Entradas

kasabian PORTADA

FIB 2017: CRÓNICA DOMINGO

Texto: David Blutaski

Portada: Kasabian / Foto: Nerea Coll Photography

Empezamos la última etapa de nuestro particular FIB 2017 en el Escenario VISA con los últimos compases de los gaditanos The Magic Mor. El animoso space rock que escuchamos de esta numerosa banda, bien merecía que hubiéramos llegado a ver entero su show, pero el cansancio y el calor habían hecho mella en nuestro cuerpo e hicimos lo que pudimos. Tuvieron inmerecidamente poco público, pero es que grupo español y primera hora de último día es lo que tiene.

Nuestra siguiente parada era en el Escenario Radio 3 con otro grupo de aquí, unos Captains que tienen como vocalista a la alemana Fee Reega, a la que en justicia deberíamos considerar uno más de nosotros. Esta nueva banda afincada en Madrid, practica un rock oscuro y sensual, de alta y atractiva tensión; no se pierdan su debut homónimo, porque es de lo más interesante en su género que ha salido aquí últimamente.

Que ver al joven Ron Gallo era posiblemente nuestro mayor interés antes de empezar esta edición del FIB, puede sonar exagerado, pero es tan real como que en el FIberCamp debería haber una ONG que regalara protector solar. Banda joven americana, garage y psicodelia sucia de referencias clásicas, mucho fuzz y mucho carisma, ¿entienden por dónde voy? Podían sonar a The Stooges pasados por el tamiz de Ty Segall, atravesar momentos de ritmos sincopados y veloces a lo Thee Oh Sees, ralentizar el tempo para darnos cuchilladas y martillazos con guiños virtuosos, e incluso echarle una pizca de alma negra a algunas canciones. Terminaron con una cortita versión de “You Gotta Be” de Des’ree y “It’s All Gonna Be OK”, dejándonos con ganas de más.

Ron Gallo / Foto: Adrian Morote Photography

Nuestra agenda nos marcaba que el siguiente punto caliente estaba en el Escenario Las Palmas con otro de esos artistas jovencísimos que se ponen de moda cada muy poco en las islas, Declan McKenna. En nuestra investigación previa nos lo vendían como un chaval con unas letras comprometidas, que tenía influencias de todo tipo, desde el indie rock noventero, hasta Jeff Buckley, Miles Kane o pop más moderno como Bombay Bicycle Club, pero después de unas cuantas canciones nos descubrimos bostezando y nos pareció estúpido seguir allí.

Declan McKenna

En principio, The View iban a ser los sacrificados para ver al chaval inglés, pero preferimos verles a ellos que al menos sabíamos a ciencia cierta que son entretenidos. Los escoceses, aunque nunca han sacado la cabeza de la serie media, saben ponerle guitarrazos a unas melodías que pueden ir del indie rock más pop al power pop o el pub rock. Tiraron de buen rollo y de jugar en casa –todos los británicos parecían saberse sus letras y pudimos ver al menos una docena de banderas escocesas, algunas con las estrellas de la Unión Europea pintadas a mano-, por lo que justificaron sobradamente su inclusión en el cartel.

The View / Foto: Adrian Morote Photography

Tras una rápida parada en boxes para refrescar nuestra cara y nuestro gaznate, volvimos a un Escenario VISA que empezaba a hooliganizarse para ver a nuestra segunda apuesta del cartel de este año, Slaves.

¡Dios Santo, qué brutalidad! Por favor que nunca toquen en Pisa, porque el despliegue energético de un concierto de Slaves puede derrumbar definitivamente su famosa torre inclinada. Slaves son punk, porque el punk si quiere seguir existiendo no puede estancarse en revivals y debe reinventar fórmulas, algo que también creemos que representa a sus compatriotas Sleaford Mods. Miles de chavales ingleses estaban esperando el primer acorde para empezar el pogo, pero es que joder, raro es que no se hubiera unido un gusano de la especia de Dune atraído por los machacones y agresivos ritmos de la batería de Isaac Holman. Porque Laurie Vincent te acuchilla con la guitarra, pero ver cantar y tocar la batería saltando y bailando a Isaac Holman es todo un espectáculo, además, es más chulo que Conor McGregor –y está casi tan cachas como él-, pero tiene tanto carisma que no puede resultar más que simpático –más tarde, el dúo estuvo con mujeres e hijos por la zona VIP más majos que un ocho-. De principio a fin vivimos un espectáculo incendiario, aunque con alguna pequeña pausa para los speeches de Holman, claramente estudiados para recobrar el aliento de esta auténtica bestia parda. A destacar también la conciencia de clase de sus letras, y que en un pequeño parón entre canciones, el público, espontáneamente, empezara los canticos a Jeremy Corbyn que se pusieron de moda en Glastonbury, a lo que Holman respondió con su apoyo y expresando su amor por todos nosotros y que a pesar del Brexit se sentían europeos.

Slaves / Foto: Adrian Morote Photography

Para nosotros, estaba clarísimo que no podía haber nada mejor, lo que quedaba hasta el final de la noche era un estudiadísmo fin de fiesta destinado a corear y bailar con bandas comerciales especialistas e infalibles. Los primeros, unos Love of Lesbian para el público español que abarrotó el escenario VISA. LOL pueden hacer esto de los festivales con los ojos cerrados, liberados de presentación de disco pueden tirar de hits hora y media que sus fans se lo pasarán pipa a base de cañonazos de confeti y un puñado de “emo-mentos”. En un FIB que ha decidido apuntalar la comercialidad del producto –muy lícito, porque esto hace unos años estuvo a puntito de morir-, Love of Lesbian tiene un hueco lógico en el FIB, más viendo que lo que venía después por el lado británico era del mismo palo. Otra cosa es que esto aporte musicalmente algo, pero eso cada uno que lo analice con sus gustos musicales y de ocio.

Love of Lesbian / Foto: Adrian Morote Photography

Lo dicho, la noche ya estaba desatada en formato radio fórmulas de éxitos y al mismo tiempo que los españoles disfrutaban con LOL, en el Escenario Las Palmas era el turno de Years & Years. Este trío londinense es dueño de toda pista de pop electrónico que se precie y ofrecen un espectáculo divertido, desprejuiciado y muy fresco. Ver darlo todo bailando y cantando a vocalistas como Olly Alexander –al igual que The Weeknd el jueves- es de agradecer, aunque la música no sea muy de tu rollo.

Years & Years

Nosotros, todavía encontramos un hueco para ver un poco a Havalina en el Escenario Radio 3, porque consideramos que la banda lo merece y “Muerdesombra”, su reciente nuevo trabajo, también. Haciendo chirriar sus sintetizadores, punzándonos con la guitarra, con sus melodías pesadas y voces sus hipnóticas, les dejamos para ver un poco a los cabezas de cartel de la noche, Kasabian.

¿Quién diría hace unos cuantos años que iba a parecer lógico que Kasabian fueran cabeza de cartel de un FIB? Está claro que la banda ha ido coleccionando hits disco tras disco, que ha sabido aguantar reinventándose en los últimos trabajos –de la electrónica del anterior “48:13”, han vuelto al rock con “For Crying Out Loud”-. Podré ponerme todo lo cascarrabias que quiera, pero la verdad es que ahora mismo, aunque por incomparecencia del resto, reinan en el brit pop comercial, que tienen un espectáculo vibrante y que tienen el lujo de sumar dos frontmans, Tom Meighan y Sergio Pizzorno.

Kasabian / Foto: Adrian Morote Photography

Para rematar la noche, porque verles otra vez me hace desear la muerte, unos Crystal Fighters que se están haciendo muy pesaditos y deberían espaciar un poquito sus visitas, o mandar una postal, no sé. Si su fórmula fuera atractiva, tendría un pase, pero la hippie rave ya hace bola.

Bueno, crítica pero también lógica, estos últimos años hemos disfrutado del escenario grande el último día con maravillas como Massive Attack o Kendrik Lamar, pero no había ni por asomo tanta gente gozando como con Kasabian y Crystal Fighters. Esto no es una opinión, es un hecho.

Lo de la remontada del FIB de los últimos años ya se queda corto, ahora ya tienen claro el combustible que necesita este motor para seguir en marcha. Está clarísimo que carteles como los de hace quince años no los volveremos a ver, que la vía comercial es la que impera ahora, pero habría que preguntarse ¿Aquellos carteles o similares llenarían lo suficiente para hacer sostenible el festival? Toda lectura tiene su réplica, todo festival tiene su público. El que considere que este ya no es su FIB –paradójicamente es una frase que repite gente que ya no venía cuando en principio todavía sí que era su FIB, o que ahora dicen que está petado y no se les vio hace pocos años cuando había ratos que parecía un parque de atracciones abandonado- tiene otras alternativas, pero esto es un negocio y ellos han descubierto que así les funciona. Ah, el tema de los ingleses; hoy he comido en un McDonalds dónde había unos cuantos cientos de ingleses que hacían cola hasta el parking por diferentes puertas. Todo ha ido fluido, nadie se ha colado, nadie ha montado un pollo y todos pedían perdón si te rozaban. No soy asiduo a estos sitios, pero cuando voy, y hay más de veinte españoles, he presenciado varios caos y conatos de combate. Por favor, mírense el ombligo antes de juzgar a los demás.

FIB 2017: CRÓNICA SÁBADO

FIB 2017: CRÓNICA VIERNES

FIB 2017: CRÓNICA JUEVES

DOMINGO PORTADA FIB

FIB 2017: CARTEL CERRADO POR ESCENARIOS Y NUEVAS INCORPORACIONES

Nos complace presentar el cartel al completo por escenarios del FIB 2017, el mejor Festival del verano.

En el Escenario Las Palmas veremos a cabezas de cartel como The Weeknd, Red Hot Chili Peppers, Kasabian, Foals, Deadmau5, Los Planetas y más grandes nombres.

