??????????????????????

ROTOTOM SUNSPLASH 2015: CRÓNICAS SÁBADO 15 Y DOMINGO 16

DÍA 1 – SÁBADO 15

Llegamos por fin a la pequeña Jamaica que los italianos (hoy un grupo multicultural) han tenido a bien montar en la tranquila localidad de Benicassim. Son ya 5 años los que venimos y la sospecha del cansancio o la repetición pesa sobre nosotros, pero el Rototom Sunsplash siempre te sorprende. Atrás las polémicas de Matisyahu, Major Lazer y el pulso con algunos comerciantes de la localidad, estamos aquí. La maquinaria de Rototom se pone en marcha. Lo decimos porque no fluye a pleno rendimiento, aunque es comprensible. Apuntemos que debería agilizarse la acreditación de trabajadores y de público.

Tras conseguir acreditarse nos dirigimos a conocer el recinto del festi. Antes de que nos reciba la estatua de Bob Marley, que preside la gran avenida principal, nos cruzamos con Dada Yute e intercambiamos unas palabras en portugués con él. Dada Yute es uno de los cantantes más reputados de Sao Paulo (Brasil). Militó en la mítica banda Leoes de Israel y ahora desenvuelve su carrera en solitario. Presentará Zion Bird EP, su último trabajo, en el escenario Showcase junto a la Royal Band el último día, coincidiendo con Protoje. Prometimos estar allá.

Entrada al Rototom Sunsplash

Tras el primer encuentro damos una vuelta para reconocer del festival. Casi cada año cambian la configuración o la localización de los escenarios y el mercado. Esta vez la remodelación es más grande de lo que teníamos en mente. Con sus puntos positivos y negativos. Nos ha gustado mucho el hecho de que los escenarios están bastante separados unos de otros. Buena noticia, el que estuvieran tan juntos en ediciones anteriores le hacía un muy flaco favor al sonido. Además, esta era una de las demandas más comentadas en los corrillos donde debatíamos las actuaciones. Buena noticia, Rototom escucha.

African Village

Menos nos ha gustado el mercado. El doble de paradas y puestos se nos antoja demasiado, demasiada oferta y puestos muy abigarrados. Ya no existe un recorrido claro a través del cual ir conociendo cada puesto.  Además, secciones obligatorias del Rototom han menguado bastante. Ska Club o Juanita son los grandes damnificados en esta nueva concepción del espacio, pero si se hace, por algo será. Bueno es el ejemplo que me dan los asistentes de media para haber reconfigurado la sala de prensa. En años anteriores se acumulaban muchas personas a la hora de las ruedas de prensa, lo cual incomodó a algunos artistas. Razones debe haberlas.

No nos gusta nada la nueva concepción del Ska Club, más pequeño y sin escenario. No se puede tener a una leyenda como Bunny “Striker” Lee en el suelo, sin tarima. Un artista que debería actuar en el Main Stage. Desaparecen las bandas y sólo se programan sesiones de DJ. Aunque las bandas de ska y rocksteady se recolocan en el Showcase. Se agradece mucho el detalle.

Por lo demás tenemos los habituales escenarios de relajación, yoga, talleres de danza y African Village. Un escenario menospreciado por el público y en el que suceden cosas bien interesantes. En fin, vamos con los conciertos del primer día.

Es tarea imposible controlar lo que pasa en todos los escenarios y ver todo lo que ofrece Rototom, aviso que iremos de pasada por el escenario Dancehall, estilo que personalmente me interesa menos y al que la dirección de Rototom no ha conseguido pillarle el punto, aunque se esfuerza año tras año.

El primer día viene marcado por la actuación del Wild Apache, muchos de nosotros veremos por primera vez a Super Cat en concierto, saludamos a muchos amigos que han criticado el festival encaminándose a la plaza de conciertos. Horas antes el Don Dadda había ofrecido una jugosa palestra en la Reggae University, donde repasó un poco de la historia de la música jamaicana. Las actuaciones de Naaman, Popcaan y Junior Marvin quedan en un plano inferior.

Super Cat

Nos acercamos al enorme escenario ya escuchando los acordes de Bob Marley & The Wailers y lo primero que nos sorprende es lo bien que suena la banda. Fantástico el bajo y la batería, cómplices perfectos para establecer la base rítmica con fuerza y contundencia. Programar un repertorio exclusivamente de Marley puede ser un arma de doble filo. El forward que obtienes es impresionante, el público se sabe las canciones y las corea enfervorecido. Otra cosa es estar a la altura de un repertorio tan sobado. Aquí Marvin pinchó, entregó prácticamente el tracklist del “Legend” y vocalmente no acabó de dar la talla. Pero la banda y el set tuvieron la suficiente enjundia como para levantar un poderoso homenaje que iba a fracasar si dependiera de la voz de Marvin.

