad de acabar lo poco que les quedaba de repertorio, porque el horario ya se había echado encima de la banda con la que alternaban actuación en el otro escenario, La Pegatina. Una lástima, tan buena actitud merecía un final mejor.

El arco iris en el Arenal Sound tras el concierto de Jero Romero / Foto: Luis Crown

El combo festivo de La Pegatina actuaba por quinta vez en el festival –en todas las ediciones salvo la primera-, lo que habla por sí solo de la fiabilidad de la banda y lo atractivo que es su espectáculo para el tipo de público del Arenal. Los catalanes mezclan ska con rumba y todo lo que se les pasa por la mente, como si de un pupurrí de verbena se tratase, y con eso triunfan, increíble pero cierto. La cantidad de gente que corrió desde la entrada hacia el Desperados Stage para ver, cantar y saltar sus canciones fue tremenda, y cual fiesta popular etílica lo gozaron de lo lindo. Tocaron temas de su último disco “Revulsiu”, empezaron canciones con versiones llevadas a la pachanga de “Take on Me” de A-Ha, de “A-Punk” de Vampire Weekend y hasta del “I like to move it” de Real to Reel (esa que cantan los lemures de la película Madagascar), cantaron la premonitoria “Lloverá y yo veré” e invitaron a The Space Elephants a finalizar el concierto con ellos, interpretando “Mari Carmen”. Todo el mundo contento, “the public gets what de public wants” (me quería permitir el lujo de utilizar a The Jam para hablar de La Pegatina). Al finalizar, de nuevo estampida en dirección contraria, hacia afuera del recinto.

La Pegatina / Foto: Luis Crown

Por ello, Delafé y las Flores Azules no gozaron, ni por asomo, de la presencia de público de la banda de mestizaje que acababa de tocar, y además volvía la lluvia, aunque en forma de ligero chirimiri. Sobre el Ron Negrita Stage la banda se colocó en paralelo en el fondo, mientras Oscar y Helena se quedaron con el inmenso escenario para ellos solos –no por egocentrismo, si no porque de esta manera se protegía el equipo ante un posible chaparrón-. El personal hip hop de sus canciones, en forma de relatos naif, es atractivo en forma, pero tiene menos mordiente o peligro que una piraña en un bidé, pero sin piraña. Los presentes se dejaron llevar por los hipnóticos pasos de baile de Oscar y por unas letras descriptivas, tanto de vivencias como de sentimientos, que se cuelan fácil, por lo cual es comprensible que hayan sido utilizadas para diversas campañas de publicidad.

De vuelta al Escenario Desperados –el principal- tocaba el turno de La Roux, posiblemente la banda más elegante, tanto estilística como musicalmente, de todo el cartel. Es cansino tener que repetir lo dicho en las crónicas de sus estupendos conciertos del DCode 2014 y el MBC Fest 2015, puesto que siguen ofreciendo lo mismo: una carismática Elly Jackson desplanzándose por el escenario como el Bowie del tour de “Diamond Dogs” y unas canciones herederas de lo mejor de los años 80, transportadas al electro pop más actual. Lástima que la disfrutara menos de la cuarta parte de público que La Pegatina, y de forma realmente desapacible, puesto que continuaba chispeando. Delorentos posiblemente no se han visto en otra igual nunca, en un horario preferente (aunque para los sounders no lo sea) en un festival tan grande, puesto que su pop es meritorio, pero sus méritos son escasos, valga la redundancia. No se puede decir que tengan hits, pero los irlandeses confieren a su música una épica característica de sus compatriotas U2 (preAchtung Baby) o incluso Editors, lo que les otorga una emotividad entrañable, aunque con una falta de carisma evidente. Lamentaron la lluvia (escasa pero contínua) y efusivamente la presencia a los asistentes (su cantante Ró bajó del escenario a saludar tras el concierto).

La Roux / Foto: Luis Crown

Tras ellos, actuaba Rudimental, estrellas de la noche y banda que venía de hacer un muy buen papel en Glastonbury. Lo suyo es la electrónica con gran carga de soul. Se les asocia al drum&bass, pero tienen bastantes más registros, y debido a las muchas voces del grupo (estuvieron bien acompañados de Bridget Amofah y Anne-Marie) y la profusión de colaboraciones han creado un sello personal, que ha calado en una legión de fans. Presentaron canciones de su inminente nuevo disco “We the generation”, como “I will for love”, “Never let yougo”, “Go far” o “Rumour Mill”, aunque también tocaron los mejores temas de su disco anterior,”Home” (2013), como “Not giving in”, que dedicaron a John Newman, “Baby” o “Free”. Estaba siendo un muy buen espectáculo, pero, cuando enfilaba la recta final, una tremenda tromba de agua obligó al desalojo del escenario y la suspensión del concierto. La gente, aunque ya estaba empapada, corrió a refugiarse y los charcos se convirtieron en tremendas balsas en minutos. Aquello tenía pinta de no parar y después de un rato de confusión, la organización avisó de que por seguridad se suspendían el resto de conciertos de la noche: We Have Band, John Newman, Zombie Nation y todo lo programado en la Hawkers Pool Stage. Una tremenda lástima, pero es lo que tiene la madre naturaleza: por mucho que la jodamos, ella nos sigue dominando.

Rudimental / Foto: Luis Crown

Esperamos de corazón que los campings hayan permanecido minimamente habitables, que no se haya producido ningún percance personal y que a pesar del perjuicio de todos estos imprevistos, la suspensión de los conciertos sea el mayor mal que tengamos que lamentar. Las predicciones meteorológicas no son mejores para mañana, esperemos que no acierten.

Manual de Uso del Arenal Sound 2015

Portada – La Pegatina / Foto: Luis Crown – Arenal Sound

the dragtones festisurf 2

THE DRAGTONES ESTARÁN EN EL FESTISURF

The Dragtones estarán de gira por nuestro país el próximo septiembre, son un poderoso cocktail molotov nuclear con miembros de las más vibrantes y populares bandas de directo en la escena del “desperate rock n’ roll” en la actualidad.

Unos de sus componentes es el líder y cantante de la famosa banda americana Luis & the Wildfires, el resto del grupo proviene de las más potentes bandas de la escena Sueca y el resto de Europa. Componentes de The Hives, The Hi-Winders, The Barbwires & Fatboy.

Todo parece bastante obvio y solo el charco separa físicamente estas dos magníficas piezas de un puzzle absolutamente explosivo, aún con esa distancia de por medio, el rock n’ roll les acerca de tal manera, que les podrás ver en un mismo escenario en su próxima gira española, “El demonio dentro Tour 2015”, que pasará el 12 de septiembre por el Festisurf de Platja d’Aro en Girona.

Tienen un regusto salvaje e indomable, con sabor a finales de los años 50’s y principios de los años 60’s.
Es rock n’ roll añejo, pasado por una trituradora y a 1000 revoluciones por minuto.

El Demonio Dentro Tour 2015

Viernes 11 – CASTELLÓN – Sala Four Seasons
Sábado 12 – FESTISURF – Platja d’Aro
Domingo 13 – LLEIDA – Café del Teatre
Martes 15 – VITORIA – Helldorado
Miércoles 16 – BILBAO – Kafé Antzoki
Jueves 17 – MADRID – Sala El Sol (fiesta 10º aniversario El Sotano de Radio 3)
Viernes 18 – ZARAGOZA – Las Armas
Sábado 19 – VALENCIA – Sala 16 Toneladas
Domingo 20 – ALICANTE – Sala Stereo

THE DRAGTONES son:

Luis Ariaga – Vocals (also in Luis & the Wildfires)
Mike Barbwire – Guitar and Bass (also in the Barbwires, the Hi-Winders, the Intruders)
Vigilante – Guitar and Bass (also in the Hives)
Per Thorsell – Guitar (also in the Hi-Winders, the Intruders, prev. in Robert Johnson and Punchdrunks)
Jugglo – Drums (also in the Hi-Winders, prev. in Fatboy, Whale)

 

moon duo villamanuela

ONCE NUEVAS CONFIRMACIONES PARA EL VILLAMANUELA

El festival Villamanuela, que celebrará su tercera edición del 9 al 11 de octubre en diferentes puntos de Malasaña, acaba de anunciar a once artistas artistas, que se unen a los anteriormente confirmados The Sonics - con su formación original y nuevo disco-, Matana RobertsGhost CultureGirl BandLa LuzC.P.I. Jardin de la CroixJupiter Lion Siesta!OcellotOlde God y Sed Senra, Fumaça Preta.

10 CONFIRMACIONES:

El festival contará con un showcase del sello ‪#‎FuckPunk, lanzado en 2014 por Vessel y Ossia, miembros del colectivo Young Echo y que nos trae todo el color de la boyante escena de Bristol. El dú de Bristol Giant Swan ocupa el puesto más puramente avant garde del espectro psicodélico. Robi Stewart y Harry Wright son parte integral del admirado colectivo bristoliano Howling Owl, otra agrupación de Djs y músicos afines con fuertes lazos con la escena Young Echo.

La segunda confirmación, dentro también del ‪showcase #FuckPunk es OSSIA. Responsable de los sellos Peng Sound, NoCorner, FuckPunk, Hotline y la tienda de discos FwdFwd, suya es la primera referencia de FuckPunk bajo el alias Dj Oa$is junto a Dj Ape (Vessel), con su debut en solitario a punto de ver la luz en el influyente sello Blackest Ever Black.