El Escenario Visa ofrece una ecléctica muestra que abarca, entre otros, a The Jesus And Mary Chain, Kaytranada, Love Of Lesbian, Courteeners, Mura Masa, Mala Rodríguez, etc.

El South Beach Dance Stage vuelve con lo mejor de la electrónica, house, techno, hip hop y demás tendencias bailables. Además volvemos a unirnos con Razzmatazz (Barcelona) y Ochoymedio (Madrid) para traer a las mejores nuevas bandas al RADIO 3 FIB CLUB.

ESCENARIO LAS PALMAS

Jueves 13: The Weeknd, Bonobo (Live), Stormzy, Ride, Belako, Sunflower Bean.

Viernes 14: Foals, Deadmau5, Los Planetas, Blossoms, Mourn, The Sherlocks.

Sábado 15: Red Hot Chili Peppers, Biffy Clyro, Liam Gallagher, Dinosaur Jr., The Strypes.

Domingo 16: Kasabian, Crystal Fighters, Years & Years, Dua Lipa, Declan Mckenna, Evripidis And His Tragedies.

ESCENARIO VISA

Jueves 13: The Jesus And Mary Chain, Courteeners, Kaleo, Mick Jenkins, Twin Peaks, Gener, Eme Dj.

Viernes 14: 2manydjs, La Casa Azul, Joe Crepúsculo, Temples, Childhood, Ella Rae.

+ Charlotte Church’s Late Night Pop Dungeon.

Sábado 15: Mura Masa, Peter Doherty, Surfin’ Bichos, Mala Rodríguez, Marika Hackman, Las Kellies, Arturo Paniagua.

Domingo 16: Love Of Lesbian, Kaytranada, Tiga, Slaves, The View, Ron Gallo, The Magic Mor.

SOUTH BEACH DANCE STAGE

Jueves 13: Honne, Sylvan Esso, Kölsch, Ibibio Sound Machine, Bejo & Dj Pimp, Troyboi.

Viernes 14: James Vincent Mcmorrow, Austra, Olof Dreijer (The Knife), Mykki Blanco, Theme Park, Jameszoo.

Sábado 15: Rüfüs, Las Bistecs, B.Traits, Tcts, Lao Ra.

Domingo 16: Pional, The Blaze, Bad Gyal, Peaking Lights, Sir Was.

RADIO 3 FIB CLUB

Jueves 13: Viva Suecia, Tórtel, Dream Wife, Gatomidi, Ten Bears, Ochoymedio Djs.

Viernes 14: Bigott, Cápsula, Blaenavon, Flowers, Alien Tango, The Wheels, Virginia Díaz, Ochoymedio Djs.

Sábado 15: Nudozurdo, Biznaga, Desperate Journalist, Como Vivir En El Campo, Conttra, Leicomers, Djohnston, Buenavista, Cascales.

Domingo 16: Havalina, Las Odio, Linda Guilala, Captains, One Path, El Trinidad, Amable, Gato, Aldo Linares

MÁS NOMBRES PARA UN GRAN CARTEL
El cartel de este año se cierra con una estupenda lista de nombres que va desde el carisma de Charlotte Church’s Late Night Pop Dungeon, Olof Dreijer (The Knife) E Ibibio Sound Machine, la energía de The Strypes, Nudozurdo, Cápsula O Havalina, el pop de Childhood, Blaenavon Y Las Kellies o la rítmica de Bad Gyal, Mick Jenkins, Las Bistecs O The Blaze

¡Entra en el cartel del FIB 2017 y descubre más artistas con los que lo pasarás en grande!

OCHOYMEDIO, RAZZMATAZZ Y EL FIB: JUNTOS OTRA VEZ

Festejamos que un año más colaboraremos con dos de los clubes más importantes de nuestro país: Ochoymedio (Madrid) Y Razzmatazz (Barcelona). por eso os invitamos a las dos fiestas que se han preparado para la ocasión:

17 De Junio: Ochoymedio, Con Un Invitado Especial.

1 De Julio: Razzmatazz, Con Amable Dj Y Gato.

¡Allí Nos Vemos!

ABONOS DE 4 DÍAS Y ENTRADAS DE 3, 2 Y 1 DÍA EN FIBERFIB.COM

Quedan pocos Abonos de 4 Días, con 8 de acampada gratuita (Campfest), al precio de 149€. ¡Date prisa!

También están disponibles las Entradas de 3, 2 y 1 día a través de fiberfib.com. Estas entradas no cuentan con zona de acampada.

Se pueden adquirir las Entradas de 3 Días, (jueves a sábado: 130€), (viernes a domingo: 130€) y las Entradas de 2 Días, (jueves y viernes: 90€), (viernes y sábado: 105€) y (sábado y domingo: 105€).

Asimismo están a la venta las Entradas de Día: Jueves (50€), Viernes (50€), Sábado (65€) y Domingo (50€).

Hay un cupo limitado de Entradas VIP para cada día del Festival (130€). ¡Adquiere la tuya y serás nuestro invitado de lujo!

Visita www.fiberfib.com para conocer las últimas noticias del Festival, entradas y viajes.

 

 

 

jesusandmarychain2017

THE JESUS AND MARY CHAIN, BIFFY CLYRO Y YEARS & YEARS ENTRE LAS NUEVAS CONFIRMACIONES DEL FIB 2017

El FIB vuelve con otra estupenda tanda de nombres con Biffy Clyro, Years & Years, The Jesus and Mary Chain, Temples, La Casa Azul, y más artistas que estarán junto a brillantes cabezas de cartel, como los ya anunciados Red Hot Chili Peppers, The Weeknd, Kasabian, Los Planetas y Deadmau5, y muchos más grandes nombres en la mejor cita del verano del 13 al 16 de julio en Benicàssim.

¡Y aún quedan muchos más

UNA DE LAS MEJORES BANDAS DE HOY: BIFFY CLYRO

Tenemos el placer de anunciar que Biffy Clyro vuelve al FIB a petición de muchísimos fibers que, como nosotros, quieren verles en el escenario en un directo sin igual. Tras llenar sus conciertos a lo largo del planeta, el trío regresa al Festival con una fuerza y energía que hacen de “Ellipsis” su mejor trabajo hasta la fecha.

La banda escocesa se ha convertido en uno de los grupos más impactantes en directo alcanzando ya un estatus con mayúsculas dentro del rock actual. Ese es el motivo por el que Biffy Clyro estará en el FIB 2017, en esta única y exclusiva fecha en nuestro país, con un concierto impresionante repleto de canciones que nos harán vibrar al máximo.

RITMO Y ACTITUD CON YEARS & YEARS

Years & Years es una de las bandas más impactantes surgidas en el Reino Unido. “Communion”, su disco de debut, ha sido uno de los álbumes más aclamados de 2015, llegando a vender millón y medio de ejemplares y alcanzando las más altas posiciones en las listas de veinte países. En 2016, el trío obtuvo cuatro nominaciones a los Brit Awards llenando salas sin parar con su latente y refrescante pop electrónico.

Simultáneamente a todo este éxito su líder, Olly Alexander, se muestra como uno de los talentos más comprometidos de su generación. Como ejemplo quedó su alegato de defensa para el colectivo LGBT en el festival de Glastonbury o el controvertido video de su hit “Desire”, en el que se muestra la actitud, influencia y la excitante propuesta de Years & Years, a quienes por fin veremos en el FIB 2017.

ELECTRICIDAD = THE JESUS AND MARY CHAIN

Es un verdadero placer ver en nuestro cartel a una banda tan legendaria e influyente como The Jesus and Mary Chain. El grupo de los hermanos William y Jim Reid fue uno de los nombres que encabezaron la primera edición del Festival, y este año vuelve en un magnífico estado de forma con su nuevo disco “Damage and Joy”.

¿Quién no ha escuchado clásicos como “Just Like Honey”, “Head On”, “Reverence” o “Darklands”? El FIB 2017 será la ocasión perfecta para encontrarnos con esos hits y con sus nuevas y electrizantes canciones como “Amputation”, “All Things Pass” o “The Two Of Us” evidenciando por qué, aunque haya muchos que suenen como ellos, es necesario unirse a los eslabones de The Jesus And Mary Chain.

POP CON MAYÚSCULAS CON TEMPLES Y LA CASA AZUL

Temples regresan con fuerza con un disco como “Volcano” que ha conseguido casi un millón de escuchas en Spotify y Soundcloud, y que les traerá en un gran momento de su carrera. “(I Wanna Be Your) Mirror”, “Strange Or Be Forgotten”, “Oh The Saviour” o “In My Pocket”, sonarán junto a hits como “Shelter” o “Sun Structures” en un concierto que les volverá a hacer brillar su pop psicodélico en Benicàssim.

Guille Milkyway, el nombre detrás de La Casa Azul, es sin duda el artista efervescente que ha conseguido derribar las barreras del comercialismo, para llevar a todos los oídos el bubblegum, el sunshine-pop, el europop y todos esos estilos que merodean en torno a las melodías más hermosas y los arreglos perfectos. Por eso es que era necesario tenerle en el FIB 2017.

MÁS SORPRESAS PARA UN CARTEL MUY ESPECIAL!

Llega una buena dosis de electrónica y guitarras para la fiesta del verano: El canadiense Tiga convertirá al Festival en un gran club lleno de la mejor música de baile. Joe Crepúsculo contribuirá con su peculiar synthpop a hacer que la noche no se detenga, lo mismo que el dúo británico HONNE, que calentará la pista con sus beats y su invitación al ritmo  más sensual.

Y para cerrar este anuncio llegarán Dream Wife, con su pop refulgente, combativo y lleno de riffs que harán que la gran celebración del FIB 2017 siga siendo muy especial. ¡Y pronto daremos más nombres para esta edición!

