soledad velez 1

ENTREVISTA A SOLEDAD VÉLEZ

La chilena afincada en Valencia Soledad Vélez está en plena transformación, ha cambiado de discográfica y de estilo en su tercer disco “Dance and Hunt” y parece que esta renovación puede suponer un importante impulso a su carrera. Este nuevo trabajo supone un arriesgado nuevo camino en la trayectoria de una mujer que nos había atrapado con su poderosa voz y la potente personalidad con la que impregna sus canciones, pero que abre de manera sumamente acertada nuevos territorios que explorar. Sobre este giro sintético y muchos otros temas interesantes hablamos con ella antes de la presentación de su disco en Madrid. Soledad Vélez actuará este verano en el FIB 2016.

Este sábado presentas un disco que es un giro importante en tu carrera. ¿Qué te mueve a abandonar el folk acústico con el que parecía que te sentías muy cómoda?

Realmente no me ha movida nada en especial, porque en estos dos años que he estado girando ya estaba trabajando en las nuevas canciones y se dio de forma tan natural que no percibí un cambio tan bestia. Yo entiendo que desde que se publicó el disco la gente sí que lo percibe como un cambio radical, pero yo escucho un montón de música también y lo que estoy haciendo ahora es algo que también quizá hacía antes aunque me sentía más identificada con el folk.

En cuanto a esa música que escuchas, ¿qué referencias te han servido para acercarte a este sonido nuevo?

Es complicado, porque las referencias realmente han sido segundos de canciones de mil bandas. No me he quedado con que estaba escuchando esto o aquelloen concreto. Cuando concebí el concepto de este disco necesitaba que hubiera ritmos, eso era básico. Por ejemplo era muy importante que la batería electrónica tuviese otro protagonismo, pero realmente ha salido de una forma muy casual.

Además de tener tú estos conceptos claros, está tu banda, que supongo que también ha tenido que asimilar este cambio. ¿Ha sido demasiado traumático? ¿Cómo ha ido la negociación?

Al principio del todo, a uno más que otro, igual costó un poco entenderlo o asimilarlo. Cuando les presento las canciones también les presento el concepto, el tipo de arreglos que estoy pensando para el nuevo disco y eso al principio igual les chocó, pero al cabo de los meses, poniéndonos a trabajar, yo también poniéndoles muchos ejemplos, algunos arreglos que hice en casa… la cosa funcionó. La verdad es que fue una evolución muy bonita, a mí me pareció un proceso de descubrimiento contigo misma y con mis músicos.

Aunque has utilizado sonidos y ritmos electrónicos en el disco, no se puede decir que sea un disco de música electrónica, ni que el sonido de todo el disco sea lineal. Se intuyen varios tipos de canciones. Por ejemplo las canciones del comienzo del disco coinciden con las que tu voz flota sobre atmósferas densas y son más sintéticas, pero para cerrarlo utilizas otras canciones que se asemejan más a una melodía y un sonido más convencional, similares a los trabajos anteriores. ¿A qué responde esta división en diferentes partes?

Sí, eso lo suelo hacer siempre. Todas las canciones completan un concepto, pero cuando hago el track list del disco mi intención es que las primeras reflejen mucho más mi actualidad y las últimas canciones enlacen un poco con lo anterior, por coherencia en mi trabajo.

También da la impresión de que utilizas el instrumento que es más característico en tu música, que es tu voz, de una manera diferente, más controlada, pero quizá con más matices.

Sí, es verdad, me encanta que te hayas dado cuenta. En esta ocasión he intentado controlarla de verdad, porque no quería que sonara protagonista, Me parecía que la música que estaba componiendo tenía que estar a la par. La voz la intenté controlar un montón para que realmente fuese como un elemento más,

Las letras continúan el camino de lo conceptual, de ideas abstractas, y continúan repletas de referencias al mundo salvaje, a la oscuridad. ¿Es una traslación de algo personal? ¿O es solamente un recurso que te inspira?

Bueno, es complemente intencionado escribir siempre de forma abstracta. Nunca he pretendido contar ninguna historia, hay músicos a los que se les da superbién, pero en mi caso prefiero no tomar ese sendero. Es muy curioso, porque utilizo mucho la metáfora, hablo de muchos lugares pero no me refiero a un lugar en concreto. Me refiero a que cuando hablo de un desierto, un bosque o una montaña, no estoy hablando de una montaña, estoy hablando de lo que para mí es una montaña como una emoción, un momento o una persona, y es muy curioso porque da a un montón de interpretaciones y me encanta. Una vez que sacas un trabajo nuevo, al trabajar de esta manera, mucha gente me escribe diciéndome lo que cada canción significa para ellos, que muchas veces no tiene nada que ver con lo que era mi intención. De eso se trata, de que cada uno interprete las canciones a su vida.

Se supone que la nueva música trasladada al directo tendrá un formato diferente ¿Cómo serán los nuevos conciertos de presentación de este disco?

Pues habrá dos directos, uno donde estoy yo con la guitarra eléctrica y uso bases y luego está el directo que hago con banda, que estoy yo con la guitarra y el sinte, Jesús de Santos también con guitarra y sinte, y Luis Torregrosa que toca la batería, la batería electrónica y los bajos.

¿Cómo piensas juntar los dos repertorios?