La tercera confirmación  es el productor italiano Rumore. Co-fundador junto a Kresy del sello Discomaths. El sonido y las texturas que han caracterizado sus últimos directos, como el del festival Magma en Zaragoza el pasado mes de Julio, se mueven en aguas turbias. House abstracto con pinceladas acid y nubes ambientales, lo suyo es un sonido espeso marcado por el fragor analógico cuyo próximo capítulo es una nueva referencia para el sello madrileño de reciente creación Pitch Down Records.

También se ha anunciado la confirmación de STA. Clásicos y ultramodernos, audaces y muy refrescantes, los catalanes STA llevan el dub jamaicano hasta el límite. El combo liderado por Pope (miembro también de Bradien y experimentador ruidista bajo el alias Fuego) parte de los códigos clásicos del género – establecidos en Jamaica por King Tubby, Lee Perry y Augustus Pablo – para transformarlos en un lenguaje atractivo y plenamente contemporáneo, renovando un discurso ya de por si revolucionario a partir de efectos, vientos (trompeta, melódica) y ritmos electrónicos abrasivos y absolutamente magnéticos.

Además nos encontramos con SDA, que  son Ape (Vessel) y Chester Giles rindiendo homenaje a su 24 horas local en Bedminster, Bristol, y a C.A.R., el nuevo proyecto de Chloe Raunet, geek de los extremos más extraños del post-punk, el synth pop, krautrock e Italo disco, responsable del programa Latete Atoto en NTS Radio y anteriormente frontman del combo de coldwave londinense Battant.

Islam chipsy son la séptima confirmación de hoy para ‪#‎villamanuela2015. Islam Chipsy y su banda E.E.K. son parte de la actual revolución musical egipcia que está ocurriendo en El Cairo. Distanciándose de géneros imperantes como el electro-chaabi y el mahraganat (música de festival), Chipsy ha creado un mundo propio a partir del virtuosismo de formación clásica de sus frenéticas líneas de teclado: la nueva ola de Chaaby y sintetizadores del delta del Nilo. Su música es una experiencia de melodías árabes violentas y psicodélicas, canalizadas a través de ruido de 8 bits mientras sus manos aporrean las teclas con una increíble precisión, apoyado en la velocidad ultra-sónica de sus 2 impecables baterías.

También se actuarán en el Villamanuela The Black Madonna. Una dj cada vez más respetada, conocida por sesiones que alternan clásicos básicos con selecciones altamente idiosincráticas; es también una experta productora, con una serie de tracks irresistibles – entre ellos Exodus o A Jealous Heart Never Rests – que aún suenan a menudo en clubs y radios más de 2 años después de su publicación. Y además hay que recordar que es la cazatalentos del Smart Bar de Chicago, uno de los mejores clubs de Norteamérica que se ha hecho aún más famoso bajo su dirección.

Vessel es la novena confirmación, dentro del ‪#‎showcaseFunkPunk. Vessel es el alias de Sebastian Gainsborough, un jovencísimo chaval de Bristol que, partiendo del techno más sísmico y de una asombrosa capacidad para generar sonidos con materiales rústicos e instrumentos caseros, crea una masa de noise controlado y ritmos industriales que le sitúan como punta de lanza de esa nueva generación de exploradores de subgraves que ha surgido en los últimos años en UK y que representan Andy Stott, The Haxan Cloak, Forest Swords, Demdike Stare, Holy Other, Evian Christ y una lista de nombres que crece cada día para los amantes de la electrónica de baile más experimental.

Busy Gangnes y Melissa Livaudais publican por fin el 7 de agosto su esperado segundo disco como Telepathe. Se llama Destroyer y aunque lo grabaron en Los Angeles en 2012, su edición se ha ido retrasando por varios motivos relacionados principalmente con los vericuetos de la industria musical. Seis años y 3 singles después, vuelven a escena con un disco de que toma como puntos de referencia las relaciones efímeras, los ritmos freestyle de Miami, la ciencia ficción y la Madonna que no necesitaba de ninguna colaboración para llamar nuestra atención. Seguramente uno de los regresos más esperados por los amantes del synth-pop moderno.

Y la última confirmación de esta tada es Moon Duo. Ripley Johnson, guitarrista de Wooden Shijps, y Sanae Yamada formaron Moon Duo en 2009 en San Francisco. En sus dos primeros EPs, ‘Killing Time’ (2009) and ‘Escape’ (2010), comenzaron su personal homenaje al space rock de grupos como Suicide, Cluster o Silver Apples. Reforzados desde 2013 con la presencia del batería John Jeffries, Moon Duo publicaron este año su tercer lp ‘Shadow of the Sun’, que edita Sacred Bones Records y en el que se incorporan sonoridades proto-punk, con canciones más oscuras y humanas. 

ARVE Error: The Vimeo endpoint located at http://vimeo.com/api/oembed.json?url=http%3A//vimeo.com/115980798 returned a 404 error.
Details: Not Found

https://vimeo.com/115980798

Toda la información del Villamanuela en: http://bythefest.com/festivales/villamanuela/

maronda ebrovisión

EL EBROVISIÓN REPARTE SU CARTEL POR DÍAS Y SUMA TRES NUEVOS ARTISTAS

El festival Ebrovisión, que celebrará su decimoquinta edición en Miranda de Ebro (Burgos) del 3 al 5 de Septiembre, acaba anunciar la distribución por días de sus artistas, además de la incorporación de los valencianos Maronda (en la foto), con su pop de orfebrería y su manual de canciones redondas, que llegarán a nuestra ciudad presentando su nuevo disco recién editado “Vibraciones”. El donostiarra Havoc también traerá a nuestro escenario su primer disco, compuesto íntegramente en la lengua de Cervantes “Lo saben los narvales”, una recopilación de épicas canciones para los amantes de los corazones rotos. Y para cerrar esta tanda de confirmaciones, los leridanos Pull My Strings que son puro nervio, melodías de voces perfectas y guitarras afiladas sobre el escenario.

Estos nuevos nombres se unen a los anteriormente confirmados por Ebrovisión Hercules and Love Affair, The Hot Sprockets, L.A.Mi CapitánJoe CrepúsculoDisco las palmeras!, Mujeres y Eladio y los Seres QueridosAllah-LasSidonieSupersubmarinaLa Habitación RojaNiños Mutantes, AirbagCabezafuego y los BrutalesTrajano!DeloreanAnni B Sweet, The NoisesRufus T. Firefly,  Pecker, The Rockin’ Pneunomias y Smoke Idols

Toda la información del Ebrovisión en: http://bythefest.com/festivales/ebrovision/

transtropicalia

NUEVA VULCANO SE UNEN AL CARTEL DEL TRANSTROPICALIA 2015

A medio camino entre una fiesta privada y un festival, Transtropicalia crea un espacio efímero, respetuoso y discreto con su entorno en el que poder disfrutar de la música bajo el principal criterio de la calidad. Este año se celebrará el sábado 12 de septiembre, en un espacio limitado a 200 personas que acuden al recinto del festival en autobuses (desde Alicante, Murcia y Elche) sin saber hasta ese momento donde es exactamente y encuentran una casita de campo con piscina y mucho encanto. El Transtropicalia pretende que el público pueda compartir la experiencia de cerca con las bandas y que las bandas vivan la experiencia como si fueran parte del público. Transtropicalia es un lugar para compartir experiencias, celebrar la contracultura y el cambio, donde la norma es transformar la realidad.

Nueva Vulcano se une a un cartel de Transtropicalia siendo probablemente son el grupo más grande del underground nacional. Tras la edición de su cuarto disco “Novelería” (Bcore 2015) han emprendido una incursión hacia el gran público, festivales mediante. Rock, melodías y letras que son un totem en nuestras memorias y que estarán en el Transtropicalia 2015.

El evento ya contaba con la presencia de los artistas Mdou Moctar, Rosvita, Thrash Kit, Flyingpigmatanza y Mott, aunque nos cuentan que todavía queda alguna sorpresa.

El festival se financia bajo aportaciones de 35€ (únicamente bajo reserva anticipada) que incluyen comida y autobús hasta el recinto del festival, que permanecerá secreto hasta el momento de subir al autobús.

Transtropicalia Pooltalks es un evento dentro de un evento, un pequeño ciclo de microcharlas en las que intervendrán personas que de una u otra manera se salen del camino establecido y exploran nuevas vías tanto en su vida como en su carrera profesional. Con un tiempo limitado a diez minutos por ponente, se creará un ambiente de intercambio de experiencias en el que el público podrá empaparse del espíritu de Transtropicalia desde perspectivas y disciplinas muy dispares. Esta actividad se realizará en la zona más húmeda de Transtropicalia y estará comisariada por Explicarte, el grupo de trabajo de didáctica artística de los principales espacios culturales y museos de Alicante.