ABONOS EN FIBERFIB.COM

Continúa la venta deAbonos de 4 Días, más 8 de acampada gratuita en Campfest, al precio de 149€ (+ gastos de gestión) en fiberfib.com.

Además, se pueden adquirir los Pases VIP, con ventajas para disfrutar a lo grande en el FIB.

¡PROYECTO DEMO 2017 ESTÁ EN MARCHA!

Junto a Radio 3 volvemos a poner en marcha nuestro concurso de maquetas. Las inscripciones están abiertas desde el pasado lunes 10 de abril hasta hoy, lunes 24 de abril.

¡Suerte a los participantes!

ASÍ TE CONTAMOS EL FIB 2016

BRUNCH IN THE PARK MADRID PORTADA

JOHN TALABOT, APOLLONIA, MOODYMAN, OCTAVE ONE, DAMIAN LAZARUS, TIGA Y BARNT ENCABEZAN EL CARTEL DEL BRUNCH – IN THE PARK MADRID

Tras el éxito sin precedentes de Brunch – In the Park Barcelona, la cita dominical más bailable y familiar llega al Parque de Enrique Tierno Galván en Madrid los próximos 18 y 25 de septiembre y 2 y 9 de octubre. El cartel está encabezado por nombres como John Talabot, Apollonia, Moodymann, Octave One, Damian Lazarus, Tiga o Barnt, a los que se les unirán Marc Piñol, Javi Redondo, Terence: Terry:, Sau Poler, JMII, Rhythm & Soul y Viktor Flores.

Una historia diferente para cada domingo

Brunch – In the Park cuenta con cuatro ediciones en su desembarco en la capital, que girarán en torno a un concepto distinto cada una. La temporada arranca el domingo 18 de septiembre con un showcase del sello barcelonés Hivern Discs, capitaneado por el referente de la electrónica internacional John Talabot, que cerrará el día. Acompañando al capo tendremos a Barnt, que tras lanzar el remix ‘Proceso’ de C.P.I. se ha mantenido como un nombre a tener en cuenta a los platos; Marc Piñol -también mitad de C.P.I.-, con sus personalísimos sets, en los que pasa con asombrosa facilidad del house al techno, del acid a la música disco o del krautrock a los drones, bajo un filtro muy personal; y JMII con su live, ya característico por un sonido sobrio, bailable, oscuro y contundente.

El domingo 25 de septiembre será una jornada en la que el house de corte francés será el protagonista. Encabezando el cartel encontramos al trío Apollonia, una de las exportaciones más populares de la electrónica underground de París. Abriendo el día estarán el hiperactivo Terence: Terry:, que ha sacado referencias en sellos tan potentes como Freak n’Chic, y a Rhythm & Soul, un auténtico apasionado del vinilo y la música de calidad. La palabra Detroit ondea sobre el día 2 de octubre. Moodymann, uno de los productores más enigmáticos e inclasificables que ha parido la ciudad, encabeza un cartel en el que también tendrá cabida el potente live del dúo Octave One, creadores del hit generacional ‘Blackwater’. El barcelonés Sau Poler, encargado de facturar siempre un house elegante y actual, y Viktor Flores, director de la Red Bull Music Academy en España, abrirán una jornada que promete ser mítica. El domingo 9 de octubre Brunch – In the Park Madrid cerrará temporada con dos pesos pesados: el siempre actual Tiga, capo del sello Turbo Recordings; y el enigmático e hiperactivo Damian Lazarus, que a su vez dirige el label Crosstown Rebels. Abrirá el día Javi Redondo, uno de los pesos pesados de la electrónica de la ciudad y residente del club de referencia Mondo Disko.

Petit Brunch

Como evento family friendly, uno de los rasgos diferenciadores de Brunch – In the Park es que ofrece una gran variedad de actividades divertidas y nada convencionales para niños y padres que desean compartir su pasión por la música electrónica con sus hijos. Los pequeños brunchers serán los grandes protagonistas de las primeras horas de la jornada, con actividades como las camas elásticas, futbolines, deportes de pelota en diversas formas, hinchables, Yoguitos y su particular visión del yoga para los más pequeños, pintacaras, globoflexia, papiroflexia y talleres como el de reciclaje o el de chapas. Además, no faltará el Market, otra de las señas identitarias de los hermanos mayores de Brunch – In the Park, siempre fiel a su filosofía de apoyo al diseño, y que ofrecerá lo mejor de marcas locales. Tampoco faltará una selección de food trucks cada domingo, cuyo lineup cambiará semana tras semana, para deleite de aquellos que decidan pasar más de una semana en el parque Enrique Tierno Galván. Además, siguiendo la línea ecológica y responsable del festival, se sigue optando por utilizar EcoCups, vasos de más de un uso que ya se han convertido en insignia del festival. De esta forma, se consigue reducir hasta un 80% la generación de residuos. Brunch – In the Park: filosofía Imagina un brunch nómada capaz de convertir los domingos en tu nuevo día favorito de la semana. Brunch – In the Park sigue apostando por una particular combinación de gastronomía, música, market y actividades, cuyo éxito viene respaldado por los más de 70.000 brunchers que ya han pasado por su versión barcelonesa desde

spi3063_3311_roisin-murphy_-pub_-sonar2015_biancadevilar-6

CRÓNICA SÓNAR 2015: VIERNES

Las energías de cara a la segunda jornada todavía se mantenían a un nivel óptimo ya que la noche anterior el festival no había contado con programación. El día fue muy entretenido, desde prácticamente la apertura de puertas. Lo cierto es que la concurrencia  de público fue fluida desde el principio. Está claro que el día soleado ayudó, pero también lo hizo el cartel, que probablemente fue el más completo de los tres (sobretodo su tramo diurno). Empezamos la jornada con nada menos que Noir Noir, y un directo afiladísimo a base de música industrial, kraut rock, psicodelia e incluso black metal. Más de uno fruncía el ceño y se encogía de hombros. Cierto, que no es una propuesta sonora habitual en Sónar, pero también hay que decir que Sónar siempre ha apostado por planteamientos extremos desde hace años. Mientras tanto Brigitte Laverne, iba por otros derroteros. Su directo pivotó alrededor de los sonidos más previsibles de la manida década de los 80. La verdad es que el componente sorpresivo brilló por su ausencia, aunque el escaso público que congregó tampoco necesitó más a esas horas . Poco después Redinho, en el escenario principal arremetieron con su particular revisión del funk cósmico de los 70. El músico británico, estilete del sello de Glasgow Numbers desde su fundación, presentó su primer disco, “Redinho”, y lo cierto es que consiguió que muchos decidiesen retrasar la hora de comer hasta que se acabase su set. Cautivaron con una propuesta a medio camino entre lo orgánico y lo electrónico. Dispararon bases poderosas, combinadas con voces negras de alto octanaje. La segunda parte del set fue mucho más ragga que funk. Pero no fue problema para el puñado de almas que se entregaron bajo un sol de justicia. Cuando acabó nos fuimos a comer. Este año en la zona de comidas se han instalado algunos food trucks que ofrecen una variada carta de comida rápida. Así que tras una hamburguesa de rigor nos fuimos corriendo a SonarDôme donde los estadounidenses Teengirl Fantasy estaban maravillando con una refinadísima propuesta que aúna R&B minimalista y bases de baile a mucho volumen. Rápidamente pusieron en órbita a la gente. El dúo se parapetó tras su maquinaria y se decantaron por una electrónica planeadora a con beats acelerados y bajos envolventes. Lástima del exceso de luz.

Redinho Foto: Ariel Martini

Poco después, nos fuimos a SonarComplex, pero de camino nos paramos un rato para ver la actuación de Headbirds en SonarVillage. El dúo canadiense empezó a acaparar a público en el SonarVillage con su particular fórmula secreta a base de techno y bass a granel. ¿Quién dijo que antes de las 17 horas las sesiones debían ser sosegadas? Y de allí no salimos en un buen rato. Tocaba ración doble de música extrema. El primer plato lo protagonizó, nada menos que Russel Haswell, uno de los luminarias más extravagantes de la IDM, muy amigo de la cúpula directiva de WARP y mucho más extremo que el accionismo vienés. Haswell inició su carrera en la misma liga que Aphex Twin, Squarepusher y Autechre, pero poco a poco encontró su camino en la deconstrucción sonora. Su concierto fue una plasmación a partir del ruido digital. Fue recibido con una ovación. Salió muy concentrado y no tardó mucho en colocarse tras sus máquinas digitales, con las que empezó a lanzar sonidos atronadores de difícil deglución. Eso sí, antes de ponerse a ello, descorchó una botella de champán que se fue bebiendo –directamente del envase, eso sí- a lo largo del concierto. Fue del drill fragmentado al electro de choque. Antes de continuar con la sesión doble de ruido en SonarComplex, salimos a ver qué tal se lo hacía Owen Pallett en SonarVillage. No duramos más de 10 minutos. Su propuesta, sin duda, estaba bastante descontextualizada. No era lugar ni hora para violines y entonaciones vocales a lo Chris Martin de Coldplay. Buena parte del público optó por una opción B. Nosotros lo teníamos claro. Volvimos al Auditorio para ver el concierto de KTL, un proyecto extremos, fruto de la colaboración entre Pita (capo del sello austriaco Mego) y Stephen O’Malley de Sunn O))). ¡Ahí es nada! Su propuesta fue mucho más allá que la de Haswel. Aparecieron en el escenario con un trasfondo de tonos azulados. Y puntuales como un reloj suizo empezaron a conducirnos hacia su particular universo sonoro. A través de la modulación del ruido consiguieron enarbolar paisajes de dark ambient y psicodelia. Tras una intro de más de veinte minutos desplegaron toda su alquimia teniendo al drone como materia prima de sus construcciones.

