PORTADA Sabado _09_Suede  Javier Rosa

LOW FESTIVAL 2016: CRÓNICA SÁBADO

Texto: Víctor Villaplana Hurtado

La jornada del sábado la afrontamos con verdaderos dilemas. El día de hoy esta mayoritariamente marcado por el producto nacional, con cantidad de bandas pequeñas y medianas de lo más interesantes. Desgraciadamente mis experimentos con la omnipresencia no estas dando sus frutos, así que muy a mi pesar me perderé más de uno. Pido disculpas por adelantado.

El sol vuelve a ser el protagonista de las primeras horas, esta vez, el encargado de hacernos llevar mejor las temperaturas es el gran Antonio Luque, alias Sr. Chinarro y sus bermudas. Ya he perdido la cuenta de la cantidad de discos que tiene en su haber, el último, “El progreso”, lo publicaba en abril. Aún así, su canción más coreada volvió a ser “Una llamada a la acción”.

Al ser murcianos, imagino que estar acostumbrados al calor lo hace mucho más soportable para Second y parece que también para sus seguidores, que demostraron que no importaba mucho la temperatura y saltaban con todos sus singles, entre los que sonaron “2502” o “Muerdeme”, con esos coros rompe estadios. También me demuestran siempre que tienen más seguidores de los creo, lo que habla muy bien de su labor y carrera.

Second / Foto: Javier Rosa

Carrera que no dimos para ver a Novedades Carminha, mejor desplazarnos hasta el escenario Ron Matusalem a paso lento, que sabemos de sobra que con la banda gallega vamos a sudar. Se están metiendo en el bolsillo a todo aquel que los escucha o les ve en directo. Con cada álbum que publican dan un paso al frente, su madurez como banda se palpa en sus composiciones, “Campeones del mundo” es el cuarto de su carrera y de nuevo esta plagado de temas que podrían ser singles como “Que Dios reparta fuerte” o “Dame veneno”. Y de estos ya tienen unos cuantos. “Fiesta tropical”, “Antigua pero moderna”, “Juventud infinita”, y un tramo final con “Jódete y baila”, “Te vas con cualquiera” y “Pesetas”, acompañado siempre de su pogo, hacen de cada concierto el momento más divertido de la jornada.

Parecía que a estas horas querían hacernos sudar en los escenarios pequeños con bandas como Terrier o Los Bengala, con Black Lips en el escenario Budweiser. La única propuesta más calmada eran Niños Mutantes, antes de llegar a los granadinos más conocidos.

¿Cómo escribir sobre Los Planetas y no sonar muy “putifan”? Ya sabemos que los conciertos de Los Planetas no son algo que se dé muy a menudo en la vida, también es una lotería dar con un buen día para que realicen una actuación decente, todo depende de los estados de ánimo de Jota, Florent, Banin y compañía. Vamos, que hay que rezar para que se alineen “los planetas“ y nunca mejor dicho (seguro que soy el primero en usar este juego de palabras, merezco vuestros aplausos). Tampoco es frecuente que publiquen muchos discos. Sin contar el EP del año pasado, “Dobles fatigas”, de su último disco de estudio ya hacen seis años. Yo también quiero que publiquen un nuevo puto disco YA, pero la parte positiva de esto es que, gracias a ello, sus setlist recopilan una gran cantidad de himnos de los que han marcado ya a varias generaciones.Sr Chin

Se podría decir que el arranque no fue lo más acertado, empezar con “Los poetas”, una “opera egipcia” de 9 minutos es un tanto arriesgado, continuaron con “Señora de las alturas” y “Ya no me asomo a la reja”. La cosa andaba lenta, pero la carga emocional empezaba a palparse en el ambiente. Una vez se empezaron a suceder los himnos ya era irreversible. Por allí pasaron “Corrientes circulares”, “Santos que yo te pinte”, “Segundo premio”, “Rey sombra”, “Un buen día”, “Pesadilla en el parque de atracciones”, hasta cerrar con “La caja del diablo”. Podría haber sido mejor, pero este grupo tiene esa habilidad para conseguir mucho con poco. Lo de anoche les sirvió para ser trending topic en toda España durante unas horas. Y hasta consiguieron que perdonáramos que la organización del Low Festival nos hubiera vendido durante los últimos meses el concierto como uno de “larga duración”, cuando tan solo tocaban 10 minutos más que el resto de cabezas de cartel.

Como anécdota, decir que ocurrió un hecho sorprendente: puedo decir que he estado en un festival donde actuaban Los Planetas y Love of Lesbian y he contabilizado más camisetas planetarias que de los lesbianos. IMPRESIONANTE. Muchas de ellas parece que nuevas, en la tiendas de merchandising oficial no habíamos pasado ni el ecuador de la segunda jornada y ya se habían agotado todas las camisetas de los granadinos, todos los modelos, en todos los colores y todas las tallas, por lo que me quede sin poder comprar y sustituir mi vieja, roñosa y desgastada camiseta de “Una semana”.

La Habitación Roka / Foto. JAvier Rosa

Para continuar, nada mejor que otro de los clásicos nacionales. La Habitación Roja, después de “Universal”, el que para mi es personalmente su mejor disco, lanzaron “Fue eléctrico”, el que significó un punto de inflexión. “Ayer”, seguramente haya sido el single más exitoso de su carrera, por lo menos a nivel de público. Esa canción, ese disco, fue el que les hizo dar el paso a la primera línea del panorama nacional, no la del reconocimiento (eso ya lo tenían ganado en su larga trayectoria), sino la del éxito. Se podría decir que han encontrado su zona de confort, canciones que claramente están compuestas pensando en exprimir la simbiosis que se produce con el público en los festivales. Canciones directas, “buenrollistas”, bailables, de estribillo fácil. En mi humilde opinión,  todo esto en detrimento de la calidad. Pero bueno, toda banda tiene derecho a su periodo de éxito, y visto que es fácil encontrarlos encabezando los carteles de los festivales nacionales más importantes y los buenos resultados que en ellos consiguen, no hay más que alegrarse por ellos. Sonaron “La moneda en el aire”, “Indestructibles” y “Nuestro momento”, una de las únicas canciones que me ha gustado de su último disco, “Sagrado corazón”, el décimo de su carrera de 20 años, como se encargaba de recordar Jorge Martí.

Sorprendentemente tuve tiempo de escuchar unos cortos minutos a The Suicide of Western Culture, me alegre de que se les escuchara, en mi ultima vez con ellos en el Tomavistas Festival en Madrid, sufrieron algunos problemas técnicos y sonaron con bastante decibelios menos de los que requieren su arrolladora propuesta.

Era la hora de que Suede tuvieran el papel de banda internacional longeva con alta carga melancólica de la noche. Que yo recuerde es la edición del Low Festival con más cabezas de cartel de los 90. Vistas las reacciones del público con estas bandas, se notaba que echaban de menos algún cabeza del nivel de ediciones anteriores, Foals, Kasabian o Two Door Cinema Club. Por suerte, el punto fuerte de Suede es el directo, Brett Anderson es un culo inquieto y son constantes las idas, venidas y acercamientos a la línea de batalla, donde se comparte el sudor artista-público. Un público que parecía reaccionar sólo con el tema que cerraban, obviamente su canción bandera, “Beautiful ones”.

Suede / Foto: Javier Rosa Chicle

En un descanso pudimos ver a Juventud Juché poner con contundencia sus cartas sobre la mesa, un repertorio extraído de sus dos decentísimos discos, “Movimientos” y “Quemadero”. En mi opinión, la crema de esta jornada la pusieron todas estas pequeñas bandas.