PONENTES 2015: Fru*Fru // Ramón Marrades // Las CulpasS // CartonLab // AliBaba PhotoFestival

PUNTOS DE VENTA

http://entradium.com/es/entradas/transtropicalia-2015

Alicante: Jacapaca, Punto Pop, Merycroket y Naranja y negro

Murcia: Café Ficciones y Discos Tráfico

Los Nastys truenorayo

EXCLUSIVA BYTHEFEST: LOS NASTYS ACTUARÁN EN EL TRUENORAYO FEST 2015

La segunda edición del Truenorayo Fest, que se celebrará de manera gratuita los días 2 y 3 de octubre en el Casal Jove del Puerto de Sagunto (Valencia), continúa añadiendo nombres a su cartel. En esta ocasión se trata de la banda madrileña Los Nastys, uno de los grupos que representa el nuevo garage de la capital y que el año pasado entraron en carteles de festivales como el FIB y este tienen por delante actuar en el Sonorama Ribera. Esta incorporación suma una buena dosis de sudor y adranalina, a este festival independiente y underground.
El Truenorayo Fest
Conciertos, talleres, charlas, stands de sellos y  un montón de actividades relacionadas con la música underground tienen cabida en este evento. Los Nastys se unen al dúo madrileño de potente y áspero rock ruidoso Árida,  que fueron confirmados ayer y otros artistas como los catalanes PANE que cada vez están pegando más fuerte con su distorsionada psicodelia, el nuevo fichaje del Genio Equivocado que lleva por nombre Ghost Transmission, los madrileños Mihassan lanzados a por la crudeza, el shoegaze que se entremezcla con el art rock prefecto de las londinensas Ghost Car, los siempre alocados V¡etnamLas Infantas que han compartido escenario con bandas como Shannon and the ClamsCheap Time o The CoathangersLaverge, una banda de Valencia, surgida a partir de la disolución de 121dB y Nollie To Glory, Celica XX que presentará su nuevo trabajo lleno de psicodelia y noise pop en el festival, los barceloneses Black Islands y sus guitarras cortantes y distorsionadas, Kelly Kapowsky, y la proyección de audiovisuales a cargo de Cinépoème que estuvieron en la pasada edición del Volumens en el MuVIM.

Todavía faltan artistas por confirmar y seguro que entre ellos alguna agradable sorpresa. El festival lo organizan Hits With Tits, y el cartel es obra de la ilustradora Maria Herreros.

 

flo_morrissey-hd dcode

EL DCODE CIERRA SU CARTEL CON TRES NUEVOS NOMBRES

El DCode, que se celebrará en  Madrid el 12 de septiembre, acaba de anunciar los últimos nombres que se incorporan al cartel de este año: Flo Morrissey (en la foto), Gold Lake e Independance DJs. Que se unen a Foals, confirmados hace un par de semanas y que triunfaron este pasado finde semana en el Low Festival y a SuedeSam SmithThe VaccinesCrystal FightersWolf AliceCirca WavesSupersubmarinaIzalNeuman, Second, Polock Natalia Lafourcade, Hinds, The Unfinished Sympathy, Trajano! y L.A.

Toda la información del DCode en: http://bythefest.com/festivales/dcode/

Dcode_

DCODE Y MASTERCARD PRICELESS LANZAN LAS ENTRADAS VIP XL

DCode siempre ha buscado ofrecer experiencias innovadoras, y en esta edición propone vivir el día 12 de septiembre como un auténtico VIP. No sólo se ponen a la venta entradas VIP para el festival sino que, por primera vez en la plataforma de ocio para Titulares MasterCard Priceless Madrid y sólo para usuarios de Tarjeta MasterCard, se podrá acceder a las muy exclusivas entradas VIP XL.

Los Titulares de Tarjeta MasterCard podrán adquirir este pase especial y además, beneficiarse de un 25% de descuento en la compra de sus entradas –que incluyen acceso a la zona VIP, ticket de bebidas con 2 refrescos y 2 copas, y grada VIP con las mejores vistas al escenario principal–, la oportunidad de poder recorrer el backstage acompañado de uno de los responsables de producción, acceder al side stage en uno de los conciertos y conocer en persona a dos de los artistas del cartel. Con un precio algo menor se podrá disfrutar de las comodidades de la zona VIP del festival.

La oferta de venta de entradas VIP XL está disponible a través de la web de Priceless.com con un aforo muy limitado debido a lo exclusivo de la oferta. Únicamente 40 personas podrán disfrutar de esta experiencia y vivir Dcode 2015 como nunca antes había sido posible.

Con esta propuesta Dcode quiere brindar la oportunidad de conocer el festival desde cerca y con una posición exclusiva.

Priceless Madrid pertenece al programa Priceless Cities de MasterCard, con experiencias y ofertas únicas para vivir de manera diferente 40 de las ciudades más icónicas del planeta. En cada una de ellas, la compañía ofrece opciones de alojamiento, comida, compras y ofertas culturales que ningún visitante debería perderse, como el festival DCode 2015.

Toda la información del DCode en: http://bythefest.com/festivales/dcode/

OWEN PALLETT-05 PORTADA

LA MAR DE MÚSICAS 2015: CRÓNICA

Cuarenta y tres actuaciones en nueve días, además de una sobredosis, es una auténtica pasada para los sentidos. Sobre todo si el evento tiene tanta personalidad propia como en el caso de La Mar de Músicas, un oasis de sonidos multiculturales en medio de un desierto de festivales nacionales tan miméticos que uno mira sus carteles y parece entrar en modo ‘día de la marmota’. En el festival de Cartagena, que este año ha celebrado nada menos que su vigesimoprimera edición, hemos podido disfrutar de artistas de 16 países, entre ellos un Chile que ejercía como invitado, lo que le otorgó un rol prioritario también en los apartados de arte (ocho exposiciones), cine (diez películas) y literatura.

Para no volvernos (aún más) locos, lo que vamos a hacer en byTHEFEST es ofrecer un resumen del festival en formato Top 10. Solo lo mejor, que tu tiempo es oro y el nuestro también. Ni yo mismo he podido ponerme de acuerdo conmigo con el orden, pero alguno había que establecer y lo cierto es que son todos los que están. ¿O era al revés? Malditos resabiados dichos populares…

01 – OWEN PALLETT (La Catedral, 23 de julio)
El canadiense ofreció el mejor concierto de La Mar de Músicas 2015. A solas en escena o acompañado de guitarra y batería, pero siempre con un tridente ganador: su voz de registro variable, sus nuevos pedales de loops -se los compró un par de días antes al perder los habituales y vaya si le salieron buenos- y su violín encantado, del que iba extrayendo sonoridades insospechadas, ya fueran colchones de teclado o percusión, guitarras, bajo, piano e incluso violín. Un repertorio manejado con solvencia apabullante y sin las divagaciones etéreas de otras ocasiones. Una mezcla de clasicismo y modernidad, de algodón y acero, de talento y efectividad, de sensibilidad e impacto para un concierto de los de guardar en el recuerdo.

Owen Pallet

02 – DOUGLAS DARE (La Catedral, 20 de julio)
Un nuevo nombre para añadir a la escena ‘brit genius’, esa nueva hornada de jóvenes autores británicos hipersensibles de formación académica que facturan una suerte de post-pop o avant-pop nada académico, de gran calidad y con conexiones con la música contemporánea. Armado de piano, máxima expresividad vocal, timidez magnética y únicamente acompañado por Fabian Prynn, un baterista tan peculiar e idóneo que pareciera estar diseñado ad-hoc para su música, las canciones de Douglas Dare suenan vanguardistas e inesperadas, oscuras pero melódicas y definitivamente brillantes. Una especie de post-romanticismo minimalista, si me permiten la aparente contradicción, que exalta las emociones personales desde el intimismo y donde la electrónica a veces hace acto de moderada presencia para contribuir a generar ambientes turbadores.

Douglas Dare

03 – JAMES VINCENT McMORROW (Auditorio Parque Torres, 18 de julio)
El de Dublín nos introdujo en su exquisita alcoba emocional. Había expectación por ver cómo defendía en directo unas canciones que de puro frágiles y sensibles amenazan con romperse. Lo hizo de modo brillante, aumentando ligeramente el aspecto rítmico, mostrando riqueza y versatilidad en los arreglos, alternando los tempos para evitar el riesgo de la inercia y enamorando con su mágica interpretación vocal. Casi escondido entre una neblina de humo y con iluminación minimalista en blanco y negro, McMorrow consiguió ese improbable que consiste en convertir la penumbra individual en verdad universal. Lo de la canción de la lotería es pura anécdota y en directo su parecido con Bon Iver se difumina ante semejante belleza sonora.

James Vincent MacMorrow

04 – CAMILA MORENO (La Catedral, 17 de julio)
Camila Moreno firmó el mejor concierto del país invitado, Chile. Brillante, magnética, misteriosa, arriesgada y poderosamente original, la de Santiago huye de ese electropop que es tendencia en su país para buscar -y encontrar- un universo propio sugerente y seductor para el que no duda en utilizar herramientas del folclor chileno, del noise rock, de la electrónica menos obvia o del post-rock más onírico y un tanto a medio camino entre la primera Björk y Beth Gibbons. Con la muerte como uno de sus temas fetiche, Camila emite entre la amenaza, la ternura y la irreverencia (“me gusta faltarle el respeto a los estilos, pero con mucho cariño”), manejando su voz de por sí envolvente con efectos de reverberación y doblaje para convertirla al tiempo en guía y ambiente. Extraña y cuerda.

Camila Moreno

05 – MELODY GARDOT (Auditorio Parque Torres, 24 de julio)
Era la tercera vez que la veía y fue la mejor, aunque también la menos amable. A Gardot -voz de ángel que escapó del cielo para huir del aburrimiento- le queda todo bien, pero mejor el negro que el pastel. Y su concierto fue tan oscuro como una ceremonia de vudú. Melody canta tan escandalosamente bien que le valdría media concesión para ganarse a la audiencia. Pero ahora tiene una conciencia más social -dedicó ‘Bad news’ a Charlie Hebdo e hizo corear ‘Preacherman’, la historia de un adolescente negro asesinado por tontear con una blanca- y en su paleta actual no ha lugar para la acuarela. Hizo un amago por Jobim y, ante el jolgorio de la audiencia, exclamo en un buen español: “esta no es la ocasión”. Eso sí, cuando interpretó con voz tenue ‘Our love is easy’ y ‘Baby i’m a fool’ varias personas murieron de amor.