Kiasmos Foto: Ariel Martini

Tras la experiencia atronadora doble nos acercamos a SonarHall, para oxigenarnos un poco con Kiasmos, una de las sensaciones del año pasado. El disco de debut de los islandeses, de título homónimo, es una obra de orfebrería sonora al alcance de muy pocos a día de hoy. Este proyecto lo conforman Ólafur Arnalds y Janus Rasmussen. El primero es un conocido pianista y compositor contemporáneo y el segundo es un productor de electropop conocido en la escena de su país. Ambos han sumado fuerzas para crear esta maravilla de electrónica fina con arreglos orquestales y mucho protagonismo del piano. Y su directo fue de una calidad casi perfecta. Además cuidaron mucho los recursos lumínicos. Kiasmos llegaron, vieron y vencieron. Llenaron el SonarHall y de allí no se movió nadie hasta que acabaron. SonarDôme donde los alemanes Xosar & Thorn Hawk estaban arremetiendo con techno oscurantista a una audiencia que abarrotaba el espacio. Y para acabar la jornada diurna, nada mejor que Squarepusher, otro de los clásicos de la electrónica cerebral.

Squarepusher  Foto: Ariel Martini

Si ayer fueron Autechre los que llamaron a la nostalgia, hoy le tocó el turno a Tom Jenkinson. Vino a presentar “Damogen Furies”, un disco que vuelve a mostrarnos el vertiente más visceral, con grandes dosis de alucinación, pesadillas y brutalidad sonora. Para lograrlo, Jenkinson ha grabado los ocho temas del disco del tirón, sin edits posteriores, y ha usado exclusivamente los nuevos instrumentos que ha venido creando a lo largo de la última década y que vimos en el concierto. La puesta en escena fue espectacular, con nuevas imágenes, dispositivos tecnológicos ultramodernos y la disponibilidad de este equipo sonoro propio, que le permitió tocar en directo con la libertad de transformar la música como quiso en cada momento.

Por la noche el programa venía cargadito de propuestas de baile. Antes, A$AP Rocky intentó que meneásemos las cadera y levantásemos los brazos a través de su música. Y lo consiguió, pero solo por momentos. No triunfaron a nivel de público. Y en cuanto a lo musical, la cosa se quedó en un “bien” justito. Después nos acercamos a SonarPub a ver a Róisín Murphy. La ex cantante de Moloko, presentó su último disco, “Hairless Toys”. Definitivamente se ha decantado por los sonidos de la época dorada de la música disco, con bases de house clásico. Pero a su cancionero le falta pegada. Los temas estuvieron muy bien interpretados pero los hits se echan de menos. En cambio, en SonarCar Paranoid London revisó el crepúsculo mismo del techno de Detroit, pero en su versión más callejera. Su directo fue contundente, y en gran medida Gerardo Delgado y Quinn Whalley tuvieron una actitud punk.

A$AP Rocky Foto: Fernando Schaepfer

Un rato más tarde, los sudafricanos Die Antwoord volvieron a poner patas arriba el escenario de SonaClub. Eso sí, no llegaron a los niveles de saturación de sus anteriores comparecencias. En cambio Totally Enormous Extinct Donosaurs hicieron una sesión en la que no faltaron hits de house. Luego Hot Chip, actuaba por segunda vez en el festival. Esta vez, en la noche, y volvieron a obtener los mismos resultados que el día anterior. El set fue exactamente le mismo, con la versión del tema de Bruce Springsteen, “Dancing in the Dark” incluida. Otra vez en SonarCar, la alemana Helena Hauff puso a todo el mundo firmes con un set de oscuridad extrema a base de EBM, acid techno y música industrial de cuarto oscuro. ¡miedo fue poco! Poco antes, pasamos por SonarLab a echar un vistazo a lo que acontecía el primer concierto en directo de Tiga. Estuvimos poco porque la experiencia no nos convenció. Aunque al público sí, ya que abarrotaron aquel escenario de principio a fin. Eso sí la puesta en escena fue brillante, con maniquís como atrezo y mucha estética 80s.

Róisín Murphy Foto: Bianca de Vilar

El que sí lo hizo fue Skrillex. La estrella del otro lado del Atlántico, volvió a congregar un gran número de seguidores- aunque tampoco llegó a los niveles de su anterior visita-. Volvió a desplegar todos sus recursos de star DJ, con continuos bailes, recitados sobre las canciones y parones de música intencionados, siempre buscando una reacción del público. Musicalmente, hubo de todo en su túrmix sonoro. Desde temas propios como su remix de “Breakn’ A Sweat” de The Doors a “Sweet Dreams” de Eurythmics. SonarClub. Daniel Avery, por su parte, abrió otro frente media hora después en SonarPub. Sus armas fueron el techno y el house, pero con actitud punk. Y para acabar la noche, qué mejor que The 2 Bears, el proyecto paralelo de Joe Goddard de Hot Chip, junto a Ralf Ruder. Su apuesta por la vertiente más lúdica de la música de baile funcionó a la perfección.

 

PIKNIC ELECTRONIK BARCELONA

PIKNIC ELECTRONIK PRESENTA UNA CUARTA EDICIÓN REPLETA DE SORPRESAS Y MEJORAS

Por cuarto año consecutivo, vuelve Piknic Electronik a los Jardins de Joan Brossa de Monjuïc con una temporada de 13 domingos consecutivos con la mejor electrónica del 28 de junio al 20 de septiembre de 13 a 22 horas. Tiga, Maceo Plex, Derrick May, Floorplan aka Robert Hood, Paco Osuna b2b Matthew Dear, Pachanga Boys y Craig Richards son algunos de los headliners de un suculento line-up internacional, además de la inauguración correrá a cargo de Jesse Rose b2b Justin Martin, Detroit Swindle y Marquis Hawke en el escenario principal mientras que DB & FRNCH amenizarán el Petit Piknic.

Los precios más asequibles y un nuevo escenario por el que pasarán los más reputados dj’s locales son algunas de las novedades de Petit Piknic. La propuesta gastro para este verano consistirá en una exquisita selección de food trucks. Piknic Electronik, además, impulsa el proyecto colaborativo 100% sostenible Social Fooding. El Market crece y continúa apoyando a las marcas locales y jóvenes diseñadores.

squarepusher sónar

SHOWS TECNOLÓGICOS E INNOVACIÓN ESCÉNICA EN EL SÓNAR 2015

Sónar incluye cada año en su programación varios shows de total impacto para los sentidos que se definen por puestas en escena innovadoras e inéditas. Todos ellos utilizan tecnología avanzada y proponen procesos creativos que implican a artistas de diferentes ámbitos, estableciendo diálogos interdisciplinares de poderosos resultados sobre el escenario. Esta edición, algunos de estos espectáculos serán estreno mundial en Sónar Barcelona.

Artistas como Arca, Flying Lotus, Evian Christ, Squarepusher (en la foto de portada), Koreless, Atom™ o Lee Gamble se alían con creadores visuales de primer nivel para presentar shows inmersivos únicos.

El festival contará este año con dos instalaciones new media de gran formato: la impresionante escultura cinética RGB|CMY Kinetic obra del estudio alemán ART+COM exclusiva para SonarPLANTA, con banda sonora del compositor islandés Ólafur Arnalds, y la escultura en forma de araña gigante Nyloïd, creada por los suizos André y Michel Décosterd.

El componente visual será fundamental también en varios de los grandes conciertos de Sónar de Noche, como los de The Chemical Brothers, Tiga, Dubfire o Siriusmodeselektor, entre muchos otros.

La realidad virtual se introducirá con fuerza en el mercado de consumo para el gran público en pocos meses. Con su estudio VRSE, Aaron Koblin y Chris Milk lideran la incipiente producción con esta tecnología, presentando en Sónar+D nuevas fórmulas de entretenimiento audiovisual. Además Sónar+D estrena su espacio dedicado a la realidad virtual, Realities+D.

Inmersión escénica en Sónar de Día

El escenario SonarHall acogerá, el jueves 18 de junio, el esperadísimo y exclusivo show del talentoso músico venezolano Arca, que sumergirá sus beats líquidos en las inquietantes imágenes del diseñador y videoartista Jesse Kanda en la que supone una de las colaboraciones creativas más importantes del año.

Justo el mismo día y en el mismo escenario tendrán lugar otros dos de los diálogos creativos más relevantes de Sónar 2015: el que une al músico alemán Atom™ y el artista australiano Robin Fox bajo el nombre de Double Vision, combinando lásers, vídeo, sonoridades experimentales y una particular deconstrucción de los códigos del pop; y el concierto de Lee Gamble, en el que sus ritmos abstractos y evocadores tienen su traslación geométrica sobre la pantalla gracias al talento del prestigios artista londinense Dave Gaskarth.

Dos de los shows de la programación de Sónar de Día llevan la firma del creador de Manchester Emmanuel Biard en su concepción escénica. Por un lado, Evian Christ ha trabajado con Biard en una puesta en escena totalmente inmersiva, que juega con el humo y focos de luz que crean cortinas tridimensionales. En Sónar 2015 Evian Christ presentará el show en su versión de gran formato. Por otro lado, Biard es también el responsable del potente dispositivo visual de “The Well”, el show que le ha unido al emergente productor galés Koreless, uno de los más interesantes creadores de atmósferas electrónicas del Reino Unido ahora mismo.

Muy destacable también es el estreno en exclusiva de “Blueprint”, un impactante show que nos habla del cosmos y la arquitectura, creado por el reputado artista francés Joanie Lemercier junto al músico británico y fundador del sello Tectonic James Ginzburg.

Y por supuesto los shows de dos artistas imprescindibles en la programación de Sónar de DíaSquarepusher, con un nuevo espectáculo en el que él mismo se ha encargado de los visuales, reactivos a sus sonidos abrasivos; y Holly Herndon, musa de la laptop music y la tecnología avanzada, que ha trabajado para sus directos con el reputado realizador japonés Akihiko Taniguchi y el estudio de diseño de Amsterdam Metahaven.