Junior Marvin & His Wailers (Tribute to Bob Marley)

Popcaan recogió alegrías y decepciones, el que en algún momento trató de hacerle sombra al Werl Boss se sintió cómodo sobre el escenario y dio un gran espectáculo a aquellos a los que les gusta el dancehall. Energía y buen hacer no le falta. De voz no anda sobrado pero en el dancehall de hoy día esto no es tan vital. Sin embargo a final de cuentas pesaron más las valoraciones negativas que positivas.

Mero trámite para la actuación que todos esperábamos fue la de Naaman, un prometedor artista francés. Conectó bien con el público y parece que se sintió muy arropado en el escenario por una banda que sonó muy correcta, sin alardes. Él no lo hace mal, solo pensamos que le queda un poco grande el escenario, sobre todo si lo comparte con el Wild Apache, que vendría después.

Naaman

Con la platea abarrotada y el público bastante caliente tras el show de Naaman y Popcan llegaba para reventar el escenario el original Don Dadda, tras más de una década de silencio volvía por todo lo alto. Sería conveniente analizarlo en su contexto. En su presentación se dijo que Sean Paul es un simple imitador de su estilo. Solo Shabba Ranks era capaz de cabalgar como él cualquier riddim, salvaje y brutal. Vamos a tender encima de la mesa un par de consideraciones. No es la misma la energía de hace 20 años que la de ahora y tampoco lo es reaparecer tras tantos años sin pisar una tarima. Con esos hándicaps en cuenta, el tipo lo hizo muy bien y no decepcionó a los que esperábamos con ansias la vuelta del Apache.

Dio una lección a las nuevas generaciones de cómo se debe hacer el dancehall. Aún corto físicamente no faltó espectáculo y chulería como solo el Don Dadda sabe derrochar y se desenvuelve fantásticamente en clásicos como “Don Dadda” “Under Pressure” o “Dem No Worry Me”, con la que cerró su actuación.

Tras el bolo y cierre del escenario principal por este día nos dirigimos con ansia a la Dub Academy donde Arise Sound estaba ofreciendo una selección bastante nutritiva de tunes en clave femenina, preparando el terreno para la sesión más esperada de esa noche, Don Fe y Prince Jamo, dos viejos conocidos que con certeza han conseguido fructificar sus carreras  en colaboración.  Destacar un temazo de Joseph Lalibela y algunas incursiones en el Weep Not de Don Fe.

Y acabamos nuestra parada tras la sesionaza de Lutxo Pérez en el Ska Club, con Baltz Bita en el Showcase sus Akatz terminan de hacernos la fiesta.

Impresionante el rollo, la frescura y la energía que tienen estos músicos a horas tan intempestivas. “Luces en la ciudad”, “Hijo Puta del Swing” o el último single “Skandalo”, incluido en su reciente “Vuelta y vuelta”, fueron sólo algunos de los temas que presentaron, en un set divertido y bailable. Es una pena que una banda que musicalmente superó con creces a todo lo que pisó Main Stage en este primer día, sea relegada a las 4 de la mañana. Pero nos vino bien. Cuando las fuerzas ya empezaban a abandonarnos, Akatz nos resucitó. La cosa terminó con invasión del escenario. Una locura. Una sección de vientos impresionante en la que destacamos al trombonista, complicado en España encontrar un músico de tanta calidad tal vez en un par de bandas más encontramos un nivel así.  Lo mejor de este primer día. Nos vamos para casa a descansar para el día 2.

El público del Main Stage

DÍA 2 – DOMINGO 16

El segundo día por la mañana la playa del Rototom acogía al veterano sound system catalán Dance Crasher, habituales en las noches de Badalona, con una impecable selección de vinilos de los 70 y 80. En la playa están montando su sistema de sonido el sound euskaldun Watts Attack. Merece la pena pasarse por allá.

Esta noche nos esperaba Josey Wales con Brigadier Jerry, la sensual Hollie Cook y Jah Cure. Entre medias una de esas concesiones que Rototom hace al público generalista, Chambao. A priori el menú tiene poca entidad para los que nos gustan los sonidos más clásicos y tradicionales del reggae.