06 – ZAZ
La nueva estrella del pop europeo mostró el porqué de sus peinados en tres registros diferenciados pero con conexión entre sí: Paris, mon amour. Por un lado las canciones más nítidamente pop, dulces y pegajosas como un chicle; por otro, el existencialismo bohemio que le ha valido etiquetados tan poco acertados como ‘la nueva Édith Piaf’ -a los 30 aún le faltan cicatrices- y por último y el mejor de todos, cuando su entusiasmo contagioso y su ‘joie de vivre’ se despliega en irresistibles arrebatos de jazz manouche, rítmicos, callejeros, sabrosos, melódicos y sí, también un pelín macarras. Zaz aúna el conocido charme francés junto a esa rebeldía que demanda una sensibilidad nueva a la hora de gestionar el mundo. No en vano una de sus canciones ‘Je veux’ fue emblema del 15M. Ni les cuento cuando la cantó. Bueno, ella no, todo el público.

Zaz

07 – TOUMANI DIABATÉ & SIDIKI DIABATÉ (La Catedral, 22 de julio)
Comenzaron su gira europea en Cartagena y lo hicieron con un día de retraso por problemas de enlaces. O, después de disfrutar de su concierto, tal vez porque su manera de entender el tiempo tiene poco que ver con la nuestra. El maestro maliense Toumani Diabaté y su hijo Sidiki desplegaron sus magnéticos mantras de kora, esa suerte de arpa de África Occidental de 21 cuerdas y cuerpo de calabaza. Sidiki es una sólida promesa que ha trabajado con el rapero Iba One, la mágica kora de Toumani puede escucharse en discos de Taj Mahal y Damon Albarn; Sidiki tiene el ímpetu de la juventud, los fraseos de Toumani eran caricias que evocaban la bella calma del atardecer en la sabana. No sé si este instrumento tiene un poder espiritual, pero uno sale comprendiendo el mundo. Hasta que vuelve a leer los periódicos.

Toumani Diabaté & Sidiki Diabaté

08 – ANA TIJOUX (Castillo Árabe, 17 de julio)
Ana Tijoux redondeó la magnífica primera jornada del festival (iniciada por Camila Moreno) dejando la sensación de que Chile podría ser también la campeona de América en música -luego el nivel descendería- gracias a su música poderosa, moderna y a la vez fuertemente enraizada. El rap como vehículo expresivo, como medio pero nunca como fin, dentro de una propuesta global que va mucho más allá. Un rap analógico e instrumentado, de sonoridades andinas, discurso novedoso, vocalmente melódico, fuertemente dotado de compromiso social y que luce con orgullo, sonoro y estético, su origen indígena. No me extraña que Thom Yorke la recomendara efusivamente. La muerte del machismo en el rap llegó desde Chile.

Ana Tijoux

09 – JACOBO SERRA (La Catedral, 24 de julio)
Albaceteño criado musicalmente entre Murcia y Londres, Jacobo Serra avanza a pasos agigantados para convertirse, si no lo es ya, en un artista top dentro del folk-rock español. Vamos, que si te gusta Jero Romero lo normal es que flipes con Serra. Solo tiene un álbum publicado que fue la base de su concierto, ‘Don’t give up’, pero su encanto en la interpretación -también en la comunicación- y la exquisitez melódica de un repertorio a prueba de críticos musicales (no respetó ni una cuarta del setlist) confirmó el pulgar hacia arriba. Sus influencias no son precisamente menores -de The Beatles a Rufus Wainwright- si bien su talento hace que queden ahí para dar paso a un cancionero cada vez más rico y personal. El mejor concierto español de La Mar de Músicas 2015.

Jacobo Serra

10 – LILA DOWNS (Auditorio Parque Torres, 18 de julio)
Trenzas, flores y vestido multicolor; mirada felina, poder escénico y voz acaudalada; fuego y tierra. Lila Downs es un huracán de luz y color. Es pisar las tablas y salir el sol aunque sea medianoche. Pero también para la de Oaxaca el paso del tiempo es inexorable, mostrando una coherente evolución que cada vez la acerca más a una gran dama de la canción mexicana -aunque su discurso sea claramente panamericano- y menos a la joven vertiginosa de antaño: Lila ha perdido algo de ímpetu para ganar en dominio escénico. Sigue siendo grande, quizá incluso más, dentro de un discurso cuyo hilo conductor no es otro que el que une la vida y la muerte, entendidas ambas en clave de celebración.

Lila Downs

OTROS
Dentro del programa de la XXI edición de La Mar de Músicas cabe destacar también el bien armado folk chileno de Pascuala Ilabaca, la tremenda sucesión de éxitos en clave Radio Jamaica de Jimmy Cliff, el jazz versado de la saxofonista Melissa Aldana, el surrealismo enraizado de los colombianos Meridian Brothers, el reggae espiritual y un tanto monocorde de Tiken Jah Fakoly, la esquizofrenia -entre Nirvana y El Guincho- de los chilenos Astro, el son del siempre apreciado Raúl Rodríguez y el mbalax de la pujante joven senegalesa Aida Samb.

Portada: Owen Pallet

Fotos: La Mar de Músicas

foals javier rosa low 2015 portada

ASÍ TE CONTAMOS EL LOW FESTIVAL 2015

 VIERNES

Empieza la edición 2015 de Low Festival. Este es uno de esos festivales a los que llegas y ya te sientes en casa. Se ha convertido en uno de los imprescindibles de cada verano, pero nunca con tanto calor y tanta humedad en el ambiente como este año. Eso era precisamente lo más comentado ayer entre todos los que se cruzaban de escenario en escenario.

Qué difícil es abrir un escenario mientras el sol sigue pegando con toda su fuerza, pero qué fácil lo hicieron Full, que enseguida congregaron a unas 600 personas en las primeras filas, que iban aumentando a medida que el sol iba cayendo y los minutos pasando.

A pesar de ciertos problemas que había tenido Bubby (guitarrista de la banda) con el pedal de su guitarra, salían airosos de la situación y se metían en el bolsillo a todos esos valientes al sol, con temas como “Atraco” o un “Quienes somos realmente”, especialmente coreado. También dieron algo de protagonismo a lo que vendrá, interpretando dos temas que se incluirán en su nuevo álbum: “Jaula de atracciones” y “Aullando”, dejando muy buen sabor de boca a sus seguidores y con ganas de saber más detalles de ese nuevo trabajo, ya que han pasado dos años del lanzamiento de “Mi primer atraco”, su único álbum.

El Escenario Ron Matusalem a primera hora / Foto: Liberto Peiró

Mientras tanto en el escenario Budweiser, Blue Joy asumían el papel de inaugurar el que es el escenario principal del festival, como ganadores del concierto de artistas emergentes para tocar en el Low Festival. Nosotros nos decantamos por ir al escenario Wiko y disfrutar con la formación poco común (batería, guitarra y voz) de Siberian Wolves. No les costó en absoluto captar la atención de quienes se asomaban por curiosidad o quienes pasaban de camino a la Vip Pool. A pesar del peligro que presenta un batería-cantante (por el micro de la voz, se puede colar todo lo que no es voz), hicieron un concierto muy correcto que dejó encantados a los presentes.

Puntual a su cita, Zahara salía al escenario inaugurado por Full y comenzaba con “La Gracia”. Canciones de sus tres álbumes la siguieron, incluso una versión de “You’re The One” (Grease) que incluye en “Bestiario” el disco de rarezas de su álbum “Santa”(G.O.Z.Z, 2015).

No todos tienen aún en la cabeza a una Zahara guitarrera, pero ella y su banda de lujo (Rams de The Right Ons, Martí Perarnau y Miguel de Lucas de Mucho y Víctor Cabezuelo de Mucho y Rufus T. Firefly), ofrecieron un concierto perfecto para saltar, bailar y en el que el público terminó de entregarse a ella cuando bajó del escenario en medio de “Tú me llevas” y bailó entre ellos generando un notable revuelo allá por donde iba pasando.

Zahara / Foto: Javier Rosa

Los Enemigos se les veía felices en su concierto, con 30 años de carrera a sus espaldas, les sigue haciendo ilusión hacer una foto al público desde el escenario al terminar el concierto…

Josele Santiago y el resto de la banda saben perfectamente lo que quiere su público y se lo dan sin pestañear, consiguiendo además ganar algunos adeptos más en cada festival que pisan (este año aún les queda por delante el Festival Gigante de Guadalajara).

Los Enemigos / Foto: Liberto Peiró

Era el momento más punk de la primera jornada de Low FestivalBiznaga en el escenario Wiko. Eran uno de los grupos recomendados en este escenario y no dieron tregua a un público ansioso de un poco de caña. Cumplieron con las expectativas sin lugar a dudas.

Biznaga / Foto: Javier Rosa

The Growlers, quizá una de las bandas a descubrir en este Low Festival para muchos, demostró ser una de las sorpresas de la jornada con su mezcla de garage, música surf, psicodelia y reggae. Quizá demasiados estilos musicales, que no todos podrían llevar a escena a la vez, tan bien como hicieron ellos ayer en el Escenario Ron Matusalem.