ARVE Error: The Vimeo endpoint located at http://vimeo.com/api/oembed.json?url=http%3A//vimeo.com/123260813 returned a 404 error.
Details: Not Found

https://vimeo.com/123260813

Instalaciones new media de gran formato

Siguiendo con el firme compromiso de Sónar con el arte new media y las instalaciones sonoras, el festival presenta dos obras de grandes dimensiones y gran impacto en el marco de Sónar+D.

Por un lado, la escultura cinética RGB|CMY Kinetic, obra del estudio alemán ART+COM y ganadora de la convocatoria de SonarPLANTA, iniciativa de Sónar y la Fundació Sorigué. La pieza, de gran formato, plantea un diálogo entre los colores primarios (Cyan, Magenta, Yellow) y los aditivos (Red, Green, Blue, propios de la imagen televisiva) a través de cinco discos reflectantes suspendidos en el aire y activados por una maquinaria de fuerza y precisión industrial. La banda sonora de la pieza es obra del compositor islandés Ólafur Arnalds, que toma el torrente de datos producido por el movimiento de los discos, uniendo sonido y movimiento en un todo indivisible.

Por el otro lado, Sónar 2015 presenta Nyloïd, una impresionante escultura con forma de araña creada por el estudio suizo Cod.Act formado por los André y Michel Décosterd, consistente en tres largas extremidades –de seis metros cada una– animadas por un sofisticado mecanismo y avanzados dispositivos sonoros. La elasticidad del material de cada “pata” permite que la escultura se mueva formando curvaturas casi imposibles, creando un efecto sensual y sorprendente, como si se tratara de un animal que se estira al levantarse, se contrae frente al sufrimiento o se contorsiona como una bailarina siguiendo el ritmo del sonido.

Grandes formatos visuales en Sónar de Noche

Varios de los shows de gran formato de Sónar de Noche han sido diseñados por destacados creadores y artistas en su aspecto visual. Es el caso del nuevo espectáculo de The Chemical Brothers, que estrenan disco y directo contando de nuevo con su habitual colaborador, el realizador inglés Adam Smith.

Flying Lotus presenta un show inmersivo muy poderoso, en 3D y con doble pantalla, creado junto a los emergente artistas visuales Strangeloop y Timeboy, que han sabido interpretar perfectamente los microsonido cósmicos de su excelente nuevo álbum, “You’re Dead”.

Por su parte, Siriusmodeselektor (Modeselektor y Siriusmo) presentando un nuevo proyecto en el que están involucrados el estudio berlinés Pfadfinderei, también responsables de la puesta en escena visual del nuevo show en directo de Tiga, en el que han trabajado junto al realizador sueco Andreas Nilsson.

El dj americano de origen iraní Dubfire también ha trabajado intensamente con un equipo de artistas visuales, Volvox Lab, que han dado otra dimensión a sus sets en vivo.

La realidad virtual presentará nuevas formas de entretenimiento audiovisual, en Sónar+D

La realidad virtual se introducirá con fuerza en el mercado de consumo en pocos meses y, este año, como no podía ser de otra manera, volverá a tener una presencia destacada en Sónar+D.

Aaron Koblin (artista visual, su trabajo forma parte de la colección permanente del MoMa) y Chris Milk (realizador de videoclips para Kanye West, Arcade Fire, Beck…) recientemente han formado Vrse, una compañía especializada en la producción de obras de realidad virtual, ofrecerán un keynote sobre este tema. Asimismo ambos han comisariado una selección de 10 piezas de realidad virtual que serán presentadas en un nuevo espacio especialmente dedicado a ello llamado Realities+D.

La realidad virtual también tendrá su espacio en MarketLab, donde la compañía holandesa WildVeemd, especializada en el uso de esta tecnología, acercará a los profesionales y al público en general su funcionamiento.

MANUAL DE USO DEL SÓNAR BARCELONA 

Toda la información del Sónar Barcelona en: http://bythefest.com/festivales/sonar-festival/

 

 

chemical brothers 1250 sónar

SÓNAR 2015: MANUAL DE USO

El Festival de música avanzada Sónar se presenta este año con uno de los carteles más interesantes de las últimas ediciones. Y es que el evento barcelonés ha ido creciendo en los últimos tiempos como si no hubiese un mañana. La reubicación de los eventos diurnos a un espacio mucho más grande como es el recinto ferial de Montjuïc y el incremento de actividades extra musicales afines al mundo digital y las últimas tecnologías de la mano de Sónar+D le han hecho ganar en consistencia y fiabilidad. Este año el plato fuerte será el concierto de The Chemical Brothers que presentarán en primicia mundial su nuevo espectáculo en directo, a cargo una vez más del realizador inglés Adam Smith. Pero además de ellos y la selección de imprescindibles que os vamos a dar, hay muchísima actividad que no te puedes perder. Sin duda uno de los must de este festival es la espectacularidad de algunos de sus shows, en los que la puesta en escena es innovadora ya que se sirve de las últimas novedades en cuanto a tecnología se refiere. Habrá que tener una especial atención a lo que acontezca en los conciertos de Double Vision (Atom™ y Robin Fox), Koreless & Emmanuel Biard, Evian Chirst, Flying Lotus, Arca & Jessee Kanda, Dubfire o Tiga, entre otros.  Este año habrá un buen puñado de artistas que se mueven en la vertiente más orgánica de la electrónica. Entre ellos, además de los icónicos Duran Duran, podremos disfrutar de Hot Chip, Kasper Björke, Kiasmos, Tourist, Ten Walls, Kindness, Freancesco Tristano, Róisín Murphy, FKA Twigs, Fernando Lagreca o Henrick Shwarz . Uno de los estilos que tienen especial protagonismo desde hace algunos años en el festival es el hip hop. Recordemos que por aquí han pasado formaciones seminales del género como Beastie Boys, De La Soul o The Roots. Este año le toca el turno a A$AP Rocky, uno de los pesos pesados de la rima norteamericana, con un pie puesto en el underground y el otro en el mainstream. Pero no estará solo. A lo largo de los tres días también subirán al escenario, RL Grime, PXXR GVNG, Grammatik, Mumdance & Novelist, Cashmere Cat, Southern Hospitality, DJ Raff, DJ Sliink o Salva. ¡Ah! y quien quiera fiesta la tendrá. Y por todo lo alto. El catálogo de tótems revienta-pistas, este año está más que cubierto con nombres como Erol Alkan, Roman Flügel, Paranoid London, Jamie Jones, Adam Beyer, Randomer, Maya Jane Coles, Seth Troxler, Scuba o Daniel Avery. Así que poca broma. Y para los que sueñan con sonidos imposibles y se desviven por la vertiente más experimental o extrema de la música, disponen de un surtido gourmet, con propuestas de riesgo como las que proponen Mika Vainio, Powell, Lee Gamble, Vessel, The Bug o los superstars del sello Mego, liderados por KTL, Voices From The Lake y Russell Haswell. En cuanto al producto nacional, la cosa está que arde. Los nuestros conformarán un nutrido equipo en el que los diferentes palos de la electrónica estarán bien representados. No te los pierdas porque te sorprenderá el excepcional estado de forma de nuestra escuadra. Entre las más de 30 propuestas destacan, Pional, LCC, Jupiter Lion, Headbirds, CaboSanRoque –y su máquina ready-made de hacer música- , PXXR GVNG, Pedro Vian, EVOL o Desert. Son muchísimas las opciones programadas para esta edición, por eso, y para que no te marees, desde ByTheFest os hemos hecho una selección de los diez conciertos que no debes perderte.

The Chemical Brothers

Sin duda el concierto de los de Manchester será una de las citas imprescindibles. El dúo formado por Tom Rowlands y Ed Simons tocarán por partida doble. Primero, el jueves por la noche protagonizando el concierto inaugural, al que solo se puede acceder con invitación, y por segunda vez, y ya para todo el público asistente, el sábado por la noche. En todo caso, los conciertos de Sónar serán los primeros de su próxima gira.

Duran Duran

El concierto de Duran Duran en Sónar tendrá lugar una década después de su última comparecencia en España y supondrá  una de las contadas apariciones del grupo antes de que el nuevo disco vea la luz, a finales de este año. El disco promete, ya que entre otros colaborará John Frusciante de Red Hot Chili Peppers y contará con la producción de, nada menos que Neil Rodgers de Chic. Además se da la casualidad de que ese mismo día actúa en la ciudad el que en la década de los 80 fuera su banda rival, Spandau Ballet. No faltarán “Notorious”, “Girls On Film” o “Wild Boys”.

Autechre

Autechre es probablemente el dúo más admirado y respetado de toda la electrónica abstracta y experimental. La importancia del discurso y el lenguaje inventado por Rob Brown y Sean Booth es tal que sin ellos no se podría entender el desarrollo de la llamada IDM (Intelligent Dance Music). Además hay que tener en cuenta que se trata de un concierto histórico ya que actuarán dos décadas después de su único directo hasta ahora en el festival, en 1996, cuando al evento apenas asistían 10.000 personas de público.

FKA twigs

FKA twigs lo petaron en las listas de lo mejor del año pasado. Actualmente es una de las figuras más importantes de la música contemporánea. Aunque sus dos primeros EPs ya prometían algo grande, nadie esperaba que su primer disco llegase tan lejos. Y todo ha sido por méritos propios. En “LP1”, su disco de debut,  ha contado con nada menos que Sampha, Blood Orange, Paul Epworth, Clams Casino y Arca, pero su personalidad y su voz son tan potentes que se imponen por encima de cualquier otra presencia. El directo en Sónar de Noche el sábado 20 de junio a las 23 horas en SonarPub es sin duda una de las citas que no debes olvidar.