Mientras Yall daban baile en el escenario Ron Matusalem, los franceses Exsonvaldes repartían su pop efectivo en el Wiko. Todo antes de encaminarnos a ver al último cabeza de la noche.

Ya es bien conocida la excentricidad de Peaches y en el Low Festival no iba a ser menos. Muchas luces, mucho subirse, literalmente, encima del público como quien anda sobre las aguas, teatrales cunnilingus fingidos, coreografía delirantes como esas de los dos bailarines disfrazados de vaginas gigantes en lo que parecía ser una danza clitoriana o un cursillo acelerado del uso del mismo (que seguramente a más de uno le haga falta). Pese al cansancio acumulado de última hora, todo este show políticamente incorrecto y sus trallazos electrónicos como “Talk to me”, “Mommy complex” y “Fuck the pain away”, consiguieron hacer las veces de bebida energética.

Tanto que hasta nos quedamos un rato bailando con otra magistral sesión de Buffetlibre. Pero sólo un poco, que aún nos queda una jornada más.

mundaka festival 2016 portada viernes

MUNDAKA FESTIVAL 2016: CRÓNICA SÁBADO

La tercera y última jornada del Mundaka Festival estuvo ayer protagonizada por la tormenta que azotó la península de Santa Catalina, que no logró apagar la chispa sonora de The Waterboys. “Pero… ¿ha llovido?”, habría dicho más de uno de los asistentes al bolo.

Si el sábado amaneció encapotado en la costa de Bizkaia, una bruma envolvió Mundaka al atardecer, cuando Highlights se disponían a abrir la tarde. Lo hicieron como si la cosa no fuera con ellos y como si tuvieran delante a todos los que a esa hora prefirieron cobijarse bajo los soportales del puerto.

La joven banda de Arrigorriaga, que el pasado año actuó en el Azkena Rock, hubiese tenido un encaje perfecto en el cartel de la jornada anterior. Bebiendo de los años 70, Highlights son hoy una de las principales referencias del hard rock en Euskadi, multipremiados en concursos como Rockein o Villa de Bilbao. En Mundaka, y comandados por el bajista Miguel Moral -entre Lemmy y Phineas Freak- presentaron “Storming the Gates”, del que sonaron pepinazos como “F.A.S.O.S.”. Y para dejar claro de qué iba el asunto, se marcaron también una versión de la molona “The Boys Are Back in Town”, de Thin Lizzy. Dedicándosela, además, a Danko Jones, no en vano el canadiense nombró a Phil Lynott la noche anterior. Bien Highlights, demostrando estar atentos -y haber acudido al festival la noche anterior-.

Highlights / Foto: Anartz Bilbao

Con el chubasquero encima esperamos ya la aparición de Los Enemigos, con el doble de asistencia y la mitad de espacio libre entre la banda y la asistencia. Josele y los suyos no arrastran a tantos aficionados como The Waterboys, pero sí igual de apasionados. La edad media de la concurrencia se ha elevado sustancialmente respecto a la jornada anterior y, por consiguiente, también son bastantes más los nichos que se ven por el recinto festivo -la mayoría con protectores auditivos de colores chillones-.

Los Enemigos / Foto: Anartz Bilbao

Diez años después de su disolución como banda en activo, Los Enemigos volvieron por la única puerta por la que podrían pasar, la grande, para tocar sus grandes éxitos -suenan casi seguidas “Me sobra Carnaval”, “Señora”, “Antonio”… y el público se viene arriba con “Septiembre” y “Desde el Jergón”- con temas más recientes como “Vida inteligente”, de su referencia discográfica más cercana. Santiago habla de esta última en Spotify: “Es un rock potente en nuestra línea más clásica y enérgica, muy guitarrera. La letra es una variante del eterno tema del doble, Dr. Jekyll y Mr. Hide, Abel y Cain… Viene a comparar la vida que queremos llevar con la que en realidad llevamos, así que no le queda otra que ser un poco puñetera, porque generalmente la vida que queremos llevar… pues la lleva otro”.

Al presentar los temas, dedicados a los viejos rockeros, Josele arrastra las palabras con ese deje tan suyo. Mientras oscurece suenan, en la traca final, “La otra orilla” y “Cuatro cuentos”. Ya de noche, Santiago exclama “maldita la hora…” en “La cuenta atrás”, y comienza a llover con gotas calientes y cálidas. Vaya, ¡qué oportunos!

El rock de Los Enemigos, con Santiago en plena forma, suena limpio, demasiado, el volumen golpea el pecho y el sonido es bueno. Pero no logramos disfrutarlos tanto como siempre, debido al destemple y a que ya no suenan tan canallas.

La altura abismal del escenario provoca que el público disfrute de los directos desde una distancia prudente, dejando siempre un vacío en las primeras filas. Tónica que se rompe con The Waterboys, quienes atraen a sus seguidores hasta la mismísima valla -hoy sí se ve algún que otro foráneo-.

La tormenta arrecia en el momento en la que The Waterboys debería salir a escena, cuando los rayos iluminan a lo lejos -y no tanto- el mar y se produce un pequeño corte de tensión… y los amantes de The Waterboys están en vilo. Reguarnecidos del aguacero en un soportal cerca del puerto, esperamos que amaine y pisamos Santa Catalina con el sexteto británico en acción.

The Waterboys / Foto: Anartz Bilbao

Más de tres décadas largas de trayectoria avalan el prestigio de la banda liderada por Mike Scott, tocado con su sempiterno sombrero. Nuestro último recuerdo de ellos los emplaza en el Teatro Arriaga de Bilbao, en acústico y con un sonido exquisito. En Mundaka, sin embargo, no es la misma banda, pues el sexteto factura un rockanroll infeccioso y áspero. Scott, quizá espoleado por la lluvia o por el evocador paisaje marítimo que tiene enfrente -¿le recordara a su Escocia natal?- canta con énfasis y toca con energía. Incluso se atreve con el baile del pato cuando homenajean a Chuck Berry en “Roll Over Beethoven”, buena muestra de lo que fue el bolazo de anoche, en el que presentaban “Modern Blues”. Solo tomaron aire en las más líricas, incólumes y celebradas, “The Whole of the Moon” y “Fisherman Blues”, con Scott esta vez sentado a los teclados. Con la segunda cerraron la actuación. La primera, nos pareció el momento de la noche. Destacable también el trabajo del violinista irlandés Steve Wickham, en armonía con el líder de la banda.

Tras el enorme show de The WaterboysSt. Paul & The Broken Bones asaltó el escenario, desde Alabama y en noneto. Despistados nosotros, no conocíamos hasta la fecha a Paul Janeway, de quien en principio no nos fiamos. La banda factura un soul enérgico aderezado de funk, bebiendo de los clásicos del género con un vocalista de voz huracanada y quilates de actitud. Presentan su segundo trabajo, “Flow Me It (You Got Me Feeling Like”.

St. Paul & The Broken Bones / Foto: Anartz Bilbao

El rechoncho frontman pisa las tablas con suficiencia, clava las coreografías y canta cada tema como si fuera el último que cantará en vida, utilizando más falsete que Curtis. Nuestra sensación de que nos da gato por liebre se disipa cuando se desbarra y rueda por el escenario, perdiendo incluso los zapatos. Cuando vuelve con unos plateados nos ha ganado ya. Suenan “Call Me” y “I Want You (She´s So Heavy)”. El maestro de ceremonicas finaliza su misa negra lanzando el micrófono, satisfecho, con un pañuelo -o los calzones, qué más da!- en la cabeza. Él sonríe vacilón, nosotros divertidos. Ya quisieramos, ya, apuntarnos a su academia de baile.