Bueno, esa es la tarea más difícil de cualquier músico, o de cualquier artista en general. El momento en el que tienes que presentar un nuevo trabajo muchas cosas se tienen que quedar fuera. Presento este disco y hay como una canción de cada uno de los trabajos anteriores, pero siguiendo cierta coherencia, ya no estoy tocando folk puro y duro.

Hoy participadas en el concierto que McEnroe ofrece en Madrid (cuando se publique esta entrevista ese concierto ya se habrá realizado). ¿Cómo ha ido la experiencia y de dónde surge esa colaboración?

A McEnroe les conozco casi desde que llegue a España, porque coincidimos en una gira por Andalucía y desde entonces tengo una relación con Ricardo súper buena, con sus músicos también. Es una conexión especial. Hemos mantenido la relación como buenos amigos y un día me llamó y me contó que iban a hacer un concierto especial en Madrid en el Teatro Nuevo Apolo, repasando su discografía, y que le gustaría que yo cantara con él unas canciones. Yo siempre he sido muy fan de McEnroe, tienen ese tipo de melancolía que atrapa, yo ya de por si soy melancólica. Acabo de hacer la prueba de sonido con Ricardo y con Gonzalo y me he emocionado, nos hemos dado un abrazo al final, me ha llegado al corazón. Es muy especial hacer este tipo de cosas con los amigos, además estará Ramón de The New Raemon y Abel de El Hijo.

Has participado en la Banda Sonora de “La novia” de Paula Ortiz, cantando “Pequeño vals vienés”, una versión en castellano de Leonard Cohen. ¿Cómo surge la oportunidad de participar en este proyecto?

También fue muy especial. En Zaragoza tengo un par de contactos, que son amigos también, metidos en el cine. Un día me llegó un whatsapp a las 2 de la mañana de un colega que trabajó en la película y me dijo que estaban buscando a alguien para que versionara la canción y no daban con la persona correcta, y claro, salió mi nombre. Justo esa semana me iba de gira por Galicia y me metí a tope en el ordenador a hacer las maquetas, mandarlas a la productora, que la productora lo apruebe. Un proceso un poco largo pero se quedaron encantados y dijeron que era perfecto. Yo interpreté vocalmente la canción, me mandaron las imágenes donde tenía que cantar y vino Paula Ortiz a Valencia. Flipé con su dirección artística, yo no tengo ni idea de cine y fue brutal la experiencia.

Tanto en esta canción como en la colaboración con McEnroe cantas en castellano. Hasta ahora solo tenía constancia de alguna versión que has hecho en directo como “Arauco tiene una pena“ de Violeta Parra. ¿Cómo te has sentido con el castellano? ¿Crees que es un camino que puedes tomar en un futuro?

Me siento súper cagada, me entra mucha timidez y vergüenza. No vergüenza al idioma, me siento más desnuda. No estoy acostumbrada en absoluto, siempre he asociado la forma fonética de la música con el inglés y hacerlo en castellano me pone especialmente nerviosa. No me cierro ninguna puerta a nivel de mi proyecto personal, voy haciendo música acorde como lo voy sintiendo y sí que estoy intentando trabajar con el castellano un poco en casa, así que igual sorprendo un poco en el próximo disco. No lo sé, pero es muy probable.

Tanto el rumbo de tu carrera, con los acontecimientos de cambio de discográfica o el cambio de registro, como el sentimiento que transmite “Dance and Hunt” parecen que coinciden en un tono general de apertura. También colaboras con otros artistas y compartes tu música con ellos, cosa que no habías hecho. ¿Se está abriendo el caparazón de Soledad Vélez?

Lo de colaborar con otros músicos es una experiencia que nunca había vivido, ya ves que tontería, y todo fue una bonita coincidencia. Cambié de sello, es otro sonido, han sido como muchas cosas nuevas en poco tiempo. Además contar con Joe Crepúsculo es un lujo, Joël es muy buen amigo. Cada vez que tengo un bajón o no sé qué hacer siempre está ahí para mí, es magia pura. Cuando estaba terminando de grabar el disco en el estudio, a la canción “Knife” le faltaba algo, había algo que no funcionaba, y pensé que esa canción necesitaba los sintes y los bajos de Joël. Fue muy especial, creo que cuando se lo mandé estaba en las montañas con su familia, lo hizo y dejó su marca, es muy él, de hecho disparamos sus sintes en directos.

Desde incluso antes de publicar el disco al completo se ha notado un crecimiento en cuanto a repercusión y la sensación es que este cambio te está sentando bien y que se está hablando mucho sobre él. ¿Cómo ves el futuro cercano del proyecto Soledad Vélez? ¿En qué punto lo ves?

La verdad es que a mí me hace mucha gracia cuando me anuncian como “la nueva Soledad” y esas cosas. Me lo tomo bien, siento que muchas cosas han cambiado desde hace casi tres años que saqué mi anterior trabajo. La verdad es que se está haciendo mucho trabajo, aunque queda mucho trabajo por hacer, con una gira intensa después de verano, etc. Parece que hay mucho movimiento en prensa y es genial, pero como autora y compositora no puedo evitar seguir trabajando en lo que vendrá, tampoco soy demasiado consciente de todo lo que sucede.

Presentación de “Dance and Hunt”

Sábado 8 de Mayo – Sala Siroco (Madrid)

Viernes 27 de Mayo – Sala 16 toneladas (Valencia)

 

valora la calidad de este contenido
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Aún no hay valoraciones)
Loading...Loading...
0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

1 + 8 =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>