The Growlers / Foto: Liberto Peiró

El lugar que el año pasado ocupaba un pequeño escenario de Gibson en plena zona vip, esta vez contaba con uno que llevaba el nombre de Ruta 66 y ayer lo estrenaban Perro en un pequeño formato, antes de actuar en el escenario Wiko, donde conseguían que muchos de los asistentes calificaran su concierto como el mejor de la velada. Lo que está claro que es los de Murcia saben cómo ganarse al público con su naturalidad, buen humor y además, ofreciéndoles un concierto de esos que no apetece que termine.

Perro / Foto: Javier Rosa

Turno para el plato fuerte del primer día de festival en Benidorm: Kasabian se comían el escenario Budweiser. La actitud ya destacable de Tom Meighan (cantante) se sumaba a la de Sergio Pizzorno (guitarrista y compositor de la banda) que por momentos asumía todo el protagonismo como líder de la banda con sus extravagantes bailes e interpretando también alguno de los temas.

Uno de los momentos en los que casi se cae el recinto fue con “Eez-Eh”, incluido en su último álbum “48:13”, publicado en junio de 2014 y que supone el quinto de su carrera. Con un sonido difícilmente mejorable, que en ocasiones podía recordar a grupos como Rage Against the Machine, y un público más que satisfecho, Kasabian despedían su concierto con “L.S.F (Lost Souls Forever)”, de su primer y homónimo álbum.

Kasabian / Foto: Javier Rosa

Corizonas tenía algo pendiente con Low Festival. El año pasado les cortaron el sonido por orden de Massive Attack y esta vez nada ni nadie les impidió quitarse esa espinita que tenían clavada. Los componentes de Arizona Baby y Los Coronas, dejaban el listón muy alto. Cuando cerraban con “I’m alive” parecía que nadie quería que se bajaran del escenario. El público quería más de ese buen rollo del que Corizonas impregna todo allá por donde van.

Otros que repetían en el cartel eran Izal, que además, también repetían escenario: el principal. Teníamos dudas de si sonaría “Copacabana”, tema que estrenaron hace escasos días como adelanto de su nuevo álbum que se editará en septiembre bajo el mismo nombre. La duda se solventó pronto: fue el tema que abrió el concierto, para sorpresa de todos los presentes, que ya eran capaces de corear la canción casi al dedillo. Como ya están acostumbrados tras sus últimos conciertos, los chicos de Izal se dieron un buen baño de masas, la gente se rindió a sus pies con temas como “Asuntos delicados” o “La mujer de verde”, a pesar de que el de 2015 pretendía ser su verano de descanso.

Izal / Foto: Javier Rosa

El que siempre suele ser uno de los grupos más jóvenes del festival al que vaya, The Strypes, aparecían en el escenario Ron Matusalem  casi a las 2:30 para ofrecer una hora de Rhythm and Blues británico de los 60. Eso es básicamente lo que hacen, así de claro y así de simple. O al menos sería así de simple si obviamos que los componentes de esta banda no llegan a los 20 años y tocan como les gustaría a algunos músicos que ya no cumplen los 40. The Strypes no inventan mucho, pero lo que hacen, lo hacen tan bien y muestran un talento tan grande, que no hay absolutamente nada que decir. Están donde tienen que estar y, si todo sigue así, no parecen tener límite con su carrera. De momento ya cuentan con un paso más en ella: nuevo disco que se publicará en unos días bajo el nombre de “Little Victories” y del que ayer nos dejaban un tema en directo “Scumbag City”.

Para The Go! Team ya no quedaba mucha gente en el escenario Budweiser, donde Izal había hecho gala de su conexión con el público hacía apenas unos minutos. Los de Brighton contaban también con una formación poco usual (como ocurría con Siberian Wolves). Estos contaban con dos baterías, aparte de la guitarra, el bajo y teclado. Se trataba de una mezcla un poco heterogénea en el escenario: funk, rock, unos atisbos de hip hop y por momentos parecía que estábamos en el descanso de un partido de basket mientras nos entretenían con coreografías y cantos que propios de animadoras. Un concierto diferente, que no todos llegamos a entender.

Delorean mientras tanto deleitaban a sus fieles con un potente directo, como ya nos tienen acostumbrados, aunque nos resulte difícil entender que no hagan nada para acompañar una música que pide a gritos efectos visuales, pantallas, un diseño de luces diferente. En definitiva, algo que termine de sumergir en un mundo paralelo al público y que los enganche del todo.

La primera jornada de Low Festival se cerraba con el buen gusto de Ley DJ en el escenario Ron Matusalem. Hoy seguiremos en Benidorm y podremos ver a The Libertines, L.A.The Drums o Grupo de Expertos Solynieve, entre muchos otros.

 SÁBADO

Las 19:00h y había menos gente que el día anterior a la misma hora. Los que ya estaban en el recinto mientras Eladio y Los Seres Queridos abrían la segunda jornada de Low Festival, se cobijaban a la sombra de la mesa de control y de todo lo que les pudiera servir como improvisada sombrilla. Lo bueno era que se notaba una ligera brisa de aire en el ambiente. Algo es algo.

Eladio y los Seres Queridos / Foto: Liberto Peiró

En el escenario todos estaban preparados para las circunstancias. Daba igual qué tocaran: teclado, bajo, guitarra o batería, todos iban con gafas de sol. A Eladio Santos le acompañaba además, su inseparable sombrero en el enérgico directo de la banda gallega, que animaba a los más valientes a concienciarse de que había mucho festival por delante.

Mientras tanto, varias personas con camisetas de Los Planetas se dirigían al escenario principal y eso solo significaba una cosa: Grupo de Expertos Solynieve iba a empezar. Que Jota esté en el escenario, ya deja a más de uno obnubilado. Ahí está el “rey” de todo esto que a veces llaman indie.

Grupo de Expertos Solynieve / Foto: Liberto Peiró

Todo sonaba relativamente bien, a ellos se les veía tranquilos y disfrutando. Llegó el momento de uno de los temas incluido en “Lucro cesante”, su nuevo EP, pero cuando empezaba a sonar, la duda de si se trataba de “Colinas bermejas” o de “I want Candy” de The Strangeloves, estaba en el ambiente.

Uno de los momentos que más gustaron fue “Una muerte lenta y dolorosa”. No nos gustaría estar en la piel de a quien vaya dedicada, pero nos encantan las canciones que tienen tanta rabia contenida. Tras un concierto que dejaba satisfechos a un respetuoso público, se despedían diciendo: “Un placer tocar en Benidorm, la ciudad que impulsó la carrera artística de Julio Iglesias”.

Jota no tuvo mucho tiempo para descansar tras el concierto, ya que casi a la vez que el público, ponía rumbo al escenario Ron Matusalem donde ya empezaban El mató a un policía motorizado. Los argentinos hacían las delicias de sus seguidores con temas como “Nuevos discos” o “El magnetismo”, pero el momento más especial fue sin duda cuando “Yoni B” sonaba en el escenario y a Santiago Motorizado le acompañaba el propio Jota de Los Planetas.

El Mató a un Policía Motorizado / Foto: Javier Rosa

Tras ellos, era el turno de Peace en el escenario Budweiser. Con ellos, llegaba una buena dosis de pop e indie-rock sin mucho más misterio, pero con una voz de las que enganchan a la primera, la de Harry Koisser, que no se quitó su chupa de cuero en todo el concierto. Sonaron temas como “Lovesick”, “Gen Strange” o “World Pleasure”, con el que terminaron su presentación de “Happy People” (Sony Music, 2015), su segundo álbum de estudio, editado este mismo año.

Peace / Foto: Javier Rosa

Entre concierto y concierto, en Low Festival no cesa la música ni un segundo. Siempre hay varios escenarios ofreciendo alternativas totalmente diferentes, como es el Jägermusic donde anoche estuvieron, entre otros Difenders o Músculo! .

Difenders DJs / Foto: Javier Rosa

En el escenario Ron Matusalem empezaba algo que tenía tanta pinta de delicado como de potente. Una voz y una guitarra sin muchos más artificios, llenaban de magia por unos segundos el ambiente. Enseguida se unía el resto de la banda. Empezaba el concierto de L.A. Su voz sonaba especialmente bien anoche. En varios temas le acompañaba “una sorpresa” en el escenario, una sorpresa en forma de guitarrista de lujo: Russian Red. El público entregado, especialmente unas primeras filas que cantaban prácticamente todas las canciones, especialmente cuando llegaban algunas como “Hands” con la que aquello se convertía en prácticamente un karaoke.

De camino a ver a The Libertines, algo nos llamó la atención en el escenario Wiko. Era The Legendary Tigerman, un hombre que es una banda en sí. Batería, guitarra, voz y todo lo necesario para hacer un directo potente sin perder un segundo su actitud única. Sin duda, lo de Paulo Furtado fue una grata sorpresa.

The Legendary Tigerman / Foto: Javier Rosa

The Libertines ya estaban haciendo gala de la complicidad de Pete Doherty y Carl Barat mientras el público se volvía loco con alguno de los temas más esperados como ocurría con “Can’t stand me now”, donde Pete Doherty además se animaba con la armónica. Este concierto no pudo ser escuchado a través de Radio 3, como los demás, ya que no dieron permiso, así que quedará únicamente en la memoria de quienes estuvimos ahí.

2015 es un gran año para The Libertines: se les ve en plena forma en directo y están a punto de publicar nuevo álbum. El 4 de septiembre se editará “Anthems for doomed youth”, Ayer ya sonaba su adelanto “Gunga Din” y cumple con los requisitos de sus seguidores para convertirlo en uno de los temas imprescindibles de la banda.