Die Antwoord

Sónar 2015 vuelve a acoger el directo de Die Antwoord, un grupo que se define por

su carisma escénico y un discurso sonoro llevado extremo, en el que se mezclan estilos urbanos como el gangsta rap y la cultura rave. El impacto del primer concierto de Die Antwoord en Sónar fue tan grande e inesperado que al año siguiente se volvieron a programar, eso sí, en el escenario principal de Sónar de Noche con un aforo completo, con más de 15.000 seguidores enfervorecidos. Este 2015 vuelven de nuevo como estrellas indiscutibles y convertidos ya en un grupo de alcance global.

Skrillex

El festival contará también con Skrillex, probablemente el artista de mayor repercusión surgido de la escena electrónica americana en los últimos años, que ofrecerá uno de sus shows viscerales y de energía apabullante. Sonny Moore, aka Skrillex, es sin duda uno de los más carismáticos productores del panorama internacional. Su figura conjuga a la perfección todas las características propias del DJ all star. Y no ha sido una casualidad, ni mucho menos. Sus directos son demoledores y sus ritmos rotos no los aguanta cualquier cadera. Ganador de 6 Grammys y con más de 10 millones de copias de sus singles vendidos en todo el mundo demuestran su comunión con el gran público.

A$AP Rocky

El hip hop, sus nuevas formas y varios de los géneros colindantes con sus esquemas, como el grime o el trap, son uno de las vertientes musicales protagonistas en la edición de este año de Sónar. El festival presenta a la más relevante estrella del nuevo rap, A$AP Rocky, artista de gran talento y repercusión mediática, apreciado tanto por la escena alternativa como por la comercial. Rocky, llegará a Sónar poco antes de que salga a la luz su esperadísimo tercer LP, disco en el que participará precisamente FKA twigs. ¿Los veremos juntos sobre el escenario durante la actuación?

Hot Chip

El quinteto liderado por Alexis Taylor acturará por partida doble, tanto en Sónar de Día como en Sónar de Noche para presentar su sexto álbum, “Why Make Sense”, sexto de una carrera hasta el momento impecable. Un disco del que han avanzado ya un primer single, “Huarache Lights”. El quinteto británico volverá a triunfar gracias a su fórmula a base de conjugar pop y electrónica de baile, que incluye artefactos de gran tonelaje emocional como “Over and Over”, “I Feel Better”, “Ready For The Floor”, “One Night Stand”.

Squarepusher

El bajista y productor inglés vendrá con un show totalmente nuevo bajo el brazo para presentar, “Damogen Furies”, un disco que recupera su sonido más corrosivo. No me cabe la menor duda de que este compacto hará las delicias de todos los fans del señor Tom Jenkinson. En esta ocasión, el artista más rebelde (junto a Richard D. James), de la escudería Warp, nos mostrará su lado más visceral y oscuro. Y su espectáculo visual será tan importante como la sonora. Jenkinson ha grabado los ocho temas del disco en una sola toma, sin edits posteriores, y ha usado exclusivamente los nuevos instrumentos que ha venido creando a lo largo de la última década. El nuevo show del genio inglés propone una espectacular puesta en escena, con nuevas imágenes, dispositivos de tecnología punta y la disponibilidad de este equipo sonoro propio.

Laurent Garnier

El DJ francés estará sentando cátedra una vez más tras la mesa de mezclas. Omnipresente del sello francés F Communications, Laurent Garnier, que ya es todo un clásico en lo que a beligerancia sonora se refiere. En el libro “Loops” (Mondadori, 2002), Laurent Garnier expresaba: “Ojalá pase algo nuevo pronto, porque sinceramente, estoy aburrido de lo que escucho”. El francés fue más lejos aún en sus declaraciones, e incluso habló de barrer su generación y acabar de una vez con Jeff Mills, Richie Hawtin y el mismo. Lo cierto es que tras su exitoso “30” (Mute, 97), Garnier cayó en una espiral de apatía (sobretodo en su faceta de DJ) respecto a la música techno que le llevó a buscar respuestas dentro de otras disciplinas sonoras. Fue cuando en sus sesiones comenzó a ampliar su paleta, aplicando sin demasiado éxito, pinceladas de drum´n´bass o dub. ¿Habrá encontrado la manera de acabar con el hastío? Lo sabremos en cuestión de días.

Texto: Lluís S. Ceprián

Toda la información del Sónar Sónar+D en: http://bythefest.com/festivales/sonar-festival/

cabecera sonar f x mercadeDSC_8314

ASÍ TE CONTAMOS SÓNAR 2014

JUEVES

El festival de música avanzada Sónar inició su vigésimo primera edición con una afluencia considerable de público. El grueso de los actos tuvieron lugar por segundo año consecutivo en el recinto firal de Montjuïc, junto a la plaza de España de Barcelona. Como aperitivo, dos días antes tuvo lugar un interesantísimo simposio internacional con el sugerente título de “A la escucha”, cuyo objetivo fue el de abordar los nuevos retos del arte sonoro y de la escucha. Este evento estuvo enmarcado dentro del programa de Sónar+D. Porque Sónar es esto, un festival multidisciplinar que no solo se centra en la música electrónica, aunque ésta cuente con un peso más que evidente, claro.

 

El jueves nos deparó más de una grata sorpresa. Abrió fuego Nev.Era. El proyecto afincado en Barcelona desplegó su amplio catálogo de ritmos rotos. Balago, por su parte, no se sometieron a los fáciles clichés que los encorsetaron durante tanto tiempo en los territorios del post-rock. Su propuesta va mucho más allá, y más teniendo en cuenta su afinidades hacia la indietrónica y la música orgánica. Nils Frahm fue uno de los triunfadores de la jornada. Su segunda visita a Barcelona en prácticamente cuatro meses se saldó con un resultado idéntico en cuanto a rendimiento musical (y emocional). El público que se congregó en el escenario SónarHall vitoreó cada uno de los cortes del pianista alemán, que como vienen siendo habitual en sus sets apareció rodeado de sinteticadores y un sinfín de artilugios electrónicos. Contó con un apoyo visual resolutivo con imágenes que iban del paisajismo bucólico a la abstracción geométrica. En ese mismo momento el artista japonés Daito Manabe sorprendió a propios y extraños con un nuevo concepto de show interactivo que combina el videomapping con la danza contemporánea.

 

Ryan Hemsworth prometió mucho más de lo que realmente ofreció. El canadiense, productor de pelotazos de hip hop, R&B y dubstep, no estuvo afinado con los platos. La selecció fue sosegada, más adecuada para disfrutar de una buena siesta que para levantar los ánimos de la legión festivalera. Elijah & Skilliam intrv. Flava D, por su parte, concentraban al público más juvenil en el escenario SonarDome. Pusieron los ritmos más urbanos a esta jornada de apertura diurna del festival. Lástima de la excesiva luminosidad del espacio, que en más de una ocasión le confiere un cierto aire de rave diurna.

El proyecto Despacio permaneció abierto al público durante seis horas seguidas. ¿Y en qué consiste el asunto? Pues en el acondicionamiento especial de un espacio a base de instrumentos de audio hi-tech ideados especialmente para la ocasión por McIntosh. Ese es el continente y su contenido es una selección sublime de música procedente de las colecciones privadas de nada menos que 2Many Dj’s y James Murphy, los cuales se van turnando a los platos durante las tres jornadas diurnas de Sónar entre las 15.30 y las 21.30 horas. Sin duda, fue un auténtico turmix sonoro, con continuos saltos a través de estilos como el soul, el house, la música disco, el funk, el post punk, el krautrock…

Y, mientras tanto, las otras actuaciones se ivan sucediendo a lo largo de los otros cuatro escenarios. Así, las japonesas Nisennenmondai aportaron la cota oscurantista a base de ritmos repetitivos, en una confluencia post punk, kraut rock y post disco. El trío prefiguró por momentos estadios sonoros duros, casi industriales. En cuanto a Desert, fueron un contrapunto a aquella bocanada ruidista. El dueto conformado por Cristina Checa y Eloi Caballé se sirvió de laptops y drum machine para encaminarse hacia la vertiente más lumínica de la electrónica. Su propuesta se inspira unas veces en Cocteau Twins y otras en el dream pop de bandas como Beach House. En la otra punta del recinto de la Fira, unos de los protagonistas de la electrónica primigenia, los británicos Chris & Cosey dieron una clase magistral de arqueología de la música hecha con sintetizadores. Y es que su sonido fue piedra angular para estilos posteriores como la música industrial, la EBM o incluso el synth pop.

Ben Frost fue el otro gran triunfador del día. Con su post clasicismo desestructurado dejó con la boca abierta a prácticamente todo el público que reventó el Auditori de la Fira. Acompañado por dos músicos, y bien cargado de artillería instrumental, decidió encarar su set a un nivel altísimo de ruido, y su gran reto fue el de incrementar el número de capas saturadas hasta el final de la actuación. En buena parte de su desarrollo, la materia prima venía de la deconstrucción de sonidos orgánicos. Fue apoteósico.

Y por la noche, como concierto especial, Massive Attack vinieron a presentar su último espectáculo, con motivo de la inminente publicación de su nuevo trabajo. Desgraciadamente, el concierto no pasará a la historia. Por un lado, se encontraron con una calidad de sonido que nada tenía que ver con la que habíamos tenido durante el día. Quizá la nueva estructuación del espacio, agrandando aún más la megalítica nave industrial, tuvo algo que ver. Por otro lado, se esperaba algo más de la parte visual, diseñada por el propio Robert Del Naja y el cineasta Adam Curtis en Manchester, Duisberg y Nueva York. Para este nuevo espectáculo de Massive Attack, en el que Del Naja co-diseñaba la puesta en escena, y en la que se esperaba una confluencia entre arte, música y política, nos quedamos con la sensación de haber probado un sucedáneo bastante aguado de lo que ofrecieron en su anterior gira de hace diez años, en la que curiosamente los visuales fueron de mucha mayor envergadura y contundencia a nivel de contenidos. Musicalmente, los nuevos temas sonaron gruesos, con muchas guitarras y oscuridad, mucha oscuridad. También hubo tiempo para revisionar su cancionero clásico. No faltaron “Karmakoma”, “Unfinished Sympathy”, “Inertia Creeps”, “Teardrop” y “Angel”.