El fin de fiesta, con los bilbaínos Mamba Beat, no es para nosotros; ni por gusto ni por vitalidad. El cuarteto electrónico presenta “Paint Me In Black” y convierten Santa Catalina en pista de baile. Antes de que nos infecten su veneno, nos alejamos de Mundaka mientras suena “Blue Monday”. Además de las bandas programadas, escuchamos a Thin Lizzy, Chuck Berry y New Order. No esta mal, ¿verdad?

Mamba Beat / Foto: Anartz Bilbao

Así finalizó el festival en su vertiente musical, la “buenrollista” de Santa Catalina. En el puerto, se desarrollan las actividades matutinas, las referentes a la gastronomía, en la que todavía queda la jornada de hoy domingo. Hoy, el equipo del chef Eneko Atxa -Restaurante Azurmendi, tres estrellas Michelin, ¡tres!- realizará en directo un showcooking, pues han creado una receta especial para el festival. Si aún andas por allí, quizá estés a tiempo de degustarla.

El sábado, mientras la chavalería aprendía a hacer galletas -con harina, azúcar vainillado y moreno, mantequilla y bolitas de chocolate-, nos dieron a degustar bonito con label vasco y txakolí. Con la copa en la mano departimos con los lugareños críticos al festival, que los hay. Mientras los visitantes disfrutamos del sabor y aroma del Mundaka Festival ajenos a las reacciones que este genera, el festival es parte del debate político de la localidad. Sigue lloviendo en Euskal Herria, pero nunca a gusto de todos.

LOL Viernes _ Javier Rosa

LOW FESTIVAL 2016: CRÓNICA VIERNES

Texto: Víctor Villaplana Hurtado

Aún recuerdo aquel verano del 2009, cuando el, por entonces, Low Cost Festival empezó a andar en la Zona Volvo del puerto de Alicante con apenas cuatro grupos por día, pero de la talla de Juliette Lewis, unos Vetusta Morla que empezaban a arrasar y unos The Sunday Drivers que daban los últimos coletazos de su vida como banda. Se podría decir que el proyecto apuntaba maneras ya desde su primera edición. Ayer, casi sin darnos cuenta del paso del tiempo, afrontamos ya su octava edición (séptima en Benidorm), con un cartel que, como viene siendo costumbre, mantiene su nivel de calidad/precio.

La primera sorpresa la encontramos en un acceso al recinto remodelado debido a reformas en las instalaciones. Pese a la poca gente de primera hora, al contrario que en años anteriores, no parecía funcionar con la fluidez necesaria para este tipo eventos.

Dejando atrás la entrada, el encargado de dar el pistoletazo de salida en esta ocasión, y de ayudarnos a hacer más llevadero el calor y el sol de las primeras horas, era, el muy idóneo para ello, Ángel Stanich. Casualmente el mismo que se encargó de finiquitar el SOS 4.8 hace un par de meses. Aquel fue mi primer encuentro con ese señor de abundante pelaje y, he de reconocer que pese a no haber escuchado más que un par de canciones, su propuesta logró conquistarme. Esta vez no iba a ser menos. Su folk rock de corte sureño, de los que invitan a carretera y manta, acompañado de una de las voces más características de la escena nacional actual, es siempre un gran acierto a cualquier hora del día. Hay conexión con el público. Capacidad para tocarte la fibra con temas como “El Outsider”, o arrancarte unos cuantos bailes, como con ese final con su canción bandera, “Metralleta Joe”.

El testigo lo recogía Testarosa, a los que seguro que muchos como yo, habéis conocido gracias a ser los ganadores del certamen Budweiser_emerge 2016. El cuarteto de Xátiva, entre los que se encuentran uno de los miembros del dúo Siberian Wolves (una de las últimas bandas nacionales que me ha conquistado con un disco demoledor) entre otros grupos de la zona, se llevaban así su merecido premio actuando en el escenario principal. Las expectativas me hacían esperar un directo contundente, que estuviese a la altura de sus dos EPs, especial mención para el último, “Ruido”, con temas como “Palabras”, “Océano” o “Novias de verano”, pero sin embargo, la formación no estaba del todo afinada, les falta aún algo de rodaje, que no dudamos que cogerán con el paso del tiempo, así que no les pierdan el rastro.

La siguiente parada, de lo que empezaba a ser noche, era La Maravillosa Orquesta del Alcohol. No me hagáis llamarlos La M.O.D.A. porque, personalmente, odio ese acrónimo y creo que le hace un flaco favor al grupo. Los burgaleses viene a ser la versión española de Mumfords & Sons, una versión suave de los Dropkicks Murphys (a los que por cierto telonearon). Esto es carne de cañon para festivales y sólo invita a mover las piernas.

Llegadas las 22:00 de la noche, tocaba el turno del primer concierto de masas, los catalanes Love of Lesbian. Y como era de esperar, muchos de los asistentes eligieron esa hora para entrar al recinto y, debido a la poca fluidez antes mencionada, se generó una larguísima cola que hizo que unos cuantos se perdieran el inicio de los lesbianos. Por otra parte, son tantas las veces que hemos podido ver a Santi y los suyos, que, en mi opinión, empiezan a acusar el desgaste y el cansancio, sobre todo al usar prácticamente los mismos recursos que hace 5 años, como ese homenaje al “¿Por qué te vas?” de Jeanette en el final de “1999”, que ya carece de la sorpresa que tuvo en su día. Tampoco parece que lleguen a funcionar del todo los nuevos temas de su recién estrenado “El poeta Halley”, pero sus hits son sus hits y siempre funcionan.

Love of Lesbian / Foto: Javeri Rosa

Con León Benavente, los siguientes en actuar, tengo un poco de conflicto: nunca me han acabado de atrapar sus discos. No se puede negar que “Ser brigada” ya es uno de los clásicos del indie patrio, pero me cuestan. En directo la cosa cambia, su música (a la que personalmente veo cierto parecido con la de El Columpio Asesino, no hay más que escuchar “Tipo D”), invita al trance colectivo. Repasando los temas de sus dos trabajos, “Gloria”, “Ánimo, valiente” y cerrando con el mencionado hit, “Ser brigada”, he de decir que dieron uno de los conciertos que la gente más disfruto de toda la jornada. Bien por ellos, aunque no quisiera ser yo el cuello de Abraham Boba (ese tipo que siempre confundo con Ricky Falkner), ¡que alguien le diga que se va a desnucar con tanto cabezazo!

Reconozco que el anuncio de Belle and Sebastian, la próxima parada, me sorprendió bastante. Me atrevería a decir que los escoceses no son muy del público objetivo del festival. Pese a ser una banda en activo y cuyo primer disco data de 1996 (20 añitos de nada), pocos son los que los conocen más allá de ser nombrados en la exitosa película “(500) Días juntos”, dónde la protagonista, Summer, elegía la frase “Color my life with the chaos of trouble” para firmar su anuario, y casualidad o no, se insinuaba que la magia de esta chica era la culpable de las inesperadas ventas del disco que contenía aquella canción llamada “The boy with the arab strap”. Así que, cerrando este paréntesis, tenía mucha curiosidad por ver cuál era la reacción de los lowers ante esta mítica banda. Y fue prácticamente la esperada: un público contemplativo que parecía no conocer demasiado el repertorio de los de Stuart Murdoch, y no acostumbrado a conciertos sosegados pasada la media noche. Aún así, nunca esta de más, y para los seguidores melancólicos, siempre es un gusto verles actuar. Siguen regalándonos buenos discos y buenos temas.