Llegamos al recinto del festival y ya hay algunas cosas que ver y hacer, suelen programarse actividades divertidas  para los niños cerca del Rototom Circus, en un ambiente muy familiar y descargado, introducirse a los bailes tradicionales de distintas comunidades o etnias, bailes africanos, capoeira brasileira…o puedes tomar una clase de yoga y relajación o darte un masaje. Rototom es un lugar donde se fomenta el cuidado del cuerpo y el descanso de los asistentes. Otro punto a favor del festival y que lo diferencia de la esencia de cualquier otra propuesta existente.

Infelizmente, los que trabajamos en él festi no podemos atender a todo y tuvimos que dejar de asistir a la ponencia del Lama Thubtem Wangchen. El hombre trata de concienciar a la gente sobre los abusos que el pueblo chino ejerce sobre Nepal y sobre los budistas Lamaistas. Pude conocerle y charlar unos minutos con él hace un año. Un hombre muy cercano y amable que busca el diálogo y el entendimiento en lugar de la confrontación directa o el tratar de imponer su realidad a los demás.

Lama Thubtem Wangchen

En los ACR Meetings, la asociación cultural Reggae abrió su edición 2015 con la presentación de varios libros que salieron el año pasado y que no llegaron a tiempo para presentarse el pasado año; “Bass Culture”, “Catarsis Rocksteady” y “The Youth Promotion”. Los autores reflexionaron acerca de varios asuntos, como la autoedición, la traducción, la experiencia de elaborar un libro y todas las problemáticas que ello trae, como funciona la industria y también, claro nos hablaron de sus libros. Recomendadísimos todos ellos por cierto.

En la Reggae University Josey Wales y Brigadier Jerry atrajeron la atención de propios y extraños.  Es increíble que en un festival tan grande puedas entrar en contacto con los artistas, de primera mano en conferencias y charlas en los que participar donde ellos rememoran vivencias o explican de donde y como crean sus temas, influencias o inspiración. Después vendría la conferencia de The Pioneers. Un lujo.

Let Your Yeah (Reggae University)

Pero vamos a lo que vamos. Cae la noche después de algunas lloviznas que refrescan el ambiente, cosa que se agradece. Encaramos la programación del Main Stage:

Abren Josey Wales y Brigadier Jerry, un cambio de última hora pone a Jah Cure cerrando la tanda del segundo día. De nuevo seguimos comentando lo bien que suena este año el Main Stage. Si a esto le añadimos que es la Lloyd Parks & We the People Band la que toma los mandos, la cosa no puede ir mejor.

Josey Wales escogió un set lleno de reminiscencias country, algo que no gustó a algunos compañeros en prensa. Lo cierto es que salió con una voz ronca y vocalmente podríamos decir que le faltó algo. “Oficially” y “Mafia” fueron los primeros temas con los que abrió Lloyd Parks y Josey nos deleitó con su clásico “Bobo Dread” tras eso, poco más que reseñar. La banda sonó perfectamente con el bajista y el batería en estado de gracia, dirigiendo con precisión la función.

Josey Wales & Brigadier Jerry

Muy diferente fue la entrada en escena de Brigadier Jerry, quien salió como un ciclón y una fuerza inusitados. Demostrando que a pesar de su ya avanzada edad está en plena forma para aguantar y levantar un show a la limón con Wales que se habría quedado en poca cosa sin su aparición. Impresionante. Un tema sobre Armagidion Riddim de Bunny Wailer o Bangarang fueron algunos de los pelotazos de la noche.

Descansamos unos minutos en el Ska Club con la selección en clave femenina de Laia Selectora, compañera y amiga. Mientras tanto el Main se prepara para acoger a la británica

Hollie Cook

Si no recuerdo mal su último disco “Twice” fue escogido por varios medios como el mejor del ejercicio 2014. Hollie es capaz de combinar estilos cercanos al pop, ska y tradición caribeña sin que suene pastiche. El problema de Hollie es que no tiene mucha voz en directo. Ella lo sabe y explota sus puntos fuertes. Es una cantante inteligente y debe tener un técnico excepcional, que mandaba efectos de deelay y reberv a la voz y a los instrumentos con muchísima habilidad. Ella tan sensual y atractiva, juguetona hizo cómplice al público de su actuación en un show bien medido y preparado. Nada como llevar la tarea bien estudiada.