VIERNES

La segunda jornada de la edición 2014 de Sónar nos dejó algunas de las propuestas más contundentes, sobre todo las que tuvieron lugar por la noche en el recinto de la Fira 2 en L’Hospitalet. Recapitulando sobre todo lo que dio de sí la jornada diurna, cabría comenzar por decir que la afluencia de público fue nutrida desde la hora de apertural, a las 12 del mediodía. De este modo, Enpunto ya pudo pinchar para los primeros festivaleros bajo un sol de justicia. Mientras tanto, el MC Arufe puso la crema en el escenario SonarDôme. La sesión del proyecto de Badalona Sau Poler fue del todo seductora. Sobre todo, por sus bajos contagiosos.

Más tarde, el veterano Pina se aventuró con una buena traca de ritmos quebradizos, siguiendo, eso sí, la misma matriz que popularizaron los grandes tótems de la IDM -como Autechre- durante la década de los noventa. Sanatruja, un poco más tarde, se encontraron con un aforo algo más reducido, debido a las inclemencias climáticas estivales. Aún y así, se esforzaron por atrapar a las valientes almas que se congregaron para bailar una sesión cargada de dubstep al ralentí combinada con pirotecnia sonora ensoñadora. Henry Saiz fue el primero de la jornada en apostar por el hedonismo y la fiesta. Su fórmula no fue otra que la mezcla de balearic beats con italo disco resultón, todo ello bien condimentado con unos visuales vintage de electrónica de principios de los noventa.

Simian Mobile Disco, a primera hora de la tarde, venían a presentar su nuevo espectáculo, “Whort”. Debería haber sido uno de los momentos álgidos del viernes, pero no lo fue. Carentes de la explosividad de anteriores comparecencias, sin duda la mejor opción fue cambiar de escenario. Bonobo plantó su tienda de campaña en el SonarVillage y allí maravilló con su máquina de fabricar texturas sonoras. La propuesta de Matmos, decididamente fue mucho más sesuda: el dúo formado por M.C. Schmidt y Drew Daniel, paladines de la IDM norteamericana, volvió a sorprender con una amalgama de samplers creativos e inusuales. Pero la gran sorpresa de la tarde fueron los islandeses FM Belfast. ¿Y por qué? Pues porque en disco no suenan ni la mitad de festivos que lo hacen en directo. Encima de un escenario pueden llegar a recordar a I Am From Barcelona, eso sí, con muchos más abalorios electrónicos. Fueron los primeros que consiguieron poner patas arriba el escenario SonarVillage.

Justo después, en SónarDôme, los peruanos Dengue Dengue Dengue! pusieron el toque exótico con una propuesta basada en la cumbia electrónica. Oneohtrix Point Never aportó el punto experimental a la tarde a base de pasajes sonoros desolados y algo de dark ambient. Pero el gran triunfador de la jornada diurna no fue otro que el artista norteamericano Jon Hopkins. Nadie dudaba que su presentación era una de las más esperadas de la edición de este año, y por suerte para todos los que allí estuvimos, su concierto resultó espectacular. En el escenario SonarHall –fue una excelente decisión escoger este espacio para su directo- no cabía ni un alfiler cuando empezaron a sonar los primeros compases de “Immunity”, su celebradísimo último disco. Sorprendió en su apuesta por usar un mayor número de resortes rítmicos para vestir sus temas, otorgándoles así una mayor riqueza de matices. Por la noche, tras realizar un necesario traslado hacia las instalaciones de dimensiones gigantescas del recinto de L’Hospitalet, gran parte del público se aglutinó frente al gran escenario SonarClub.

Allí tuvo lugar uno de los conciertos-reclamo de la edición de este año. Se trataba del proyecto que protagonizan a partes iguales Röyksopp y Robyn. Pero fue un parto difícil el suyo. La parte visual y la puesta en escena fueron espectaculares, con una legión de músicos aporreando instrumentos electrónicos y sintetizadores. Aquí nada que objetar. Donde sí flojearon fue en los temas que presentaron, aquellos que no forman parte de “Do it Again”, su único EP conjunto publicado hasta la fecha. En cambio, el momento en que se quedaron Röyksopp solos en el escenario, el espectáculo ganó enteros a la velocidad de la luz. Fue el momento de pulverizar la osamenta de las caderas gracias al baile frenético que propiciaban temas de electro-techno oscuro de corte centroeuropeo. También hay que destacar la excelente calidad de los visuales que aportaron como soporte. Fue una lástima que la parte protagonizada por Robyn –por momentos con regusto a eurobeat rancio- desluciera un espectáculo que podría haberse convertido en el más celebrado de esta edición. Suerte que al rato, en el escenario de al lado, actuaban unos que nunca fallan.

Los alemanes Moderat, igual que hicieran quince días antes en el Primavera Sound, salieron a barraca con una puesta en escena pulida y estéticamente arrebatadora. El trío se presentó en línea, cada uno tras su panel de mandos electrónico – a la manera de Kraftwerk-, y detrás proyectaron una serie continuada de visuales con imaginería geométrica que combinaban perfectamente con la iluminación. Una vez más, lograron encandilar al público, que se volvió especialmente loco con el hit atemporal “Rusty Nails”. Poco después, y de vuelta al escenario SonarClub, el británico Joshua Steele, conocido artísticamente como Flux Pavilion, consiguió persuadir a todos con hits contundentes y basslines bestiales. Le dio el relevo Pretty Lights, eso sí, esta vez tirando de sampling, combinando ritmos hip hop, glitches y muestras de funk y soul añejos. Caribou, que vino a presentar temas nuevos, atestó de gente el escenario SonaPub. Lástima del sonido, se echó a faltar algo más de firmeza en la ecualización. Suerte que más tarde llegó Todd Terje, que en apenas unos segundos logró borrar de nuestra memoria la palabra “cansancio”. Por último, el set de 2Many DJs fue de aquellos para enmarcar. Los belgas volvieron a poner temas a la velocidad del rayo y de nuevo engatusaron al público con su fórmula ganadora, consistente en mezclar temas raros con hits atronadores.

 

SÁBADO

La última jornada de Sónar nos dejó una imagen de público atestando el recinto diurno de la Fira. Y es que no era para menos, el cartel todavía guardaba algunos ases en la manga. Eso sí, la gente empezó a llegar algo más tarde que durante los días predecentes. Era un buen momento para visitar las actividades extramusicales que se concentraban en el apartado Sónar +D. Allí se podían probar desde las nuevas gafas tecnológicas de Google hasta un juego de construcción de un instrumento de música electrónica de 8 bits. También se pudo disfrutar con calma de la maravillosa instalación de casi 40 metros de longitud y 6 metros de altura del artista y explorador de estéticas digitales Carsten Nicolai. O de los conciertos a cargo del proyecto conceptual Machine Variation, de Martin Messier y Nicolas Bernier, los canadienses responsables de “La Chambre des Machines”, o lo que es lo mismo, su interpretación de las máquinas de ruido de Luigi Russolo.

Como en las jornadas anteriores, Despacio, el proyecto de sesiones a seis manos entre James Murphy y 2ManyDjs, era una visita del todo ineludible. La cola bajo el sol era un justo peaje antes de disfrutar de esa espectacular recreación de una discoteca clásica de los 80, en la que los tres anfitriones ofrecían una sesión con lo mejor de sus colecciones privadas de vinilos. Comenzaron con un ritmo sosegado, con un tempo marcado a bajas revoluciones, con la música disco como gran protagonista.

Un poco más tarde, Neneh Cherry apareció escoltada por RocketNumberNine. El trío se encontró con un espacio lleno a rebosar de público. La escenografía era sencilla, pero el sonido se apreció bajo. Ciertamente no fue un gran concierto. La selección, basada en gran medida en sus trabajos recientes, desconsoló a todos aquellos que esperaban una mayor presencia de sus hits de su primera época. Incluso la revisión que hizo al final de “Buffalo Stance” quedó un tanto insulsa.

Fue momento de cambiar de aires para ver el espectáculo que había preparado Kid Koala, que presentaba “Vinyl Vaudeville 2.0”, una locura en la que había cabida para bailarinas, marionetas y jukebox. El canadiense, que iba enfundado en un caluroso disfraz de koala, incluso salió del escenario y acabó disfrutando de un baño de masas hacia el final del concierto.

Luego fue momento de enfrentarse a un planteamiento mucho más sesudo, con el concierto del norteamericano Audion. Su techno inteligente atrapó al público desde el minuto uno. Destacó también su puesta en escena, incrustado dentro de una estructura oval ataviada con luces de LED. Mientras tanto, DJ2D2 volvió a dar una clase magistral de hip hop de corte underground en el escenario SonarVillage. En el SonarComplex, a última hora de la tarde,Majical Cloudz, el proyecto radicado en Montreal y formado por el cantante y compositor Devon Welsh y el productor Matthew Otto,desplegaron su habitual art pop de fantasía.

Casi al mismo tiempo, en el escenario SonarDôme, TOKiMONSTA cautivó con sus filias sampledélicas, despues de que Dâm-Funk nos transportara a la época del boogie funk merced a su dominio del sintetizador. Hacia el final de la tarde, nos topamos con dos fiascos. Por un lado, WhoMadeWho, que demostraron que su giro estilístico hacia el rock de manual no lleva a ningún lugar. Por otro, la fallida última propuesta de James Holden, en la que incorpora vientos cubriendo una serie de elucubraciones dispersas.