The Libertines / Foto: LIberto Peiró

Anoche daba la sensación de que el de Dorian era uno de los conciertos más esperados. Canciones para recordar como “Corta el aire” perteneciente a su segundo álbum y también canciones de ahora, como “Arrecife”, incluida en este último álbum como canción inédita y que por cierto, estrenaba videoclip esta misma semana.

Dorian ya cuentan con muchas canciones imprescindibles en su carrera: “Los amigos que perdí”, “Soda Stereo” o “Verte amanecer” ayer triunfaban entre el público, y además, sonaban especialmente bien incluyendo en su banda el violín, chelo y viola. Pero es prácticamente imposible que el momento cumbre de los conciertos de Dorian cambie, “A cualquier otra parte” es un himno para todos.

En su concierto se acordaron de Jose de Low Festival por haber estado apoyándoles desde el principio, cuando las cosas eran más complicadas para ellos.

Dorian / Foto: Liberto Peiró

“We’re The Drums from New York City!”. Así empezaban The Drums en el escenario principal, ofreciendo un concierto en el que destacaba ante todo, la actitud de Jonathan Pierce, su vocalista. Había una sensación en el ambiente de que faltaba echar más leña al fuego, faltaba algo, de lo que algunos solo nos olvidamos cuando sonó lo que todos esperábamos: “Mama, I wanna go surfing”.

The Drums / Foto: Liberto Peiró

En el otro escenario nos esperaban Los Punsetes con su habitual performance en la que Ariadna (la cantante) permanece absolutamente inmóvil. Una pena que esta vez no pudiera ser así. Ciertos problemas técnicos obligaron a Los Punsetes a parar un par de veces el concierto y, aunque Ariadna se resistía a moverse, al final tenía que hacerlo y terminó pidiendo disculpas por los parones. No faltaron temas como “Museo de historia natural”, “155” o “Tus amigos”.

En el escenario Wiko, de nuevo nos sorprendía una banda más: The Saurs. Punk, pop y garaje fusionados en una banda que cuenta con el título de ganadores del concierto Villa de Bilbao. Ayer recordaban que muy pronto tendrán su primer álbum disponible.

Uno de los últimos platos fuertes de la noche era Yelle en el escenario principal, una voz y una actitud que te incitaba a bailar y adorarla a partes iguales. En el escenario le acompañaban dos baterías que daban un equilibrio visual muy potente que, a su vez, contrastaba con la dulzura de la francesa cuando pedía al público que le siguiera el juego a la hora de dar palmas. El magnetismo de Yelle era un hecho, ni la incipiente lluvia hizo que el público se moviera de donde estaba.

Yelle / Foto: Javier Rosa

Aunque no era muy abundante, la lluvia seguía, pero tampoco impidió que la energía a la que Grises nos tienen habituados, perdiera fuelle. Siguen presentando “Animal” (su último álbum) y el nombre les viene perfectamente, ya que son unos auténticos animales del directo.

Elyella DJ’s cerraban esta jornada de sábado, dejando para hoy domingo conciertos tan dispares como Nacho VegasJero RomeroMournSupersubmarina o Foals, entre muchos otros.

DOMINGO

Los domingos de festival, podrían considerarse de todo excepto lo que son: domingos.

El tercer día de Low Festival empezaba también con amenaza de lluvia, que no llegó a hacer efecto y con una banda que garantizaba calidad desde la hora de apertura de puertas: Mi Capitán. Cuentan ya con el respeto de crítica y público a pesar de tener un único álbum en el mercado. Y es que Mi Capitán, el supergrupo formado por miembros también de StandstillLove of Lesbian o Egon Soda, no han tenido aún ocasión de fallar en ningún concierto en los que les hemos visto.

“Somos Mi Capitán, una banda de rock de Barcelona”, decía Gonzal (cantante de la banda) antes de que empezara a tocar “Algo inesperado”, primer tema que sonaba en la tercera jornada de Low Festival 2015. A este le siguieron otros como “Asalto a la costa blanca”, en el que habría que hacer especial mención a los coros (hay algún momento en el que cantan prácticamente todos los miembros de la banda) y también la canción que ellos definen como “la niña que los ha traído hasta aquí”, que no es otra que “Es suave la voz”. Entre los últimos temas, no falta una versión de “Alta Suciedad” de Andrés Calamaro, por si quedaba alguna duda de que lo suyo es el rock.

Primera hora de domingo / Foto: Javier Rosa

Para seguir por todo lo alto desde bien temprano, el escenario Budweiser se rendía a los pies de la elegancia de Nacho Vegas. Con camisa blanca y su habitual saber estar, deleitaba al personal con temas de “Resituación” (2014), pero también con otros más antiguos, como “Me he perdido”, “Perdimos el control” o “Gang-Bang” en el que el teclista, Abraham Boba (cantante también de León Benavente), dejaba el teclado a un lado, para tocar el acordeón.

Jero Romero empezaba su concierto en el escenario Ron Matusalem como viene siendo habitual en ellos: todo lo cerca posible entre ellos, pero sin llegar a invadir el espacio vital del otro. Empezaban con “Narciso”, tema incluido en “La Grieta” (su segundo y último álbum hasta la fecha), pero también dejaban lugar a temas de su primer álbum como “Cabeza de león” o “Devolverte”, que es uno de los puntos fuertes del concierto, cuando la banda se marca un capricho instrumental que deja al público sin palabras. No es difícil ver gente entre el público dejándose llevar incluso con los ojos cerrados. Lo de Jero Romero en directo es calidad de la buena. En la recta final del concierto suenan temas “Hombre mayor”, “Desinhibida” o “El As”, para despedir el show.

Después de ver las fechas de su gira internacional, de que Pitchfork haya nombrado alguno de sus temas como “Best New Track” y que su nombre haya salido hasta en el New York Times y todo esto, sin que ninguno de los miembros de la banda supere los 19 años, lo mínimo que se puede tener por ver a Mourn en directo es curiosidad.

Tocaban en el escenario Wiko y demostraron la razón de todo lo citado arriba. Son una banda con un talento excepcional y una actitud que ya les gustaría tener a algunos grupos con más nombre o más experiencia. Vértigo da pensar hasta dónde pueden llegar.

En el escenario principal era el turno de Supersubmarina, que hacían acto de presencia en su cuarto Low Festival, detalle que recordaban en un momento del concierto, dando las gracias al festival por apoyarlos cuando en 2010 apenas los conocía nadie.

Anoche Supersubmarina estaban especialmente enérgicos “¡No descansamos, Low! ¡Ya descansará uno cuando se muera!” gritaba Jose Chino antes de sumergirse en “Niebla”, una de las canciones que recuperaban de “Electroviral” (2010). Un concierto lleno de hits con un sonido impecable, que demuestran que Supersubmarina tienen canciones suficientes para mantener arriba al público durante todo el concierto. Todas ellas acompañadas de un diseño de luces que hace aún más grande el show. El concierto terminaba con una auténtica traca final en la que se encontraban temas como “Kevin McAllister”, “En mis venas” o “Cientocero”.

Supersubmarina / Foto: Javier Rosa

Mientras tanto, La Bien Querida ya había empezado en el escenario Ron Matusalem. Con una cuidada puesta en escena, Ana Fernández-Villaverde, interpretaba junto a su banda temas antiguos como “Corpus Christi” de “Romancero” (2009) u otros incluidos es su último trabajo, como por ejemplo, “Disimulando” de “Premeditación, nocturnidad y alevosía” (2015). Antes de terminar, y como curiosidad, no quiso dejar pasar la ocasión de agradecer a Low Festival el horario que le había puesto: “Muchas gracias al Low por ponernos a esta hora tan buena” y acto seguido comenzaba a sonar “Poderes extraños”, también incluido en su último trabajo.

Una de las bandas más esperadas del día y de todo el festival eran Foals, que cumplían con creces las expectativas del público presente con un sonido prácticamente perfecto y una técnica en la voz más que destacable de Yannis Philippakis, su front-man. A pesar de una ejecución envidiable, Foals conseguía mantener al público sólo con sus dos temas más esperados “My number” de su álbum “Holy Fire” (2013) y “Spanish Sahara” de “Total Life Forever” (2010), con la que ponían la piel de gallina a más de uno. El resto del concierto no pasaba de ser un show con un sonido ante el que no hay nada que objetar.

Foals / Foto: Javier Rosa

Delafé y Las Flores Azules estaban en el otro escenario disfrutando (y por tanto, haciendo disfrutar al público) con temas como “La Primavera” o “Intento”, mientras en algún momento animaban al público a grito de “¡Esos indies!” (¿?). Destacaban los bailes de Óscar D’Aniello, a quien era imposible seguir los pies a pesar de los intentos de la cámara que grababa recursos del directo para las pantallas. Uno de los momentos álgidos de su concierto, llegaba con “Espíritu Santo”, canción coreada por la gran mayoría de los asistentes.

The Raveonettes era uno de los últimos grupos en tocar ya en el escenario principal y comenzaban con “Endless Sleeper”, tema con el que también abren su último álbum “Pe’ahí” (2014). Muchos de los temas de la banda contaban con una base similar, que hacía que el concierto no tuviera grandes altibajos y se mantuviera en la misma línea, cosa que puede llegar a resultar un poco aburrido en algunos momentos, a pesar de que su sonido, al igual que el de Foals, era excelente.