La platea empieza a llenarse hasta bien atrás, con la esperada actuación de Chambao, concesión a un público ajeno al reggae. Los organizadores del festival tal vez creen que hay que darle algo de lo que muestran al pueblo de Benicasim, casi totalmente alejado de nociones de lo que es el reggae, rasta o la música jamaicana, Está bien, puede haber para todos. Los más reggaeros se alejarán a los distintos escenarios, yo me decido por Chambao. Quería verlo. En clave de reggae lanzan sus temas clásicos por todos conocidos “Ahí estas Tu” o “Pokito a Poko  y la verdad que suena muy bien. La voz de La Mari es portentosa, mucho mejor por ejemplo que la anterior Hollie Cook, llegando a registros altos y modulando muy pero que muy bien. El toque flamenco le sienta genial y unos vientos terminan de dar una muy buena nota al conjunto. Rototom ha escogido calidad. El público se entrega apasionadamente a Chambao y hasta los más puristas esbozamos una sonrisa.

Chambao

Por fin  llegó el momento que todos esperábamos, Jah Cure sobre el escenario de Rototom Sunsplash con una banda que sonaba como un tiro. Ejecutando riddims clásicos con fuerza y contundencia en los temas más reggaeros y rebeldes del artista como “Sunny Day”, “Love Is the Only Solution” y muchos otros. Jah Cure es un artista que tiene dos facetas, en los primeros años de su carrera fue un artista New Roots muy reputado y respetado con temas grandiosos como los que hemos señalado, la otra es la del Lovers Reggae, Cure es también conocido por sus baladas romanticonas, especialmente dirigidas a un público femenino. Porque no decirlo un poco moñas. Hacia la mitad del show comenzó a explotar esta segunda faceta, viendo que el público no respondía.

Y es que Cure hizo de todo para encender a las gradas pero no lo consiguió en casi ningún momento. Que el mayor forward de la noche sea cuando versionas a Bounty Killer, dice mucho de lo que está pasando. Y es que no sabemos lo que ocurrió, Cure con una voz tremenda, un chorro casi inagotable  bien armonizado y una banda increíble no estaban consiguiendo conectar con el público, más allá de las dos primeras filas.

Cure homenajeó a su compañero Buju Banton, quien cumple condena en USA, muchos creemos que injustamente, dando uno de los momentos con más forward de la noche. El otro momento fue cuando el jamaicano se arrancó la camiseta mostrando su potencial físico, marcado de tatuajes y abdominales. Algunos lo consideraron un acto de mal gusto. Concesiones al espectáculo. En definitiva un gran concierto, que hizo aguas por inoperancia del público. No lo entendemos, pero el respetable manda aunque a veces se equivoque.

Jah Cure

Llegamos un poco tarde al show de Alberto Tarín Jazz & Reggae Band feat Payoh Soul Rebel. De nuevo en el showcase, lo mejor de la noche. Debió haber algún problema con uno de los músicos por que a última hora se sumó a la percusión el genial Carlos Mandievus. Alberto Tarín es un guitarrista excepcional, uno de los pioneros de la escena reggae valenciana y española y alguien que ha girado por todo el mundo con la New York Ska Jazz Ensemble. El resto de músicos son casi tan excepcionales como él. El virtuosismo con la guitarra de Tarín es digno de admirar con solos jazzísticos de primer nivel.

Alberto Tarín

Payoh Soul Rebel es, a mi juicio, la mejor voz del panorama actual del reggae patrio. Sin ningún género de dudas. Armonías, cambios de ritmo, alcanzando registros altísimos, versatilidad. Va dejando caer las palabras sin prisas y con mucha sutilidad. Clase y personalidad no le faltan y tampoco necesita dreadlocks, ni animar al público con bailes y saltos. Entregan un show brillante. Es curioso verlos sobre el escenario sin hacer apenas ningún esfuerzo, parece hasta fácil, el público que lo siente, se deja llevar. Alucinante.

No podíamos  pasar por alto  la Dub Academy a ver a una de las más grandes leyendas del Dub mezclando en directo, Mad Professor. Impresionante lo que es capaz de hacer este hombre con una mesa. Un privilegio poder escuchar algunos cortes exclusivos de los 80 y 90 mezclados en vivo desde la mesa. Una sesión increíble, sonorizada por el poderoso sound system de los italianos de Blackboard Jungle donde no faltó un recado para Matisyahu en un corte especial por la liberación del pueblo palestino. Cerramos la noche, no sabemos ni a qué hora con la sesión de BlackBoard. Las torres están colocadas de otra manera a como estaban en años anteriores, algunas quejas ya se han dejado caer. A nosotros nos parece que está perfecto.

Texto: Alberto “Lupo” Guzmán

Foto de Portada Hollie Cook /

ROTOTOM SUNSPLASH 2015: MANUAL DE USO

valora la calidad de este contenido
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Aún no hay valoraciones)
Loading...Loading...
0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

tres × cuatro =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>