Suerte que estaba DJ Harvey para solucionar el desaguisado que había dejado Holden. Su sesión fue finísima y enloqueció al respetable que se amontonaba en el escenario más grande del recinto. La noche, por su parte, sorprendió por la disminución notable de público respecto a la jornada anterior. Abrió fuego Four Tet, que volvió a encandilar con una sesión sorpresiva de altos vuelos. Luego fue momento para la reválida de Massive Attack, que ofrecieron mejor cara que en su comparecencia de la noche del jueves. Mejoraron en el sonido y en la puesta en escena. Esta vez sí que consiguieron atrapar con los visuales y por fin oímos bien las voces de Horace Andy y Robert Del Naja.

A la vez, Lykke Li se presentó con banda en el escenario SonarPub. Fue un concierto cargado de intensidades, sobre todo cuando interpretó los temas de su penúltimo trabajo, “Wounded Rhymes”. Por su parte, la magistral sesión de Matthew Dear se hizo corta. Sumergido bajo un manto de techno oscuro, mostró las claves de su impecable discografía. Sin duda, la suya fue la mejor sesión de toda la noche. Porque lo de Rudimental fue más bien para olvidar. EDM de garrafa para un público cada vez más mermado.

Suerte que Chic estuvieron allí para levantar los ánimos. Los padrinos de la música disco ofrecieron un concierto sin fisuras, con temas propios –tienen una batería de éxitos impecable– y otros ajenos de Donna Summer o Daft Punk. A partir de aquel momento no hubo gran cosa que destacar. Durante el concierto de Boys Noize cayó un chaparrón de órdago que provocó la suspensión de la esperada sesión de Ralph Lawson. El alemán de Turbo Recordings sonó abrupto y el ritmo de su concierto fue más bien descompasado. Y desgraciadamente, Tiga, que puso el colofón con la lluvia todavía como protagonista, no tuvo su noche. Sorprendió incluso que se arriesgara con ritmos étnicos. En definitiva, fue una jornada algo descafeinada en cuanto a resultados de las propuestas musicales, pese a contar con un cartel de mayor calado que la anterior.

Texto: Lluís S. Ceprián

Fotos: Xavi Mercadé

cabeecera chic f x mercadeDSC_8217

CRÓNICA SÓNAR 2014: SÁBADO

La última jornada de Sónar nos dejó una imagen de público atestando el recinto diurno de la Fira. Y es que no era para menos, el cartel todavía guardaba algunos ases en la manga. Eso sí, la gente empezó a llegar algo más tarde que durante los días predecentes. Era un buen momento para visitar las actividades extramusicales que se concentraban en el apartado Sónar +D. Allí se podían probar desde las nuevas gafas tecnológicas de Google hasta un juego de construcción de un instrumento de música electrónica de 8 bits. También se pudo disfrutar con calma de la maravillosa instalación de casi 40 metros de longitud y 6 metros de altura del artista y explorador de estéticas digitales Carsten Nicolai. O de los conciertos a cargo del proyecto conceptual Machine Variation, de Martin Messier y Nicolas Bernier, los canadienses responsables de “La Chambre des Machines”, o lo que es lo mismo, su interpretación de las máquinas de ruido de Luigi Russolo.

Éxito indiscutible de público

Como en las jornadas anteriores, Despacio, el proyecto de sesiones a seis manos entre James Murphy y 2ManyDjs, era una visita del todo ineludible. La cola bajo el sol era un justo peaje antes de disfrutar de esa espectacular recreación de una discoteca clásica de los 80, en la que los tres anfitriones ofrecían una sesión con lo mejor de sus colecciones privadas de vinilos. Comenzaron con un ritmo sosegado, con un tempo marcado a bajas revoluciones, con la música disco como gran protagonista.

Neneh Cherry

Un poco más tarde, Neneh Cherry apareció escoltada por RocketNumberNine. El trío se encontró con un espacio lleno a rebosar de público. La escenografía era sencilla, pero el sonido se apreció bajo. Ciertamente no fue un gran concierto. La selección, basada en gran medida en sus trabajos recientes, desconsoló a todos aquellos que esperaban una mayor presencia de sus hits de su primera época. Incluso la revisión que hizo al final de “Buffalo Stance” quedó un tanto insulsa.

Kid Koala

Fue momento de cambiar de aires para ver el espectáculo que había preparado Kid Koala, que presentaba “Vinyl Vaudeville 2.0”, una locura en la que había cabida para bailarinas, marionetas y jukebox. El canadiense, que iba enfundado en un caluroso disfraz de koala, incluso salió del escenario y acabó disfrutando de un baño de masas hacia el final del concierto.

Audion

Luego fue momento de enfrentarse a un planteamiento mucho más sesudo, con el concierto del norteamericano Audion. Su techno inteligente atrapó al público desde el minuto uno. Destacó también su puesta en escena, incrustado dentro de una estructura oval ataviada con luces de LED. Mientras tanto, DJ2D2 volvió a dar una clase magistral de hip hop de corte underground en el escenario SonarVillage. En el SonarComplex, a última hora de la tarde,Majical Cloudz, el proyecto radicado en Montreal y formado por el cantante y compositor Devon Welsh y el productor Matthew Otto,desplegaron su habitual art pop de fantasía.

TOKiMONSTA

Casi al mismo tiempo, en el escenario SonarDôme, TOKiMONSTA cautivó con sus filias sampledélicas, despues de que Dâm-Funk nos transportara a la época del boogie funk merced a su dominio del sintetizador. Hacia el final de la tarde, nos topamos con dos fiascos. Por un lado, WhoMadeWho, que demostraron que su giro estilístico hacia el rock de manual no lleva a ningún lugar. Por otro, la fallida última propuesta de James Holden, en la que incorpora vientos cubriendo una serie de elucubraciones dispersas.

DJ Harvey

Suerte que estaba DJ Harvey para solucionar el desaguisado que había dejado Holden. Su sesión fue finísima y enloqueció al respetable que se amontonaba en el escenario más grande del recinto. La noche, por su parte, sorprendió por la disminución notable de público respecto a la jornada anterior. Abrió fuego Four Tet, que volvió a encandilar con una sesión sorpresiva de altos vuelos. Luego fue momento para la reválida de Massive Attack, que ofrecieron mejor cara que en su comparecencia de la noche del jueves. Mejoraron en el sonido y en la puesta en escena. Esta vez sí que consiguieron atrapar con los visuales y por fin oímos bien las voces de Horace Andy y Robert Del Naja.

Lykke Li

A la vez, Lykke Li se presentó con banda en el escenario SonarPub. Fue un concierto cargado de intensidades, sobre todo cuando interpretó los temas de su penúltimo trabajo, “Wounded Rhymes”. Por su parte, la magistral sesión de Matthew Dear se hizo corta. Sumergido bajo un manto de techno oscuro, mostró las claves de su impecable discografía. Sin duda, la suya fue la mejor sesión de toda la noche. Porque lo de Rudimental fue más bien para olvidar. EDM de garrafa para un público cada vez más mermado.

Chic

Suerte que Chic estuvieron allí para levantar los ánimos. Los padrinos de la música disco ofrecieron un concierto sin fisuras, con temas propios –tienen una batería de éxitos impecable– y otros ajenos de Donna Summer o Daft Punk. A partir de aquel momento no hubo gran cosa que destacar. Durante el concierto de Boys Noize cayó un chaparrón de órdago que provocó la suspensión de la esperada sesión de Ralph Lawson. El alemán de Turbo Recordings sonó abrupto y el ritmo de su concierto fue más bien descompasado. Y desgraciadamente, Tiga, que puso el colofón con la lluvia todavía como protagonista, no tuvo su noche. Sorprendió incluso que se arriesgara con ritmos étnicos. En definitiva, fue una jornada algo descafeinada en cuanto a resultados de las propuestas musicales, pese a contar con un cartel de mayor calado que la anterior.

Texto: Lluís S. Ceprián

Fotos: Xavi Mercadé

Sónar cartel 2014

Contempopránea, Sónar y Low Festival: suculentas confirmaciones

The Horrors, Veronica Falls, Rudimental, Yelle, Vetusta Morla… tienes para elegir

Seguimos con uno de nuestros temas favoritos: los anuncios de nuevos artistas. El festival de Badajoz y Alburquerque incluye en su cartel a The Horrors, Veronica Falls, The Pains Of Being Pure At Heart, Russian Red, Kokoshka y Odio París, que se suman a otros como Sidonie, Izal, The Third Twin Dj’s, Burgim, Love Of Lesbian, o Fuel Fandango.

Por su parte, el Sónar nos ha sorprendido con nada más y nada menos que diecisiete confirmados: Pretty Lights, Flux Pavilion, Rudimental, DJ Harvey, The Martinez Brothers, Machinedrum, Tiga, Laurel Halo, Ben Frost, Yelle, Recondite, UZ, L.I.E.S. showcase: Ron Morelli, Svengalisghost, Alizzz, Visionist y Dj Nigga Fox. Una apuesta muy seria, como viene siendo común en este festival edición tras edición. Durante dos semanas, el abono completo para Sónar 2014 se puede adquirir al precio reducido de 160 euros; a partir del 11 de febrero su precio ascenderá a 180 euros.

El Low, para terminar, acaba de anunciar a Vetusta Morla, Blood Red Shoes, The Magician, Pony Bravo, El Columpio Asesino, We Are Standard, La Habitación Roja, Triángulo de Amor Bizarro, Money For Rope, Pajaro, y Oso Leone. Todos directos a Beniyork.

¿Qué te parece? ¿Te seduce alguno de los tres? Seguro que sí, y próximamente, más novedades.