Belle and Sebastian / Foto : Javier Rosa

De lo que también tenia ganas en este primer día de festival era de mi segundo encuentro con los vascos Belako. Me dejaron noqueado en el Deleste Festival 2014, hace casi dos años, cuando tan sólo eran la banda revelación. No había tenido la oportunidad de volvérmelos a tropezar, y ahora con un reciente y contundente segundo disco, “Hamen”, cargado de trallazos pop rock, la cosa solo podía ser mejor. Y así fue. Qué bien suenan estos muchachos y cuanta energía transmiten con temas como “Track sei”, “Nomad” y, mi preferida, “Sea of confusion”. Se atrevieron incluso con una inesperada versión del “Paper planes” de M.I.A. Pese a todo, parece que no consiguen dejar del todo atrás lo de “banda revelación”, pero seguro que será cuestión de tiempo.

Los pasos nos llevaron hasta el escenario Budweiser. Allí esperaban Hot Chip, nos adentramos en la hora electrónica, la hora del baile. Y joder, ya era hora de tropezarme con ellos, después de asistir a dos festivales que los incluían en su cartel y no poder verlos por temas logísticos (que nada tienen que ver con el alcohol, lo juro). Allí sonaron clásicos como “Ready for the floor” o “Over and over”, y algunos de los singles de su decente último disco, “Why make sense?”, como “Huarache lights” y “Need you now”. Juegan con la ventaja de que, tanto si conoces como si no su repertorio, vas a acabar bailándolo, por algo son uno de los grupos bandera de la electrónica.

Hot Chip / Foto: Liberto Peiró

Pero como yo no soy muy de bailar, soy mas bien esa clase de persona que se queda anclada en la barra del pub, moviendo los cubitos del gintonic y cuyo máximo exponente de ritmo es “hacer como que toca la guitarra/batería”, me fui precisamente a buscar un poco de eso mismo: guitarras. Los Nastys llevaban un rato en el escenario Wiko repartiendo riffs, llegamos justo para verlos cerrar sus set. Pasados de vueltas, como se espera de un grupo como ellos, y a los que invitan los temas de su disco “Noche de fantasmas con Los Nastys”.

Nada que ver con el concierto que continuaba: WAS (más conocidos como We Are Standard, y anteriormente Standard). Su música ha cambiado tanto como las adaptaciones de su nombre, atrás dejaron su pop rock para suavizar y electrificar su propuesta hasta convertirse en una fiesta constante, así lo exigía Deu Txakartegui a su público: “este es un bolo para bailar”. Y el público respondió con los mejores temas de su último disco, “Gau Ama”, como “Irrintzi”.

Y de grupos que invitan al baile a más bailes, aunque de corte algo más oscuro (por momentos). Prácticamente llegando a la recta final teníamos a Monarchy, que nos regalaron algunos de sus singles más conocidos, “Living without you”, “Maybe I’m crazy” o “Disintegration”, en la que, personalmente esperaba que apareciera la que pone voz a la canción, Dita Von Teese, para poder hacer uso de la capilla hinchable de MTV Chapel y casarme con ella. Desgraciadamente, solo hizo acto de presencia en las visuales que proyectaban.

Así pues, con toda la bajona del mundo con mi no-boda, decidí concluir la jornada dejando a los lowers con otro clásico cierre de Elyella DJs. Mañana más.

Portada: Love of Lesbian – Javier Rosa

mundaka festival 2016 portada viernes

MUNDAKA FESTIVAL 2016: CRÓNICA VIERNES

Destacábamos ayer el emplazamiento del Mundaka Festival así como su carácter relajado, principal valor del festival. Aspecto que corroboramos ayer, jornada artísticamente espléndida con una dupla espectacular: Berri Txarrak y Capsula.

Los problemas para aparcar en Mundaka se agudizaron ayer, por lo que Kometa sonaba ya cuando atravesamos el corredor natural que lleva a la península de Santa Catalina, dejando anclado en el puerto un globo aeroestático alrededor del cual curiosean los veraneantes.

Andoni Bonafau (voz y gitarra) dirige la entusiasta Kometa, banda indie de pop actual, con nítidas melodías y guitarras saturadas. El otrora trío navarro (de Viana), surgido de las cenizas de Smoking Hill, es ahora cuarteto con la incorporación del guitarrista Mattin Saldias (ex-Skasti Band), con el que ganan en presencia y empaque. En Mundaka, festival más importante de su gira, presentaron “Grabitatea”, segunda referencia discográfica, editada el pasado año tras debutar con un trabajo homónimo. Pero el cuarteto piensa ya en el que será su nuevo trabajo, “probablemente más rockero”, según nos confiesan después ellos -en su página de Facebook han publicado una foto del checksound de ayer, con la que podeís haceros una idea de la vista que tienen las bandas encima del escenario del Mundaka Festival-. Con Kometa charlamos tras su actuación, mientras encajan el equipo dentro de la furgoneta. En el recinto, suenan ya BTX.

Kometa / Foto: Anartz Bilbao

En cuanto a poder de atracción, Berri Txarrak es, sin duda, la principal referencia de la jornada. Así lo atestiguan las camisetas que portan los presentes, así como el puñado de (eternos) adolescentes que cantan a pleno pulmón, como en “Bigarren itzala”, tema de “Denbora da poligrafo bakarra”. El triple lp de veinte temas con el que el trío celebró el pasado año su 20 aniversario, iniciando una gira que un año después prosigue. Trabajo del que suena a continuación “Lemak, Aingurak” (ambos del lp más bailable del triple trabajo, “Helduleku guztiak”) junto con “Oreka”, hit que fundieron con una personal revisión del “Kids” de MGMT. Fueran estas las canciones más celebrada por nuestra parte, junto con “Jainko ateoa”; aunque nos pareció que el público prefirió el tramo final, más contundente y metalero a partir de “Ikasten”. Y para cerrar, una de amor, “Iraila”.

Berri Txarrak / Foto: Anartz Bilbao

Gorka Urbizu (voz y guitarra, superviviente del cuarteto original), David Gonzalez (bajo, también en Cobra y ex PLT) y Galder Izagirre (ex DUT y ex Kuraia), conforman hoy un trío demoledor, un viento huracanado que, afortunadamente, hace tiempo que rompió la barrera del sonido -el del idioma, queremos decir-, y cantando en euskera, ha sido capaz de labrarse un prestigio internacional. Tanto Danko Jones como Inspector Cluzo, que tocaron después, se reivindicaron gritando su propio nombre en sus canciones. Berri Txarrak, que significa Malas Noticias, no lo necesitaron. Enormes.

Si desde encima del escenario Berri Txarrak ha podido ver el mar y la isla de Izaro, nosotros hemos visto anochecer a su són. Mirando a nuestra derecha, entre el escenario y la ermita de Santa Catalina, una línea anaranjada separa el azul ya oscuro del mar del azul casi negro del cielo. A lo lejos, la figura de la plataforma de gas La Gaviota, isla de metal, rompe el horizonte

Con Berri Txarrak, Danko Jones, Inspector Cluzo y Capsula, la de ayer fue una jornada de guitarras y rockandroll en Mundaka Festival, compacta y homogénea, propia del Azkena Rock -por  poner un ejemplo, pues las cuatro han actuado allí en alguna edición-. Las cuatro estuvieron, además, muy participativas y comunicativas con el público.