The Raveonettes / Foto: Javier Rosa

Varry Brava por su parte ya tenían todo preparado en el escenario Matusalem, incluida una escenografía llena de plantas rodeando una V situada en el centro del escenario. Los murcianos salían más formales de lo que nos tienen habituados (al menos hablando de su look), pero con la misma fuerza y energía de siempre. Un concierto suyo siempre tiene asegurado que la gente va a disfrutar y bailar con temas de “Demasié” como “Calor” o “No gires” y también con su último trabajo “Arriva”. Varry Brava en directo es sinónimo de fiesta.

Reptile Youth tenían el difícil papel de mantener al público con fuerzas a las 4 de la mañana, pero lo hicieron y ¡vaya si lo hicieron! Estamos convencidos de que después de este, habrá muchos más festivales por delante para los de Copenhague, que se animaban incluso a lanzarse al público casi al final del concierto. Un directo más que recomendable.

Buffetlibre cerraba la edición 2015 de Low Festival, que un año más ha merecido la pena y ha dejado un listón bien alto para el 2016. Ya estamos deseando volver a Benidorm.

Portada – Foals / Foto: Javier Rosa

?????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????

ARENAL SOUND 2015: MANUAL DE USO

El Arenal Sound cumple su sexta edición en plena cresta de la ola. Ha consolidado una propuesta consistente en una semana de diversión low cost para un público muy joven con un festival de música como excusa, la gallina de los huevos de oro. En años anteriores se ha podido de disfrutar de artistas importantes internacionales (el año pasado actuaron Miles Kane, Azealia Banks o Placebo), pero el perfil del festival es claro: bandas que muevan con facilidad a los jóvenes, porque la ausencia de profundidad se pueden llegar a perdonar, pero el aburrimiento no.

La propuesta del festival se amplía año tras año, y en esta edición 2015 todavía se ha reforzado las más dos jornadas previas de bienvenida (no se puede considerar que el martes y miércoles sean jornadas de festival propiamente dichas, pero se acercan cada vez más), con un buen número de bandas interesantes, e incluso con algún nombre internacional que es pieza importante en otros festivales, como son Is Tropical, Monarchy, La M.O.D.A., Mujeres, Full, Joe La Reina, Angel Stanich, Arizona Baby o DJ from Mars.

Una vez pasadas estas dos primeras fiestas de bienvenida (jornadas encubiertas para hacer más atractiva una larga estancia al público que va a llenar el camping), comenzarán los cuatro días del festival. Desde byTHEFEST te contamos lo que consideramos más interesante entre la gran cantidad de artistas que te puedes encontrar.

JUEVES

El festival nos indica claramente en la tipología de su cartel las piezas que considera como cabezas de cartel: Rudimental, John Newman, Vitalic, La Roux y La Pegatina. Los británicos Rudimental son asiduos a nuestros festivales en estos últimos años, puesto que son una de las figuras actuales más importantes dentro de la escena drum&bass, un estilo valorado a altas horas de la madrugada, cuando lo que verdaderamente importa al público joven es ponerse a bailar a todo ritmo. Publican nuevo álbum, “We the generation”, en septiembre y prometen un directo atronador como el que dieron hace muy poco en Glastonbury. El cantante neo soul John Newman se dio a conocer mundialmente como colaborador de Rudimental, aunque su carrera despegó poco después con su disco de debut  “Tribute”. El mes pasado publicó el single “Come and get it”, adelanto de un segundo álbum todavía sin fecha de publicación.

Vitalic es el nombre artístico del DJ y productor francés Pascal Arbez, actuará en formato live en el festival de Burriana. Abanderado del electroclash, que ya estuvo en la primera edición de este festival, sus shows son una invitación infalible a mover los pies. La Roux es sin lugar a dudas el nombre de más clase de la noche del jueves y posiblemente de todo el cartel, la elegancia del electropop de la banda de Elly Jackson está fuera de toda duda, como demostraron en la pasada edición del DCode y del MBC Fest. Volverán de nuevo a la playa de Burriana los valencianos La Pegatina, una de nuestras bandas más internacionales, que pondrán a bailar al Arenal Sound a ritmo de rumba ska desde primera hora de la jornada, como llevan haciendo ininterrumpidamente desde la segunda edición del Arenal Sound en 2011.

En un peldaño inferior se encuentran un par de grupos internacionales de perfil bajo; la banda de indie rock irlandesa Delorentos, que ya estuvo de gira por España en febrero con su cuarto disco “Night Becomes Light”; y el trío electrónico de Manchester We Have Band. En cuanto a la parcela de DJs, el aspectos que posiblemente reunirá a la mayor parte del público, destacan Zombie Nation, el proyecto del DJ y productor alemán de techno y electro Florian Senfter; Dukes dúo formado por los DJs y productores Paco Ganga y Rafa López; y una de las parejas de DJs rompepistas del momento, Les Castizos.

En cuanto a las bandas nacionales Delafé y las Flores Azules, Jero Romero cubrirán la faceta indie, los primeros con su particular mezcla de hip hop y el segundo con su rock de acento americano, y La Pulquería y El Niño de la Hipoteca cubrirán la parcela de la música mestiza, la cual ha tenido siempre un hueco importante en el festival desde sus inicios.

VIERNES

La jornada del viernes tiene marcadas como cabezas de cartel a cinco bandas de diferente perfil, pero un con una única misión, la diversión en directo. Por un lado el garage rock convertido en espectáculo de los suecos The Hives, infalibles tanto por la inmediatez de sus hits, como por lo incendiario de su show; los británicos The Subways, banda de indie rock de nulo recorrido más allá del consumo meramente adolescente; Supersubmarina, una de las bandas indie nacionales que arrastran a mayor número de fans a sus conciertos –como ha ocurrido este pasado fin de semana en el Low Festival – y que están presente en casi todas las grandes citas (raro es el festival que no cuente con ellos, Izal o Vetusta Morla); el trío de dubstep y drum& bass Nero que finalmente actuarán como DJs y no como live, y el dúo de modelos/DJs gemelas australianas Nervo.

Aumentan la nómina de artistas programados para el regocijo juvenil, el duo francés de dance  pop electrónico The Shoes, que con su single “Time to Dance” parece que justifican una carrera, y Mistery Skulls, el nombre tras el cual se esconde el norteamericano Luis Dubuc y que en su debut ha contado con colaboraciones tan destacadas como Neil Rodgers.

En cuanto a los nombres nacionales, varios artistas de perfil medio; el huracán de testosterona del rock&roll de Sexy Zebras; el tropicalismo pop perpetrado por un Carloss Sadness cada vez más de moda; Zahara que ha potenciado la vena rockera en su nuevo trabajo y que lo da todo sobre el escenario; el ecléctico y desenfadado pop bailable de los murcianos Varry Brava.

Entre los djs podremos disfrutar del talentoso Mr. K!, la gallega Eme DJ que actuará a la hora de la comida en la Hawkers Pool Stage, o Dani Less y Elyella DJs que se encargarán de cerrar la madrugada.

SÁBADO

Los cabezas de cartel del sábado siguen el perfil bajo de toda la edición; The Kooks que a cada disco que sacan diluyen más la buena impresión que ofrecieron con el dulce y juvenil indie pop de su debut “Inside In/Inside Out”; The Ting Tings, que ya estuvieron en 2012, que intentan recrear otro disco de hits de funky rock de consumo inmediato y cortados por el mismo patrón, como sus antiguos “Shut Up And Let Me Go” o “That’s Not My Name”, pero del que solo suman “Do it again”; la estrella del EDM más comercial Zedd; y Citizens!, que con su nuevo disco “European Soul” se han instalado definitivamente en el electro pop más comercial, borrando las huellas que anteriormente les remitían levemente a la new wave.

Por el Arenal Sound también pasarán dos giras de homenaje de dos bandas muy importantes dentro de la historia reciente del indie nacional; los omnipresentes Dorian, con la gira de “Diez años y un día” que recoge sus diez años en activo y La Habitación Roja, que también están haciendo un extenso recorrido por los festivales del país en un merecidísimo homenaje a sus fructíferos 20 años de carrera; algo así como cuando se retiró Karem Albdul Jabbar y le rendían pleitesía en todas las canchas de la NBA, aunque esperamos que en este caso no sea para despedirse porque a los valencianos se les ve inspirados y en muy buena forma. También están en el cartel los murcianos Second, que aunque han terminado la gira “Montaña Rusa” están apurando su paso por festivales antes de ponerse manos a la obra en cosas nuevas; o los madrileños Hola a Todo el Mundo que con el paso del tiempo han ido sumando a su delicado folk ambiental de evocadoras capas de sintetizadores, y que parece que en lo que queda de año van a darle continuidad a “Estela Castiza” que ya data de 2012.

El rap estará representado en esta edición por Rayden una de las principales figuras del hip hop indie comercial, embarcado en su gira “En carne y hueso” en la que está acompañado como es habitual de DJ Mesh y Mediyama. Esta jornada, como es constante desde los inicios del festival en 2011, cuenta con otra buena terna de animoso mestizaje con Canteca de Macao, Aslántidos y La Sra. Tomasa.

Entre los Djs –piezas fundamentales de este festival- tenemos al padre de los Djs indie DJ Amable, el electro de los inquietantes It & Clown o la troupe de los animadores de la indietrónica Space Elephants, que ya fueron los encargados de cerrar el festival el año pasado.

DOMINGO

La verdad es que sorprende un poco la incursión de Mika en el cartel (también lo fue en su momento en el FIB, aunque estaba más justificada y materializó un buen espectáculo), puesto que después de su éxito pasado con hits globales como “Grace Kelly” se había convertido en una figura televisiva en Francia, pero sin un éxito musical equiparable a su despegue. Pero bueno, será interesante ver el show que nos trae ahora con nuevo disco en la maleta. Otros nombres internacionales de la jornada son el edulcorado y aclamado niño prodigio británico Tom Odell y su piano; los hermanos italianos Vinai, que son la ptincipal baza electrónica de la jornada; la banda de indie de Manchester Everything Everything, que dejo buen sabor de boca en su su épica actuación en el Festival de les Arts; y la banda californiana de indie rock We Are Scientist, que saltaron a la fama con su segundo disco “With Love and Squalor” que contenía canciones como “Nobody move, nobody get hurts o “The great scape”, pero con los siguientes discos se fueron diluyendo hasta llegar ahora con “TV français, sous la mer”, el trabajo que nos presentan.

Después nos encontramos con la plantilla nacional comandada por un Nacho Vegas, que con su exquisito pero taciturno discurso quizá desentone entre el resto de artistas; a los granadinos Niños Mutantes que harán las delicias de los amantes del indie pop épico y coreable; los murcianos Neuman que han conseguido un puesto privilegiado en muchos festivales gracias a su potente “If”, y a algunas de las bandas que participaron en el festival primo hermano del Arenal Sound en Valencia, el Festival de les Arts: el tremendo post rock instrumental de Toundra, y el electropop melancólico del nuevo trabajo de La Bien Querida.

El cierre del festival correrá a cargo de The Zombie Kids y el espectacular combo que formarán junto a Costa y Mbaka. Si las casas de apuestas deportivas abrieran una apuesta sobre el éxito de público, o de satisfacción del mismo, de esta edición del Arenal Sound, los que pusieran su dinero a favor del sí apenas se llevarían unos céntimos por cada euro.

Las entrevistas del Arenal Sound 2015

LOW2015__DOMINGO_FOALS_09_JAVIERROSA portada

CRÓNICA LOW FESTIVAL 2015: DOMINGO

Los domingos de festival, podrían considerarse de todo excepto lo que son: domingos.

El tercer día de Low Festival empezaba también con amenaza de lluvia, que no llegó a hacer efecto y con una banda que garantizaba calidad desde la hora de apertura de puertas: Mi Capitán. Cuentan ya con el respeto de crítica y público a pesar de tener un único álbum en el mercado. Y es que Mi Capitán, el supergrupo formado por miembros también de Standstill, Love of Lesbian o Egon Soda, no han tenido aún ocasión de fallar en ningún concierto en los que les hemos visto.

“Somos Mi Capitán, una banda de rock de Barcelona”, decía Gonzal (cantante de la banda) antes de que empezara a tocar “Algo inesperado”, primer tema que sonaba en la tercera jornada de Low Festival 2015. A este le siguieron otros como “Asalto a la costa blanca”, en el que habría que hacer especial mención a los coros (hay algún momento en el que cantan prácticamente todos los miembros de la banda) y también la canción que ellos definen como “la niña que los ha traído hasta aquí”, que no es otra que “Es suave la voz”. Entre los últimos temas, no falta una versión de “Alta Suciedad” de Andrés Calamaro, por si quedaba alguna duda de que lo suyo es el rock.

Primera hora de domingo / Foto: Javier Rosa

Para seguir por todo lo alto desde bien temprano, el escenario Budweiser se rendía a los pies de la elegancia de Nacho Vegas. Con camisa blanca y su habitual saber estar, deleitaba al personal con temas de “Resituación” (2014), pero también con otros más antiguos, como “Me he perdido”, “Perdimos el control” o “Gang-Bang” en el que el teclista, Abraham Boba (cantante también de León Benavente), dejaba el teclado a un lado, para tocar el acordeón.

Jero Romero empezaba su concierto en el escenario Ron Matusalem como viene siendo habitual en ellos: todo lo cerca posible entre ellos, pero sin llegar a invadir el espacio vital del otro. Empezaban con “Narciso”, tema incluido en “La Grieta” (su segundo y último álbum hasta la fecha), pero también dejaban lugar a temas de su primer álbum como “Cabeza de león” o “Devolverte”, que es uno de los puntos fuertes del concierto, cuando la banda se marca un capricho instrumental que deja al público sin palabras. No es difícil ver gente entre el público dejándose llevar incluso con los ojos cerrados. Lo de Jero Romero en directo es calidad de la buena. En la recta final del concierto suenan temas “Hombre mayor”, “Desinhibida” o “El As”, para despedir el show.

Después de ver las fechas de su gira internacional, de que Pitchfork haya nombrado alguno de sus temas como “Best New Track” y que su nombre haya salido hasta en el New York Times y todo esto, sin que ninguno de los miembros de la banda supere los 19 años, lo mínimo que se puede tener por ver a Mourn en directo es curiosidad.

Tocaban en el escenario Wiko y demostraron la razón de todo lo citado arriba. Son una banda con un talento excepcional y una actitud que ya les gustaría tener a algunos grupos con más nombre o más experiencia. Vértigo da pensar hasta dónde pueden llegar.

En el escenario principal era el turno de Supersubmarina, que hacían acto de presencia en su cuarto Low Festival, detalle que recordaban en un momento del concierto, dando las gracias al festival por apoyarlos cuando en 2010 apenas los conocía nadie.

Anoche Supersubmarina estaban especialmente enérgicos “¡No descansamos, Low! ¡Ya descansará uno cuando se muera!” gritaba Jose Chino antes de sumergirse en “Niebla”, una de las canciones que recuperaban de “Electroviral” (2010). Un concierto lleno de hits con un sonido impecable, que demuestran que Supersubmarina tienen canciones suficientes para mantener arriba al público durante todo el concierto. Todas ellas acompañadas de un diseño de luces que hace aún más grande el show. El concierto terminaba con una auténtica traca final en la que se encontraban temas como “Kevin McAllister”, “En mis venas” o “Cientocero”.

Supersubmarina / Foto: Javier Rosa

Mientras tanto, La Bien Querida ya había empezado en el escenario Ron Matusalem. Con una cuidada puesta en escena, Ana Fernández-Villaverde, interpretaba junto a su banda temas antiguos como “Corpus Christi” de “Romancero” (2009) u otros incluidos es su último trabajo, como por ejemplo, “Disimulando” de “Premeditación, nocturnidad y alevosía” (2015). Antes de terminar, y como curiosidad, no quiso dejar pasar la ocasión de agradecer a Low Festival el horario que le había puesto: “Muchas gracias al Low por ponernos a esta hora tan buena” y acto seguido comenzaba a sonar “Poderes extraños”, también incluido en su último trabajo.

Una de las bandas más esperadas del día y de todo el festival eran Foals, que cumplían con creces las expectativas del público presente con un sonido prácticamente perfecto y una técnica en la voz más que destacable de Yannis Philippakis, su front-man. A pesar de una ejecución envidiable, Foals conseguía mantener al público sólo con sus dos temas más esperados “My number” de su álbum “Holy Fire” (2013) y “Spanish Sahara” de “Total Life Forever” (2010), con la que ponían la piel de gallina a más de uno. El resto del concierto no pasaba de ser un show con un sonido ante el que no hay nada que objetar.

Foals / Foto: Javier Rosa

Delafé y Las Flores Azules estaban en el otro escenario disfrutando (y por tanto, haciendo disfrutar al público) con temas como “La Primavera” o “Intento”, mientras en algún momento animaban al público a grito de “¡Esos indies!” (¿?). Destacaban los bailes de Óscar D’Aniello, a quien era imposible seguir los pies a pesar de los intentos de la cámara que grababa recursos del directo para las pantallas. Uno de los momentos álgidos de su concierto, llegaba con “Espíritu Santo”, canción coreada por la gran mayoría de los asistentes.

The Raveonettes era uno de los últimos grupos en tocar ya en el escenario principal y comenzaban con “Endless Sleeper”, tema con el que también abren su último álbum “Pe’ahí” (2014). Muchos de los temas de la banda contaban con una base similar, que hacía que el concierto no tuviera grandes altibajos y se mantuviera en la misma línea, cosa que puede llegar a resultar un poco aburrido en algunos momentos, a pesar de que su sonido, al igual que el de Foals, era excelente.

The Raveonettes / Foto: Javier Rosa

Varry Brava por su parte ya tenían todo preparado en el escenario Matusalem, incluida una escenografía llena de plantas rodeando una V situada en el centro del escenario. Los murcianos salían más formales de lo que nos tienen habituados (al menos hablando de su look), pero con la misma fuerza y energía de siempre. Un concierto suyo siempre tiene asegurado que la gente va a disfrutar y bailar con temas de “Demasié” como “Calor” o “No gires” y también con su último trabajo “Arriva”. Varry Brava en directo es sinónimo de fiesta.

Reptile Youth tenían el difícil papel de mantener al público con fuerzas a las 4 de la mañana, pero lo hicieron y ¡vaya si lo hicieron! Estamos convencidos de que después de este, habrá muchos más festivales por delante para los de Copenhague, que se animaban incluso a lanzarse al público casi al final del concierto. Un directo más que recomendable.

Buffetlibre cerraba la edición 2015 de Low Festival, que un año más ha merecido la pena y ha dejado un listón bien alto para el 2016. Ya estamos deseando volver a Benidorm.

 

Low Festival 2015: Crónica sábado

Low Festival 2015: Crónica viernes 

Portada – Foals / Foto: Javier Rosa