Arrogante como siempre se presentó Danko Jones bajo un telon que llevaba impreso su nombre en rojo -el público se lo coreó leído en castellano, como es ya habitual-, para facturar en trío un vigoroso y contundente rockanroll, sin concesiones -presentaba “Fire Music”-, con temas como “Gonna Be A Fight Tonight” o “Sex Change Shake”. Comprobó, cuando recitó los nombres de los ídolos caidos, que el Mundaka Festival es más de Bowie que de Prince, y logró un consenso con Lemmy Killmister. Al contrario de Jones, al que en su concierto un tanto plano vimos falto de cariño, Inspector Cluzó pisó las tablas dispuesto a repartir amor.

Danko Jones

Malcon y Phil se toman esto con más humor, y se agradece. Con un formato tan en boga como el de dúo guitarra batería -“Fuck the Bass Player” se llama una de sus trabajos-, los gascones presentaron “Rockfarmers” ante una audiencia a la que atraparon. Los temas, nuevos. El show, el de siempre, con el batería contoneándose sexy subido al bombo y finalizando la actuación desmontando -o destrozando- la batería conforme tocan el tema final. Dinámicos y divertidos, se atrevieron además con una versión de “It´s Allright”, de Curtis Mayfield. Lo dicho, mucho corazón.

Aunque los cambios de set entre banda y banda son ligeros, la media hora de respiro entre actuación y actuación se agradece. En ellas, además, podemos perdernos arriba y abajo entre las callejuelas que nos llevan a los bares del pueblo. “Five years” nos pilla escaleras arriba, a la vuelta de nuestra última excursión al puerto. David Bowie se hace presente, Capsula está ya en escena.

Los bonaerenses Coni Lisica (bajo y voz) y Martin Guevara (guitar y voz) llevan ya suficientes años en Bilbao para que Capsula sea considerada una banda botxera. Además de Guantxe (batería), con quien forman un trio explosivo, cuentan para la ocasión, camaleónicos, con el refuerzo de Gaizka (esta vez sólo guitarra y no saxofón) y Ruben (teclados), de la elegante banda Audience. En Mundaka, retoman el homenaje que realizaron a David Bowie tocando íntegramente una de sus obras maestras, la indispensable “The Rise and Fall Of Ziggy Stardust and the Spiders From Mars”. En su libro “Bowie”, Simon Critchley comienza realizando una “confesión bastante embarazosa -según reza el texto-. Ninguna persona me ha proporcionado tanto placer como David Bowie a lo largo de toda mi vida”. Quizá Capsula puedan corroborar semejante afirmación.

Cápsula / Foto: Anartz Bilbao

Mágico y centelleante, el “Ziggy Stardust” de ayer sonó, afortundamente, menos Bowie y más Capsula -la banda registró el homenaje en un disco que editó Gaztelupeko Hotsak-; o como dijo Guevara, “somos Capsula soñando a Bowie”. Con Coni, ayer de rubia, enrocada al bajo, Martin, de plata ayer, se encargó de poner la escena patas arriba, llegando incluso a surfear al público. En “Rock´n´roll Suicide” nos pareció adivinar una velada referencia a Alain Vega; y además de los temas del clásico de 1972, sonaron otros como “The Jean Genie”, que cantó Gaizka, e incluso una versión de la iguana de Detroit, Iggy Pop.

En principio escuchar “Changes” como inicio de la sesión del Dj nada más finalizar Capsula no fue de nuestro agrado, aunque hay que reconocer que el púbico disfrutó de una sesión dedicada íntegramente al Duque Blanco.

Bien entrada la madrugada, Aurora & The Betrayers clausuraron la jornada festiva, en un show que, tras una hipnótica intro, dejamos in crescendo. De negro riguroso, la pelirroja canta en Euskadi por vez primera, para presentar en noneto “VUDU”. Abandonamos su animado directo mientras suena “Who Do You Think You Are”.

Aurora & The Betrayers / Foto: Anartz Bilbao

Si a media tarde de ayer comenzó a chispear, durante la madrugada el fino sirimiri ha sido -casi-  incesante, aunque la temperatura era menos fresca que en la jornada anterior. Enfilamos la vuelta a casa mojados, sí, pero también satisfechos. Ha sido una gozosa noche de rockandroll.

 

LOW FESTIVAL 2016 PORTADA

ARRANCA EL LOW FESTIVAL 2016 CON TODOS LOS ABONOS VENDIDOS

Ya está aquí. Ya llegó. La cita musical del verano en Benidorm, el Low Festival, arranca hoy mismo con varias decenas de conciertos, actividades e incluso una wedding chapel que permitirá a los asistentes formalizar su amor de la forma más festivalera posible.

En este primer día de Low ya actúan algunas de las bandas más esperadas, como Love of Lesbian, que harán disfrutar a los lowers de su nuevo disco ‘El Poeta Halley’, el pop escocés de Belle and Sebastian o los ritmos electrónicos de los británicos Hot Chip.

La M.O.D.A., León Benavente, WAS… muchos son los grandes nombres nacionales que pondrán la banda sonora a esta esperada primera noche de festival, en la que además se podrá disfrutar de numerosas actividades alternativas, como viene siendo costumbre en esta cita anual en la que la música roba protagonismo a las fantásticas playas de Benidorm. Los lowers podrán disfrutar como cada año de los mejores food trucks con comida nacional e internacional en los que hay hueco para todos los gustos, sin olvidar las opciones para vegetarianos y celiacos.

Tres días de música en los que se podrá disfrutar de bandas como Suede, Los Planetas, en su única actuación en un festival este año, Vetusta Morla, The Kooks o Marky Ramone, el único miembro vivo de la mítica banda neoyorkina.

A partir de las 21:00 el Low Festival inaugura un rincón al más puro estilo de Las Vegas: la MTV Chapel, en la que se oficiarán más de treinta bodas entre esta noche y el domingo. Unos enlaces que el canal de televisión dará la oportunidad de revivir con las piezas que emitirán tanto en la cadena como en sus plataformas digitales.

Con todos los abonos vendidos y las entradas de día a punto de agotarse, la edición del 2016 del Low Festival en la Ciudad Deportiva Guillermo Amor se prepara para que todo el mundo grite “¡sí, quiero!”.

LOS IMPERDIBLES DEL LOW FESTIVAL 2016

mundaka festival 2016 portada viernes

MUNDAKA FESTIVAL 2016: CRÓNICA JUEVES

Tras su eclosión el pasado año, Mundaka Festival trata de consolidarse en su segunda edición, que incorpora una tercera jornada; la inicial de ayer.

Como cualquier otra tarde de julio con temperatura veraniega, el ambiente de Mundaka era ayer playero aun cuando Mocker´s dio inicio al festival. El power trío de Durango, que factura un hard blues de alto octanaje, se ha revelado en poco tiempo como una de las bandas más interesantes de Bizkaia, llamando la atención con “Percute Animas”, referencia grabada en directo que suena como un tiro, y cuyos temas intercalaron ayer con otros  nuevos que se incluirán en su próximo lanzamiento, que preparan ya.

Mocker´s actúa mientras damos vueltas y vueltas entre calles imposibles para aparcar, hasta que una familia decide sacudirse la arena de los pies, doblar las toallas y abandonar la localidad costera. Y es que Mundaka tiene mucho tirón en época vacacional -y fuera de temporada para los surfers.

Mocker’s

Por lo tanto, la banda catalana Indigos será la primera que escuchemos, aún de día. El quinteto liderado por Joss Santos finalizaba en Mundaka la gira de presentación de su álbum debut, “Shine on Me” -editado hace dos años vía crowdfunding-, tras lo cual entrarán en el estudio para grabar su segundo trabajo discográfico.

Con cambio de formación a la guitarra, la banda se presenta un tanto lánguida, con buen sonido y aire americana. Para cuando Joss, tocado con sombrero, empuña la steel guitar, nuestro interés decae. Llama la atención lo serios que tocan los músicos, parecen cansados. Hasta que Santos presenta un tema nuevo, dedicados a todos los que tratan de sobrevivir cruzando el mediterráneo, y el directo recobra energía para ir a más, ahora con un sonido más rockero, un tanto áspero. Alguien a nuestro alrededor sugirió que la voz de Santos remite a Eddie Vedder, de Pearl Jam. Buen apunte.

Indigos

El cartel del festival, sumamente atractivo, se presenta ecléctico y combina artistas internacionales con destacados nombres locales. Pero no son las bandas el principal reclamo del Mundaka Festival; su singularidad está en su emplazamiento.

Así nos lo cuenta Amets Rodríguez, directora del certamen, quien nos atiende risueña tras la actuación de Indigos. “Mundaka Festival surge con la intención de poner en valor nuestro entorno y de darnos a conocer en el mundo a través de la música, la gastronomía y el paisaje”. Y gustó, pues atrajo a alrededor de 7.000 asistentes en dos jornadas. “Echo & the Bunnymen nos escribieron para decirnos que el lugar era maravilloso y el público nos decía que era el festival del ´buen rollo´”, relata feliz Rodríguez. No en vano, en su estreno Mundaka Festival logró dos galardones en los Iberian Fest Awards, el referente al festival de medio formato y el de revelación.

Mundaka, cuyo puerto está repleto de pequeñas embarcaciones de recreo, es una pequeña localidad costera de no más de 2.000 habitantes, entre Bermeo y Gernika, en plena reserva de la biosfera de Urdaibai -humedal más importante de Euskadi y área de reposo para las aves migratorias- . Un entorno privilegiado en cuya península de Santa Catalina, en un alto coronado por una ermita del mismo nombre desde donde se atisba el mar y la isla de Izaro, se emplaza el festival. Este es el paisaje que las bandas tienen frente a frente cuando están encima del escenario.

Para los que no sean aficionados al surf, cabe también señalar que Mundaka es un lugar familiar para todo aquel que practique dicho deporte acuático, conocido en todo el mundo, pues dispone de la mejor ola izquierda de nuestro continente.

Inspirados por el mar actuaron los antaño surfers Sunset Sons. El cuarteto británico se emparenta en sonido a Imagine Dragons, de quienes fueron teloneros. Con protagonismo absoluto del vocalista Rory Williams, quien siempre que pudo abandonó el teclado para dotar de una marcha más al bolo, presentaron en directo, compactos y dinámicos, “Very Rarely Say Die”, del que solo identificamos “Tick Tock” y “Remember”. Gustaron.

Si Sunset Sons sonaron actuales, con The Sheepdogs viajamos en el tiempo hasta los años 70. Si aquellos cabalgaron la excepcional ola izquierda de Mundaka, estos se asomaron a Santa Catalina a lomos de sus caballos.

La remozada banda canadiense lleva una década encima de los escenarios y presentaba en Mundaka, bien maqueada con sus camisas de domingo -y sombrero cowboy, Rusty Matyas-, su quinta referencia discográfica, “Future Nostalgia”. El quinteto comandado por Ewan Currie fue probablemente el que más fieles atrajo al Mundaka Festival; un puñado de ellos cantaba todos los temas, como “Downtown”, por ejemplo,  a pie de escenario. Su southern rock  sonó muy bien -quizá demasiado limpio- y nos gustaron, pero… fue un show a piñón fijo. Dejando claras sus referencias, cerraron con un tema de The Allman Brothers, con Shamus Currie, hermano de Ewan, al trombón.

The Sheepdogs / Foto: Anartz Bilbao

In crescendo, la guinda a la madrugada del jueves la puso en Mundaka la bajista afroamericana Nik West, también en quinteto -todos con crestas de… ¡lana de colores!-. Hay quien cita a Lenny Kravitz o Prince para hablar de ella, pero a nosotros nos remitió a Marcus Miller. En un show que tuvo mucho de actuación escénica, preguntó si habíamos estado enamorados antes; también si estábamos preparados para el funk. Pero también cantó con pasión y tocó el bajo con soltura -contorneándose ahora y simulando duelos (a tiros) con sus guitarristas después-. Si The Sheepdogs lo dejaron claro al elegir a The Allman Brothers, en su primera visita a Euskal Herria Nik West hizo lo propio al versionar, al poco de empezar, “Proud Mary” de Tina Turner.

Nik West / Foto: Anartz Bilbao

Todas las actuaciones se realizaron en un solo (enorme y alto) escenario, por lo que la asistencia tuvo tiempo de tomarse un respiro entre un bolo y otro; intervalos que amenizó, como el fin de fiesta, Zarata Dj.

Amets Rodriguez de Emankor Sarea, organizadora del evento, reivindicaba también el esfuerzo realizado por la organización para dotar al cartel de bandas que habitualmente no pisan nuestros escenarios. Ayer fue buena muestra de ello.

Si en su apartado musical y nocturno el festival comenzó ayer, en su vertiente diurna y gastronómica lo hará hoy, desplazándose al centro de la localidad. Después, de vuelta a Santa Catalina, el festival presenta alguna de las bandas más esperadas de la presente edición, Berri Txarrak y Cápsula, esta última en homenaje a David Bowie -es también la jornada más contundente-. Será cuando, previsiblemente, el certamen acoja su máxima afluencia, en contraposición a una más que distendida jornada inaugural. Hasta que nos hemos visto obligados a pulsar On en el portátil, todo ha sido relax.

 

alrumbo festival 2017 portada

ALRUMBO FESTIVAL 2017: OFERTA DE PRIMEROS ABONOS ¡Y UN DÍA MÁS DE CONCIERTOS!

Tras el rotundísimo éxito de la reciente edición de Alrumbo Festival, desde Etnirocker Producciones -promotora del festival- se han puesto a trabajar en la siguiente edición.

Y qué mejor forma de empezar que lanzando ya el próximo lunes 1 de agosto los primeros abonos de Alrumbo Festival 2017. Claro que, premiando la fidelidad y el calor de su público, con una oferta muy especial: estos primeros abonos saldrán a la venta con un 20% de descuento respecto al precio de salida de nuestra última edición.

Además, y como novedad destacada del próximo año, ¡el festival crece! Alrumbo Festival 2017 será el primero en contar con cuatro, sí cuatro, jornadas de conciertos y música en directo, en lugar de las hasta ahora habituales tres jornadas.

Así, las fechas de celebración de la próxima edición de Alrumbo Festival serán del 12 al 15 de julio de 2017. ¡Anoten en sus agendas!

Nos vemos en Alrumbo Festival 2017, tripulantes.

Toda la información actualizada de Alrumbo Festival en la web del festival.

altaveu portada

EL FESTIVAL ALTAVEU SE RENUEVA Y CRECE

En medio de un panorama musical en el que continuamente nacen nuevos festivales al tiempo que otros desaparecen, Sant Boi continúa apostando por el Festival de la Música y la Canción Altaveu, una cita emblemática, decana en Cataluña (¡28 ediciones!) y 100% pública. El Altaveu configura su cartel siempre con un ojo puesto en las propuestas catalanas, tanto de nueva hornada como ya consagradas, y con el otro en las bandas y solistas más interesantes de la escena estatal.

La edición de este año tendrá lugar entre el 9 y 10 de septiembre, y sus espacios principales serán los habituales del Festival: la Plaza del AyuntamientoCal Ninyo y los Jardines del Ateneu Santboià.

La nueva edición del Altaveu es toda una declaración de intenciones: más allá de las modas o tendencias dominantes, el festival quiere seguir acogiendo intérpretes y bandas que trabajan bajo el dictado de una creatividad insobornable, autores y autoras incontestables; como Quimi Portet, presentando su noveno disco “Ós bipolar”, en formato de trío, acompañado de Àngel Celada y Jordi Busquets; la mallorquina Maika Makovski, con un nuevo disco tras cuatro años y la colaboración en el estudio y en el escenario de Brossa Quartet; o los madrileños Coque Malla e Ismael Serrano, cada uno con un carisma y una personalidad muy marcada, además de años de éxitos y grandes obras a sus espaldas. También destaca muy especialmente la presencia de Marlango, el grupo de Leonor Watling y Alejandro Pelayo, que interpretarán canciones elegidas por sus fans sólo con piano y voz, un formato que han denominado con el apropiado nombre de Delicatessen.

La escena catalana siempre ha estado muy bien representada al Altaveu. A nombres consagrados hay que sumar los de nuevas propuestas, bandas de alto nivel que continúan con la larga tradición del pop cantado en catalán. Es el caso de Blaumut, un grupo de una elegancia y sensibilidad poco frecuentes; la prometedora Marion Harper, una de las nuevas estrellas emergentes del pop catalán;  y de los locales Trau i Coet, los dos grupos formados en Sant Boi y ganadores en diferentes categorías de las dos últimas ediciones del Sona9. Todos ellos presentan también trabajos recientes y nuevas canciones en directo.

Por otro lado, el Festival sigue actuando como una plataforma de la emergente escena musical catalana, que nuevamente estará representada por los cuatro grupos Frontera, que serán seleccionados por primera vez por votación popular.

Una de las novedades más importantes de este año es el nuevo mini-ciclo de documentales musicales en colaboración con el festival In-Edit (ganador el año pasado de un premio Altaveu).

También destacan las dos conversaciones que tendrán lugar durante los días del festival, otra de las novedades más importantes de este año.

portada sonorama

LOS HORARIOS DEL SONORAMA RIBERA 2016

Sonorama Ribera  publica los horarios y anuncia nuevos nombres, la programación de los distintos escenarios y otras novedades.

Además de los más de 100 grupos anunciados hasta ahora, se suman al cartel de esta edición de Sonorama Ribera nuevos nombres como Echo, Green Silly Parrots, Juan Java, Taburete Mirémonos.

También tenemos nuevos nombres dentro la programación de DJs del Escenario Heineken de la Plaza de la Sal, el escenario Red Bull de la Plaza del Rollo, la Plaza Arco Pajarito y el escenario Carson Camping. Bailongo Brothers, Blutaski DJ, Chema Rey, La Movida Madrilona & Oscarmina, Man Pop, Eva A & Xabi B, Jotapop, Lout, Miss Antibiótica, Pico & Pala DJ’s, She’s A Star DJ, Veneno Giveme Veneno, Vincent Valera, Casual Groupies, Estereobrothers, Estereoclub DJ, Los Bingueros, Pop De Aquí, Tardeo Special Party, Teleclub DJ, Terrible Live, We Are Lasaña DJ’s, Women Beat, Ángel Pop, Dada2, Digital 21, DJ Filo, DJ Maddrasso, Doctora Yeye, EMDIV DJ + Corrientes Circulares, Intronauta, JM & JA Sounds DJ’s, Las Despechadas Pinchadiscos, Rock Nights, Corbat y Bola, Me & The Reptiles Rolling & Creative Show serán los encargados de los platos en esta edición de Sonorama Ribera.

Desgraciadamente, Ellos no podrán estar en el festival como anunciaban en su Facebook hace unos días.

Otra de las novedades de esta edición de Sonorama Ribera es la mejora de las instalaciones. Entre otras cosas, este año se duplica el número de sanitarios, los cuales serán de mayor calidad y contarán con agua corriente.

Además, como cada año, contaremos con las catas de vino que se llevan a cabo gracias alConsejo Regulador de Ribera de Duero Fundación de Caja Burgos. Los detalles de las mismas se anunciarán en redes sociales en las próximas horas.

ÚLTIMOS ABONOS A LA VENTA EN SONORAMA-ARANDA.COM Y EN LAS OFICINAS DE CORREOS

ASÍ TE CONTAMOS EL SONORAMA RIBERA 2015 

shikillo festival 2016 portada

SHIKILLO FESTIVAL ANUNCIA LOS HORARIOS DE LAS ACTUACIONES DE SU V EDICIÓN

A solo una semana del comienzo de su quinta edición, Shikillo Festival anuncia los horarios de las actuaciones de las bandas que ocuparán los cuatro escenarios del festival a partir del próximo jueves 4 y hasta el sábado 6 de agosto.  

El pistoletazo de salida tendrá lugar el jueves 4 de agosto en el escenario ubicado en las piscinas naturales de la localidad abulense de Candeleda, a partir de las 13:00 horas y hasta las seis de la tarde, aproximadamente. A partir de las 19:45 horas el Escenario Candeleda, ubicado en el Campo de Fútbol Municipal “El llano” recibirá la actuación de Belo Susodicho en una noche en la que grandes bandas nacionales e internacionales pasarán por sus tablas como Molotov, Talco Kutxi Romero, cantante de Marea, en una de las tres únicas actuaciones que dará este verano.

El viernes 5 los más madrugadores podrán disfrutar de nuevas bandas mientras se refrescan en las piscinas naturales y a partir de las 19:00 horas podrán bailar al ritmo de La M.OD.A., disfrutar del rock de Berri Txarrak y el hip hop de Foreign Beggars  Los Chikos del Maíz.  

El sábado 6 también habrá música durante el día y será a partir de las 18:30 horas cuando Fausto Taranto despliegue su metal con tintes de música flamenca, en una jornada en la que los ritmos más flamencos y rumberos llegarán también con las actuaciones de Juanito Makandé y El Canijo de Jerez. A las 00:40 horas la banda galesa Skindred, desplegará su particular estilo que aglutina registros como el metal, el hip hop o el reggae.

En total serán 47 bandas las que se repartan los cuatro escenarios de día y de noche durante el primer fin de semana de agosto en Candeleda, una de las localidades más pintorescas de Ávila, ubicada al límite con la Comarca de La Vera al oeste y la provincia de Toledo al sur.

Precio abono: 39€ + gastos de distribución (incluye acampada)
Precio por día: 25€ + gastos de distribución
Más info y venta de entradas: www.shikillofestival.es

HORARIOS SHIKILLO FESTIVAL 2016  

JUEVES 4 AGOSTO  

ESCENARIO PISCINAS NATURALES
13:00 NEON DELTA
14:15 WHISKY CARAVAN
15:30 BERET
16:45 CARROÑA

ESCENARIO CANDELEDA
19:45 BELO SUSODICHO
20:30 KUTXI ROMERO
22:30 RAT-ZINGER
00:40 MOLOTOV
03:00 SHOTTA

ESCENARIO AMSTEL
21:30 HAMLET
23:30 GATILLAZO
01:50 TALCO
04:00 DREMEN

VIERNES 5 AGOSTO  

ESCENARIO URBANO
12:00-13:30 DENOM & JARFAITER

ESCENARIO PISCINAS NATURALES
12:30 RED BRANCH
13:15 EXXANSES
14:20 THE BLACKJAW
15:25 COHEN
16:30 LA TRUEKE
17:45 BOHEMIAN BETYARS

ESCENARIO CANDELEDA
19:00 BOIKOT
21:10 MINOR EMPIRES
23:10 BERRI TXARRAK
01:30 FOREIGN BEGGARS
04:00 ZOO

ESCENARIO AMSTEL
20:10 LA M.O.D.A.
22:10 DESAKATO
00:20 LOS CHIKOS DEL MAÍZ
02:50 NARCO

SÁBADO 6 AGOSTO

ESCENARIO URBANO
12:00-12:30 CHUTY
12:30-13:30 IVÁN NIETO

ESCENARIO PISCINAS NATURALES
13:00 ALFRE CAMAROTE
14:10 KAXTA
15:20 JIMBOMAN & KASTA
16:50 TOSKO
18:00 LIMANDO

ESCENARIO CANDELEDA
18:30 FAUSTO TARANTO
20:20 GRITANDO EN SILENCIO
22:20 JUANITO MAKANDÉ
00:40 SKINDRED
03:10 SFDK

ESCENARIO AMSTEL
19:20 CICLONAUTAS
21:20 GREEN VALLEY
23:30 HORA ZULÚ
02:00 EL CANIJO DE JEREZ
04:20 VIRUS SYNDICATE

curso marketing

2ª EDICIÓN CURSO DE MARKETING Y COMUNICACIÓN EN LA INDUSTRIA MUSICAL – UNIVERSIDAD JAUME I CASTELLÓN

La Universitat Jaume I de Castellón a través del Centro de Estudios de Postgrado y Formación Continuada, oferta la  edición del Curso de Marketing y Comunicación en la Industria Musical tras el éxito que registró en 2015, cubriendo todas sus plazas y con un alto grado de satisfacción por parte del alumnado. 

Una propuesta que da respuesta a la creciente necesidad de gestionar con profesionalidad la difusión de todo tipo de proyectos musicales como festivales, salas de conciertos, ciclos, agencias, promotoras, estudios de grabación, sellos, artistas…

El curso, que ya ha abierto la preinscripción en la web de la UJI para impartirse de octubre a diciembre de 2016, tendrá una metodología práctica, con un profesorado compuesto por destacados profesionales de la industria musical, expertos universitarios y músicos como Juan Manuel Latorre “Vetusta Morla”, y Carlotta Cosials “Hinds”. 

La oferta formativa, se centrará en las estrategias y herramientas más eficientes en la actualidad. Desde la comunicación y el marketing online aplicado a la música hasta la gestión de comunidades en redes sociales, pasando por el gabinete de comunicación especializado o la experiencia de responsables de festivales (FIB, Arenal Sound, Rototom Sunsplash y Trovam!) y salas de música en vivo (Apolo – Barcelona). 

Además, se completará con un proyecto final en el que los alumn@s elaborarán un plan de marketing y comunicación bajo la supervisión del doctor en Business Management y profesor de Administración de Empresas y Marketing de la UJI Luis Martínez Chafer.

TODA LA INFO

Ver Programa y Profesorado
Ficha técnica:
Horas: 120 horas
Créditos ECTS: 2
Donde: Facultad de Ciencias Humanas y Sociales de la UJI Castellón
Cuando: del 21 de octubre al 17 de diciembre
Horarios: viernes de 16:00 a 20:30 y sábados de 10:00 a 14:30
Preinscripción abierta hasta: 30 de septiembre.

Dirección: 
Vicente Martínez, (Songsforever)
David Hernández, (profesor de Periodismo en la UJI, director de comunicación de Cuatroochenta y editor de Nomepierdoniuna),

gibraltar music festival portada

CONOCE LA PROGRAMACIÓN COMPLETA DEL GIBRALTAR MUSIC FESTIVAL

Gibraltar Music Festival será una de las últimas paradas del panorama festivalero europeo. Se celebrará durante dos días, en los que grandes nombres de la escena musical actual se presentarán ante un público masivo a los pies del Peñón.

Gibraltar está ubicado donde se abre el Mediterráneo, con la magnífica Roca de fondo y con los conciertos localizados dentro del emblemático Estadio Victoria. Por ello el Festival permite a los asistentes disponer de fotos y recuerdos panorámicos de su espectacular entorno.

Entre las confirmaciones destaca Brian Ferry, que fuera líder de Roxy Music, y que se convirtió en un icono global gracias a hits como Virginia Plain, Street Life y Love is a Drug antes de empezar su carrera en solitario en 1973. Bryan Ferry sigue sigue siendo un artista majestuoso, con una voz y una capacidad interpretativa que lo conviertene en único. Un enigma del pop, capaz de hacer temblar las rodillas a estadios enteros.

También Stereophonics, la mejor banda galesa de su generación gracias a un sonido nuevo y brillante. El grupo de cuatro integrantes continua demostrando su talento musical con su último álbum (que ha sido número uno) Keep The Village Alive y sin duda alguna, animarán al público del festival con sus hits frescos sin olvidar los de toda la vida.

Travis, nacidos en Glasgow en 1990, han sido reconocidos como precursores del éxito posterior de bandas como Coldplay, Keane o Snow Patrol. Ganadores de dos Brit Awards, Travis acudirá a Gibraltar para hacer un repaso de sus grandes éxitos así como para presentar las nuevas canciones de su último disco, Everything at Once, grabado en el mítico estudio Hansa Tonstudio

Ne-Yo, cantante estadounidense de R&B y Pop que también destaca como actor y productor musical. Desde su debut, Ne-Yo ha tenido 6 canciones top ten en el Billboard Hot 100 cy ha escrito canciones para Beyoncé, Justin Bieber, Shakira y Rihanna.

La banda sueca de hard rock Europe es otra de las bandas confirmados para el Festival. La banda que sigue con su gira mundial, se encuentra actualmente trabajando en lo será su undécimo disco. En 2016 se está celebrando el 30 aniversario del incónico tercer disco de la banda “The Final Countdown”, que ha vendido más de 23 millones de copias en todo el mundo.   También Los Secretos, mítico grupo de pop rock español de referencia, fundado en Madrid y que desarrolló su carrera desde los años 80 y la movida madrileña.

En el line-up tambén se encuentran All Saints, Rosario, The Vamps, Jess Glyne, Zara Larsson, Rosario, o Natahn Sykes entre muchos otros.

El Victoria Stadium volverá a cobrar vida con un sinfín de actuaciones a las que hay que sumar los tres nuevos escenarios que este año se añaden a este increíble festival de dos días, que en tan solo cinco ediciones ha conseguido reunir a fans de todo el mundo. Estos nuevos escenarios estarán dedicados al dance, otro dedicado a actuaciones acústicas y uno más a la comedia.

Gibraltar Music Festival tendrá lugar los días 3 y 4 de septiembre de 2016, y las entradas ya están disponibles a partir de £89.  También se ofrece entrada gratuita para los menores de 12 años. Toda la información está disponible en www.gibraltarmusicfestival.com

Toda la información en www.gibraltarmusicfestival.com/buy/